Beso con gusto diferente... (bi)

 


Bueno comienzo haciendo una rápida introducción.



Resulta que con mi mujer habíamos invitado a varios amigos/asa casa, a comer una pizzas y tomar. La noche resultó divertida y todos bebimosdemasiado. Ya tarde, todos comenzaron a irse, pero con mi mujer nos dimoscuenta que Javier (un amigo mío de la secundaria) estaba bastante borracho comopara manejar, ni siquiera se podía mantener en pie sin ayuda y la verdad que yotampoco estaba en condiciones de llevarlo.



Entonces dijimos de esperar a ver si se le pasaba un poco elefecto del alcohol y mientras nos sentamos en el sillón a ver una peli de esasque pasan a la medianoche un poco aburridas. Juli se sentó primero quedando enel medio y yo a su derecha. Ella tenía una minifalda bastante corta que alsentarse y recostarse en el sillón dejaba ver completamente sus piernas. Eso laverdad que me gustó, incluso me calentó un poco el saber que estaba mi amigo ahípresente. Siempre morboseamos con ella con la típica fantasía de un trío ocuando cogemos de decirle cosas como: te gusta que te coja mi amigo? y cosas asícomo para calentarnos. Pero siempre fue solo eso, una fantasía.



En ese momento se me ocurre un "jueguito" y lemando un mensaje a Juli diciendo: que linda que te queda esa minifalda amor, mere calienta, ojo que no se te vaya a ver la tanguita a ver si se nos calientaJavi y después como lo enfriamos? y un emoji guiñando un ojo.



A lo cual ella me responde inmediatamente: Que tanguita? devolviéndomeel mismo emoji seguido del fueguito. Se levanta agarrando los vasos de lamesita ratona ofreciendo algo para tomar y en ese momento puedo ver teniendo suculo casi en mi cara que no traía nada bajo su minifalda!!! Eso la verdad me encendiópor completo provocándome una erección que me costaba disimular. Se dirigió ala cocina y mientras nos servía algo para continuar bebiendo me mira y mordiéndoseel labio inferior veo como metiendo sus manos por debajo de su blusa y con granrapidez se quita su corpiño dejando sus tetas bamboleándose libremente bajo sufina blusa que si bien no transparentaba se podía adivinar a través de la telala forma de sus pezones. 



Antes de volver hacia nosotros se levanta un pocomás la minifalda.

 Toda esa situación deella cumplió su objetivo de calentarme, que fue lo que supuse que ella buscaba,el continuar un juego nuestro. Pero al momento de apoyar los vasos nuevamente enla mesita no solo se agachó más de lo necesario sino que esta vez lo hizoapuntando su cola hacia Javier tapando la visión de la tele como obligando anuestro amigo a ver ese culo que estaba a escasos centímetros para luego volvera sentarse en el sillón.



A todo esto yo ya estaba que explotaba y no era para menos,la situación me daba un poco de celos, pero el morbo podía más. La películaestaba aburrida y cambiando de canal encuentro una película en la que daban escenasbastantes sexuales si bien no era una porno pero ayudaba a calentar elambiente. En un momento veo que me llega un mensaje al celular y era Julidiciendo: Mirá el pantalón de Javi no se estará robando un florero? jajaja pareceque la peli le gustó y otra vez el fueguito. A lo que le respondo: y que hacíasmirando ahí atrevida? jaja no creo que haya sido la peli solamente, aunque yoestoy igual.

Ella al leerlo se sonríe un poco y me manda:  "a ver"... no creo que esténigual... Y como si Javi no estuviera ahí comienza a meter su mano por el elásticode mi pantalón y agarrándome fuerte la pija comienza un lento movimiento comopara no ser tan evidente, aunque por más que la habitación estaba totalmenteoscura y solo se reflejaba el brillo de la tele era obvio que algo pasaba. 



Mientras todo esto pasaba para que la situación fluya de forma más normal solíamoshacer comentarios de la peli, de los actores y demás.

En un momento mi mujer me mira y mordiéndose nuevamente ellabio me hace gesto con las cejas y los ojos para que mire a Javi. La verdad enese momento me asombré de lo que vi, no sé si el pantalón de gimnasia que lequedaba bastante pegado al cuerpo le hacía ver algo más de lo que tenia peroeso llamaba la atención. A lo que Juli se me acerca al oído y me dice: creo quete ganó. Y yo sin creer las palabras que saldrían de mi boca casi sin pensarlasy como retándola a algo que creía que no se atrevería a hacer, le respondo: vasa tener que comprobarlo...

Se vuelve a sonreír y recostándose nuevamente sin soltar mipija veo de reojo disimulando que veía la peli como su mano izquierda se posabadelicadamente sobre la entrepierna de Javi el cual enseguida voltea a vermepero yo sigo haciéndome el distraído.



Así es como luego de un rato de estar frotando suavemente sumano de arriba abajo sobre ese gran bulto justo veo el instante en la quefinalmente su mano se abre camino bajo ese elástico como buscando su tesoro. Miamigo tira la cabeza hacia atrás cerrando los ojos y mi mujer mirándome concara de asombro suelta de golpe mi pija y ayudándose ahora de su mano derechabaja casi desesperada el elástico del pantalón de Javi dejando toda su pijadescubierta. Eso era enorme, si bien era apenas quizás un par de centímetrosmás larga que mi verga si era realmente gruesa pudiendo ver como la mano de miJuli no lograba rodearla por completo. Yo al ver a mi mujer tomando la enormepija de nuestro amigo estaba más que caliente, no me disgustaba nada sino quepor lo contrario quería aprovechar cada segundo y ver hasta donde éramoscapaces de llegar para intentar cumplir nuestras fantasías.

 

A este punto ella loestaba masturbando lentamente sin dejar de ver la pija que tenía entre susmanos, mi amigo me mira como sin entender nada de la situación a lo cual ledigo que disfrute que no pasa nada. Mi mujer se arrodilla de costado en elsillón quedando con su culo hacia mí y su cara cerca de la verga de Javi y mirándomecomo pidiéndome un favor me pregunta: puedo? y le digo: claro, tenés que ayudara nuestro amigo, hace lo que vos sabes...

No llegué a terminar la frase que Juli se había abalanzadodesesperada metiéndose lo más que podía esa verga en su boca y comenzando asíuna chupada de pija fenomenal, como si se tratara del helado más rico que hayaprobado. Yo aprovecho la posición de ella y comienzo a tocar su conchita y ameterle un dedo que automáticamente se fue hasta el fondo de lo lubricada queestaba, y me doy cuenta que el sillón estaba todo mojado donde estaba sentadaJuli. Ella seguía comiéndose la pija de Javi mientras él jugaba con las tetasde ella y sus pezones. Yo por mi lado estaba chupando la conchita de Juli que movíasu colita cada vez que sentía mi lengua pasar por sus labios.



Juli se levanta y nos paramos los 3 y ella comienza asacarle el pantalón y la remera a Javier, mientras yo hago lo mismo con lablusa de ella y su falda para luego desvestirme yo, quedando así los 3completamente desnudos sabiendo lo que iba a pasar sin vuelta atrás. Mi mujerme empuja al sillón y enseguida se sienta sobre mi metiéndose mi pija entera enun solo movimiento, se podía ver que la calentura o el alcohol la teniarealmente desbocada. Javier le acercó la pija a la boca y ella sin dejar decabalgarme como loca comenzó nuevamente a chupar la pija de nuestro amigo.



En un momento Juli suelta la pija y tirándose sobre mí me daun beso largo de lengua como haciéndolo a propósito para darme el gusto de pijade Javier, yo la verdad que no caí porque fue algo rápido y tampoco le iba acorrer la cara a mi mujer, pero la verdad no solo no me disgustó para nada sinoque incluso me dio cierto morbo que ella notó al no solo no darme repulsiónsino que incluso haciendo el beso más largo y fogoso que de costumbre.



 Entonces ellacontinuó a modo de juego chupando la pija de Javier un rato y me besaba y volvíaa la pija cada vez intercambiando de forma más rápida entre mi boca y esa pija,hasta que en un momento mientras nos besábamos fue dirigiendo con su mano lapija de Javi hasta quedar entre nuestros labios y sin detener nuestro besofuimos rodeando entre ambos esa pija con nuestras lenguas y labios. Ya Juli noagarraba la pija de nuestro amigo sino que solo me montaba con más fuerza y eraJavier quien nos cogía las bocas pasando su verga por nuestras bocas y carasincluso haciendo que no solo mi mujer se coma su gran verga, la verdad que noera consciente de lo que estaba pasando la calentura nos ganó, incluso anuestro amigo quien con varios movimientos rápidos comenzó a acabar sobrenuestras caras y bocas una espesa, caliente e interminable leche la cual mi mujerse encargo de que traguemos entre ambos hasta la última gota y como poseídacomenzó a cabalgarme hasta acabar dentro de ella como nunca lo habíahecho.  Creo que sin saber cumplí una de susfantasías y porqué no también alguna mía.



Aunque esa noche no terminó ahí...


P: XtremMan

Comentarios

Entradas populares de este blog

La Culona Vianey (Testigo de Jehova, Joven Casada Infiel)

Mi Primer Experiencia Pegging

Me follé a la novia de mi amigo por detrás