Archive for the ‘Filiales’ Category

Madre llevó a mi hermana a su 1° visita al ginecólogo 2Pa

Viernes, abril 17th, 2015

Ya dentro de nuestra casa, ambos (mi hermana y yo) intentábamos explicar lo inexplicable a nuestra madre, testigo de todo aquello, e intentábamos generarle algunas dudas de lo que decía haber visto. De todos modos y a pesar que me miraba con decepción, fundamentalmente a mi, con la que estaba furiosa era con Felina. La que en definitiva, podía robarle el amor de su hijo…

Le ordenó a mi hermana, su hija, que se internara en la habitación, y que no saliera del cuarto hasta la cena, ella obedeció sin chistar. Y a mi, sólo me miró, con un dejo en sus ojos de tristeza, como defraudada por mi accionar. Eso me mataba, siempre logró, en todos los ámbitos de mi vida generarme culpa. Aunque en este caso puntual, era legítimo su desencanto, yo era culpable, no tenía defensa alguna que presentar y lidiar.
Entró a su dormitorio dejándome en la sala de estar, sin decirme una palabra, yo permanecí inmóvil, de pie a la espera de su reacción y reprimenda.

Al cabo de un tiempo, que a mi me pareció interminable y pudieron tal vez ser unos instantes, al no salir de la habitación, me asomé con cuidado y la observé, más cómodamente vestida, más que eso, sensualmente ataviada, y recostada en un sillón…
¡Pasá! Al verme me invitó a ingresar, se levantó, fue hasta un extremo de la habitación y mientras se quitaba una especie de camisola larga que cubría su cuerpo, murmuró de espaldas a mi: ¡Tengo una duda!
Y quedando en ropa interior, puso sus brazos en jarra y me preguntó con cara recia:
¿Y a vos qué te pasa?

Verla semidesnuda, no era especial, ella, al igual que mi hermana y en alguna medida yo también, acostumbrábamos a andar a medio vestir. Sin embargo, en ese preciso momento, la tensión de lo sucedido, le daba otra carga al asunto, una especie de erotismo acompañaba la situación.. Y a todo ello, quedaba en el aire mi respuesta, que responderle, serle honesto y decirle que estaba caliente? O mentirle y seguir argumentando pavadas como hasta ese momento? De todos modos, nuestra madre nos conocía a todos y a mi, me leía con sólo mirarme, de hecho, ella ya sabía la respuesta a su pregunta, lo que era, que sucedía…

Yo quedé convencido, que ella quería algo más en ese momento, mucho más, y lo quería conmigo, en ese instante, pero, no se animó, y yo menos aún, venía de ser descubierto en una macana monumental, y no estaba para malinterpretar señales femeninas, justo en este caso, las de mi madre. A pesar de que eran evidentes, ella, había jugado estratégicamente pero de alguna manera conservadora, sin ir a la carga final, enceguecida, su táctica, muy sagaz, le daba la oportunidad de retroceder y salir victoriosa. Yo estaba entre la espada y la pared, así que me resigné.

¡Quedate acá a cumplir tu penitencia! Decidió eso, porque mi hermana y yo, compartíamos la misma pieza, así que ella salió de su dormitorio para continuar con las tareas del hogar y yo me recosté en su cama, la que tenía su olor, el aroma a la mujer que yo más amé en la vida, tomé de un mueble, “la cómoda” una fotografía de ella, jovencita, cuando tenía mi edad, y me dormí abrazado a ese retrato en mi pecho.
Ese día terminó sin ninguna otra cosa para destacar, salvo el hecho de cenar todos en silencio, y que mi padre, fue a dormir conmigo en el dormitorio que compartía con mi hermana, y Felina durmió con nuestra madre en la cama de dos plazas.
Mi padre, nunca se enteró de nada, como la mayoría de las veces, respecto a ninguna cosa que sucediera dentro de la familia.
A la mañana siguiente, me desperté estando sólo en la casa, era cerca del mediodía. Cuando comenzaba a desesperarme, entraron por la puerta de entrada, mi hermana y mi madre, que volvían del ginecólogo.

Apartir de lo sucedido con nosotros dos, (mi hermana y yo), mi madre, había decidido un par de cosas drásticas, sacarla a Felina del dormitorio que compartíamos, y armó en medio de un pasillo corredor, que llevaba a los distintos ambientes de la casa, con un sofá cama, un lugar para que descanse, de hecho, eso era complicado, ya que, por ahí, todos los integrantes de la casa, debíamos pasar para, ir a la cocina, para ir al comedor, para ir al baño, para ir a los dos dormitorios, para ir hacia la puerta de entrada a la calle, y para ir a la puerta de salida al fondo de la casa. Era en si, otro castigo para la díscola casquivana de felina, y esta, para demostrar su rebeldía y mantener su espíritu, de no dar nunca el brazo a torcer, lo agradeció, y lo utilizaba con absoluta libertad, como si pudiera tener intimidad en ese, su lugar, y dormía o permanecía semi sin ropas, a gusto, como algo totalmente natural.
A mi madre eso no la condicionó ni le preocupó, ya que como estaba en el medio de todo, siempre había alguien, nunca estaba sola, y podía ser bien vigilada.

Y la segunda cosa, fue llevarla al ginecólogo para estar segura de su doncellez, debido a la penitencia, no me animé siquiera a preguntar, y nadie mencionó nada.
En virtud de eso, no pude enterarme de nada de aquella consulta hasta algunos días después, producto de la vigilancia que se producía en nuestra casa, pasados unos días está (la vigilancia) se relajó y pude acercarme a mi, hermana y ella me contó, y lo que me dijo, me hizo explotar la cabeza….
Pero, eso amerita otro episodio, aunque (poque quiero que se enganchen con la historia) sólo voy a adelantar el principio: Mi madre la acompañó hasta el consultorio, y se quedó con ella para tranquilizarla, ya que por primera vez, Felina, mi hermana, iba a ser auscultada, revisada e inspeccionado su bisoño cuerpo, el profesional le indicó que se quitara toda la ropa, que estuviera como Dios la trajo al mundo. Luego de su desnudo total, el facultativo le pidió a nuestra madre que se retirara, ya que debía ejercer su ciencia asistiéndola legalmente.
hermana
El galeno le preguntó una serie de consignas protocolares, nombre y apellido, edad, antecedentes médicos familiares, y por supuesto, si era virgen…
Ella, mi hermana Felina, le respondió ¡Cómo las que están en las estampitas! Y se rió a carcajadas
El médico sonrió y le dijo ¡No, si no has mantenido relaciones sexuales!
Ella retrucó ¿Qué tipo de relaciones sexuales?
Él replicó ¡Si sos casta!
Y ella inquirió ¡Defíname casta!

Mi madre llevó a mi hermana a su 1° visita al ginecólogo

Viernes, abril 17th, 2015

Ese, fue el primer relato escrito por mi hermana, o con un título parecido.
Esta es mi visión de aquellos acontecimientos, tanto de los hechos concretos, como de las presunciones que los mismos tuvieron en mi parentela, mi hermana, mi madre y nuestro padre.
Creo haber manifestado, que la vida cotidiana en nuestra familia era rutinaria. No teníamos una socialización o proceso mediante el cual interiorizar los elementos socioculturales del medioambiente que nos rodeaba. Nuestro entorno era endógeno, como para aprender y diferenciar lo aceptable con lo inaceptable de los comportamientos de la sociedad.

La constitución de nuestra identidad se determinó dentro de un grupo cerrado, el núcleo familiar y se caracterizó por la impronta que determinó nuestra madre.
En nuestro caso, los únicos vínculos eran de parentezco, con una concepción endogámica de rechazo a la incorporación de miembros ajenos al grupo social troncal en particular..
Y en gran medida por la historia previa y lo experimentado por nuestra madre en su provincia natal, donde era casi común la poliandria (la mujer tiene relaciones estables con varios hombres hermanos entre ellos, algo parecido a la poligamia) debido a la excesiva cantidad de hombres en relación con la falta de mujeres dentro del grupo.

Este retrotraimiento del clan y el repliegue social sobre sí mismo hizo que nosotros tres en principio, mi mamá, mi hermana y yo, fuéramos mucho más que unidos.
Es así, que todo lo hacíamos entre nosotros, todo, entre otras cosas, jugar, y los juegos, se fueron transformando hasta llegar a una edad de la vida en que comienzan a manifestarse los caracteres de la madurez sexual. Ambos núbiles, mi hermana y yo comenzamos a experimentar juntos, con nuestros cuerpos, curiosidad, y el deseo de conocer lo que no se sabe.
Esto despertaba nuestro interés, pero a su vez una inquietud, un desasosiego imposible o difícil de saciar o satisfacer: Por lo pronto hasta ese momento.

Eso a mi, me llevaba hacia mi madre, mi gran amor, mi confidente, mi incondicional, sin restricción ni condiciones “Angélica” ese es el nombre de ella.

Ella producía en mi, lo que en ese momento, empezaba a experimentar con mi hermana, era como sentir, sufrir algo o alguien, como un cambio, un sentimiento que deseaba probar y examinar prácticamente, la eficacia y propiedades de ella, es decir, conocer por la propia práctica.

Mi madre, era y/o es, una mujer muy atractiva para su edad, además de ser muy femenina, graciosa y atenta con las personas amigas, y más aún en mi caso, su hijo dilecto, su primogénito.

La cuestión es, que a mi, me había pegado mal está explosión de andrógenos y testosterona (Hormona sexual masculina que colabora en el desarrollo de los órganos genitales y en la aparición de caracteres sexuales secundarios) tanto, que me hacía doler los testículos. Además hacía que mi pene estuviera constantemente erecto.

Mi hermana “Felina” Fue así, que una de las pocas veces que nuestra madre nos dejó salir a la vereda, sentados en el cordón de la calzada, mi hermana me pidió que se lo mostrara cuando estuviera erguido, tieso y rígido. Fue sólo decirlo, oír sus palabras y mi verga se levantó. No sólo eso, por iniciativa de ella, redobló la apuesta y me pidió tocarlo, conocer su consistencia. Allí, tuve un momento de lucidez y le dije, ¡Tocarlo no, probarlo! ¡Con tus labios!
Ella lo dudó por un momento, pero, se inclinó sobre la cabeza de mi chota y lamió mi glande, estuve a un tris (Tiempo muy corto u ocasión muy cercana) de eyacularle en el rostro, , de a poco se le fue despertando la curiosidad por la rareza de lo que me ocurría o un interés expectante de su parte, Que hacía a la espera, generalmente curiosa o tensa, de un acontecimiento que interesa o importa y que de ultima deseábamos.

Sin embargo, en ese preciso momento escuché la voz destemplada de mi madre a mis espaldas, eso fue como un balde de agua fría, congelada sobre mi, que hizo entrar en estado de reposo absoluto a mi pija.
Sin perder los estribos porque estaba en la calle, pero con la ira que denotaba su voz, nos hizo entrar inmediatamente a la casa, y nos dio una penitencia feroz, no salimos a la acera por más de un año, y llevó a mi hermana, por las dudas, las de ella, mi madre, a tener la primera consulta con el ginecólogo…..

Pero esto, amerita otro episodio, una continuación, que será próximamente, siempre y cuando les interese, lo que tengo para decir…. Saludos

Historia incestuosa entre hermanas

Miércoles, abril 15th, 2015

Hola a quien vaya a leer esta historia. Me da un poco de vergüenza contarla, pero a la vez nostalgia de revivir en mi mente aquellos días que añoro con tanto entusiasmo.

Quizás la historia sea aberrante, quizás sea placentera, eso me da igual. En éstos tiempos oscuros necesito rememorar épocas buenas para sentirme bien. Y ésta, puede que sea la mejor locura de mi vida.

Sí, me presento. Mi nombre es Romina. Ya estoy entrando en la treintena. Más de los que quisiera tener. Pero es ley de vida. Divorciada hace poco. La historia que narraré sucedió hace poco más de 10 años.

Tomando un té a las 1 a.m., no tengo sueño, sólo quiero escribir mientras navego por mi mente rememorando esos tiempos del pasado tan buenos.

Empezaré diciendo que tengo una hermana sola, se llama Florencia. No me corresponde hablar de su vida actual.

En aquel tiempo, cuando ambas éramos adolescentes, recuerdo que Florencia tenía 21 años, y yo 18. Vivíamos en la casa de nuestros padres, Pedro y Marta. Era una casa normal, de una familia de clase media.

Lo primero que recuerdo son mis primeros días en la universidad, apenas ingresaba. Yo era la típica ‘nerd’ que sólo le interesaba estudiar. No era fea, pero ya con ser ‘nerd’, ningún chico se me acercaba, mientras las demás ya todas tenían novio. Tengo el cabello un poco rizado y morocho, bastante largo, mis ojos son color café, y no me quejo de mi cuerpo, pero podría ser mucho mejor, para qué engañarse. Yo me pasaba mi tiempo libre estudiando, de la facultad a casa y de casa a la facultad, el resto de la tarde estudiaba. Tampoco me gustaba salir por la noche.

Y mi hermana era la contra-cara. Bonita, blanco de mira de todos los chicos, con su cabellera larga, rubia y su cara angelical, con sus ojitos verdosos. Su cuerpo perfecto con sus medidas justas. También es muy extrovertida, tiene voz de mando, con lo cual jamás pasa desapercibida. Tiene una figura que muchas chicas envidian.

Yo me llevaba bien con ella, teníamos una buena relación, y nos contábamos todo.

Papá por aquellos tiempos estaba un poco irascible con mi hermana. Estudiar no era lo suyo. Apenas con mi gran ayuda pudo terminar la secundaria. Trabajaba de lo que encontraba, se aburría al mes y renunciaba, así era ella. También tuve que acostumbrarme a verla con novios distintos a cada año.

Nuestra familia era de creencias antiguas y cerradas. Nuestros padres se casaron apenas cumplieron la mayoría de edad. Era la típica familia que no permitía a sus hijas salir a ningún lado hasta tener 18 años, los temas como el sexo eran tabú, nuestros padres nunca nos enseñaron sobre sexo y esas cuestiones. Lo único que recuerdo es cuando nuestros padres, juntos nos llamaron al salón para decirnos algo, y era que nosotras debíamos llegar vírgenes al matrimonio. Para ponerles en contexto la historia que voy a contar.

Papá quería que Florencia se casase pronto, claro que ella nunca se dejaba ver con sus novios, pues que nuestro padre se enterara que ya había tenido 3 novios, hasta la podía echar de la casa. Yo sabía de sus aventuras, pero era un secreto que yo nunca diría a nuestros padres. Le advertí varias veces de las cosas que hacía, que si papá se enterara podía acabar mal, me preocupaba por ella, pero Florencia sabía cuidarse.

No me quiero imaginar si papá se hubiera enterado de que su angelito, o sea yo, tuve sexo a los 17 años, un día que con la excusa de ir a dormir de una amiga, salimos, con un par de tragos ya estaba ebria como nunca lo había estado, y encima termine en un parque con un chico que ni sabía quien era!!

Sí, tuvimos sexo. Estaba tan alcoholizada que ni me acuerdo como fue, lo único que recuerdo es que me dolió tanto que juré nunca más hacerlo!!! Estaba enojada conmigo misma por tamaña estupidez de pendeja… a los pocos días se lo comenté a mi hermana y ella supo entender… estaba claro que decírselo a mis padres era una locura.

En fin, estábamos una noche acostadas mi hermana y yo hablando como siempre antes de dormir, puesto que compartíamos habitación, cuando me confesó que ese día había estado con el novio. Los diálogos trataré de contarlos más o menos como me los acuerdo, una virtud es mi buena memoria:

– Que hicieron?-Pregunté yo.
– No sé si contarte.
– Por?
– Bueno, ya tenés 18 pendeja, podría contarte.
– Dale contame.
– Fuimos a su casa, y no estaban los padres, y…
– Y qué?
– Y lo hicimos.
– En serio?
– Sí.
– Cómo estuvo?
– Uff re bueno.
– Wow. Si papá se entera..
– No se va a enterar. Vos no le vas a decir nada, no?
– No, tranquila.

– Cuando vas a tener novio, vos?
– No sé, soy fea.
– No boluda, seguro algún chico te mira.
– No creo.
– Pero te gusta alguien?
– No.

Mi respuesta fue en un tono que mi hermana se dió cuenta que me molestaba hablar de esos temas, y nos dormimos.

En este punto es en donde comienza la historia con mi hermana.

Al final del año, termine bien el primer año de la Facu, y con la familia nos fuimos de vacaciones a Mar del Plata como generalmente hacemos.

Estábamos acostadas boca abajo en la playa, ambas en bikini, tomando el radiante sol bajo una toalla, la playa estaba a medio llenar, aún era algo temprano en la mañana.

Nuestros padres habían ido a caminar a lo largo de la orilla, es algo que cada año hacen y les gusta mucho hacer.

Le pedí a mi hermana que me pasase protector solar por la espalda, ella aceptó y mientras se arrodillaba al lado de mi cuerpo, me pasaba la crema. Entonces, empezó a fastidiarme:

– Y cuando vas a estrenar novio? –Preguntó mi hermana.
– Que se yo Flor, no me jodas con eso.
– Acá hay muchos chicos lindos, podemos probar.
– Florencia.-Dije en tono de voz negativo, parándole el carro.
– Bueno, tranquila. No quería molestar, pero es raro.
– Raro qué?
– Que con 18 no hayas tenido novio.
– Florencia, no todas las chicas son como vos.
– Bueno… pero… no te dan ganas?
– Ganas de qué?
– De hacerlo.
– Hacer qué?
– Tener sexo, boba.
– No sé.
– Cómo no sabes? No sentís la necesidad de estar con un hombre?
– A veces, pero se me pasa.
– Tocándote?
– Eh? No.
– No te tocas?
– No. No hago esas cochinadas.
– No mientas, soy tu hermana boluda.
– Es la verdad, no hago eso.
– No te creo… pero porqué?
– No sé, intenté una vez pero no siento nada.
– Qué? Cómo que no sentís nada?
– Basta.
– No no no, Romina, estas diciendo que no te masturbas porque no sentís nada?
– Shhhhhhhhh, te van a escuchar boluda.
– Buenoo, pero es verdad que no sentís nada cuando te tocás?
– Sí, eso dije! Burlate.
– Jajaja nooo, pero te estas perdiendo de mucho.
– Da igual, no me interesa.
– Tengo una idea.
– Qué?
– Te tengo que enseñar a masturbarte.
– Quéeeee???????????? Estas loca????
– No, por?
– Me da vergüenza! Encima si papá o mamá se enteran de algo así nos echan de casa!
– Jajaja tranquila, no puedo permitir que mi hermanita no sepa darse placer.
– Pero ya te dije que no siento nada, no hagas nada. Me dan asco esas cosas!
– Shh, tranquila Ro, yo te voy a enseñar.

Yo no es que necesitara de un manual de instrucciones para mi cuerpo, pero había intentado masturbarme una vez, y no sé si era demasiado chica o qué, pero no sentí nada, me toqué un poco porque se corría el rumor en la secundaria entre las chicas que se masturbaban, y bueno. Pero por alguna razón sea la que fuere no sentí nada, además de que para mí, con la familia que me crió, hacer eso era muy malo, yo pensaba así, por eso no lo hice nunca más.

Mis experiencias sexuales, aparte de perder mi virginidad a los 17, empezó bastante más tarde de lo normal. Recién a los 18 tuve mi primer orgasmo, seguramente por la educación que recibí de mis padres, no concurría en esos temas. Algo que mi hermana había concurrido hace largo rato. De hecho mi primer orgasmo fue gracias a mi hermana.

Volviendo a la playa. Así es ella, todo rápido y sin pensar. Yo permanecía acostada boca abajo, mientras ella agarró el pote de crema y se puso mucha cantidad en las manos, y empezó a pasármela por las piernas.

Me fue pasando la crema por mis pies, fue subiendo por mis piernas, y luego masajeaba mis muslos, con delicadeza y lentitud, pasándome el protector solar. Después me la pasó por la cola, y luego bajo de nuevo a mis muslos.

Tenía la sensación de que me iba pasando la crema con las manos cada vez más cerca del comienzo de mi cola, con las palmas abiertas de sus manos subía por mis muslos, y los dedos grandes me los metía ligeramente abajo del bikini, sentía que con esos dedos me rozaba un poquito los labios de mi vagina, y con esos movimientos repetitivos yo me empecé a sentir muy relajada, pero me vi obligada a hablarle:

– Qué haces?
– Te estoy pasando la crema, porqué?
– Ya me la pasaste muchas veces.

Ella no respondió, seguía con esos movimientos, me dí cuenta de lo que estaba haciendo, y traté de no ser exaltada, había bastante gente alrededor, aunque no muy muy cerca como para ver lo que estábamos haciendo.

– Flor, nos van a ver.
– Vos tranquila, relajate.
– Ya van a venir papá y mamá Florencia, basta.

Traté de sonar más agresiva, pero no había caso. Incluso hice el amago de levantarme, pero mi hermana me indicó que permanezca así.

– Estoy vigilando Ro, no te asustes.

Yo estaba aterrorizada ya, esa situación me incomodaba mucho porque cualquiera nos podía ver!

Mientras seguía sintiendo sus dedos peligrosamente cerca de mi cosita, incluso los empezó a hundir más adentro.

– Mmmm, deberías rasurarte hermanita.

Claramente lo decía por mi entrepierna, nunca me la había rasurado, sabía de chicas que lo hacían pero yo nunca lo hice.
Me estaba tocando los labios de la conchita metiendo los dedos abajo del bikini, y encima me empezó a gustar, que sucia me sentía!!!

En un acto de cordura, le pregunté:

– Flor, nos ve alguien? Tengo miedo.
– No, tranquila que estoy mirando.

Yo empecé a sentir algo rico, y me empezaba a retorcer. Mi hermana se dio cuenta:

– Te gusta Ro?

No respondí.

– Tenés muchos pelitos boluda, esta noche te depilo.

La verdad es que nunca había sentido algo así, me sentía re extraña, por un lado me gustaba eso que me hacía pero yo pensaba que estaba mal, que era una guarrada, cochinada, y mis pensamientos éticos estaban muy presentes. Una parte de mí quería levantarse y terminar con esa locura, y otra quería quedarme acostada pensando que estábamos solas y que me siga tocando.

En ese momento en que mi cabeza se debatía qué hacer, sentí cómo un dedo de mi hermana me tocaba más adentro aún, en mis labios menores, inmediatamente sentí como electricidad por todo mi cuerpo, fue raro en ese momento para mí, me estaba excitando a full y nunca lo había sentido.

Incluso largué un gemido leve, yo permanecía con los ojos cerrados tratando de pensar en que nadie nos estaba viendo, pero tuve que hablar por mi miedo:

– Flor, no vienen papá y mamá?
– No… estoy viendo y nadie nos mira, tranquila.
– Dios, esto es muy raro.
– Hacé silencio Ro, ya siento cómo te estás mojando toda.

Sabía que se refería a la lubricación de la vagina, eso lo aprendí en la escuela con las clases básicas de sexualidad, pero nunca lo había sentido hasta ahora.

No me gasté en seguir hablando, estaba disfrutando de los toqueteos que me brindaba mi hermana y sentía ahí abajo como me humedecía cada vez más.

En fin, ahí estaba yo, la niña buena, correcta y estudiosa, siendo masturbada por mi propia hermana mayor en el medio de la playa y a la vista de todo el mundo. ¡Qué locura!

Unos segundos después, Florencia se detuvo y quitó las manos de ahí:

– Ahí vienen.

Se refería a nuestros padres. Yo ya estaba en una especie de trance, excitada como una perrita en celo, abrí los ojos y vi de nuevo la arena, traté de comportarme como si nada hubiera sucedido, pero tenía muchas preguntas para mi hermana!!! Tenía una sensación nueva en todo el cuerpo, estaba muy caliente, pero lo disimulé bien toda la mañana.

Ya con nuestros padres al lado de nosotras, me giré para broncearme la parte delantera, nos miramos con mi hermana y nos reímos jaja. Yo por primera vez sentía la conchita toda calentita e hinchada, y tenía ganas de tocármela, pero me contuve.

Un rato después, con mi hermana nos fuimos a caminar la orilla. Mientras caminábamos, empecé a preguntarle:

– Me siento rara Flor.
– Jajaja porqué?
– No sé.
– Te gustó?
– Sí, mucho.
– Y bueno, entonces?
– Así entonces se siente masturbarse? Es mejor de lo que pensaba jaja.
– Jajajajaja.
– Me siento húmeda.
– Es normal hermanita, no sé como no te lo enseñé antes, creí que lo aprenderías solita como yo jajaja.
– Jajaja.
– Te sentís rara porque todavía estás excitada, en un rato se te pasa.
– Entiendo.
– Ah, y te tengo que depilar toda ahí.
– Cómo?
– No sé…. Nos vamos a la casa un rato antes, y ahí lo hacemos.

Durante el resto del día todo transcurrió normalmente. Luego antes del atardecer, con mi hermana dijimos a nuestros padres que íbamos a la casa que alquilamos a bañarnos, que por hoy habíamos tenido suficiente (una tonta mentira para meternos juntas al baño y hacer otro tipo de cuestiones jeje.)

Nuestros padres se quedaban un rato más en la playa, así que caminamos hasta la casa (estaba a 2 cuadras) y nos metimos directas al baño.

Cabe destacar que muy pocas veces nos bañamos juntas, sólo recuerdo algunas imágenes cuando éramos pequeñitas, porque nuestros padres no nos dejaban hacerlo.

Yo sabía de mis amigas y las que tenían hermana, a veces se bañaban juntas.

Con lo cual la idea de meterme con mi hermana a la bañera me daba miedo, quien sabe que dirían nuestros padres si se enteran.

Le dije que había que hacerlo rápido porque podían venir.

Bueno, ya las dos ahí, nos sacamos la bikini y ella abrió la ducha, como decía, había una bañera, así que nos sentamos una de cada lado mirándonos de frente. Mi hermana abrió la boca:

– Te crecieron bastante las tetas, eh pendeja jaja.
– Sí, supongo, aunque no como las tuyas.

Era raro ver a mi hermana desnuda, es decir, hacía mucho que no la veía así. Nos miramos las tetas mutuamente jaja, era claro que las suyas eran un poco más grandes. Incluso pude apreciar que sus pezones eran más rosaditos que los míos, los suyos eran de un rosa fuerte, y los míos un rosa más clarito.

Sí, siempre fui muy detallista, es algo que llevo en mi personalidad.

Ella abrió sus piernas delante de mí, yo miré y vi como estaba toda depiladita, sin un solo pelito. Me agradaba como se veía. Le podía ver toda la conchita al descubierto, era extraño para mí porque yo tenía mucho vello y no me la podía ver bien cuando me bañaba. Mi hermana se miró su pubis y se pasó la mano por allí, y por la conchita, me dijo:

– Está suavecita.

– Te gusta así? –Preguntó ella.
– Sí, se ve bien.
– Bueno, a ver empecemos antes de que lleguen los papás.

Vi que en la mano tenía el pote de crema que usa papá para afeitarse… lo abrió y se puso mucha cantidad en una mano.

– Papá no se va a dar cuenta?
– No creo.

Yo abrí mis piernas con algo de vergüenza, y mi hermana con toda la naturalidad del mundo, me echó toda la crema en el pubis. Con sus dedos hacía círculos sobre mi piel para llenar todo el lugar de crema.

Enseguida tomó la afeitadora manual que usábamos para las vellos de las piernas (en esa época era lo que usábamos) y poco a poco me fue rasurando el pubis.

Esa situación me había empezado a excitar por alguna razón, sentía como volvía ese calorcito a mi cuerpo, pero traté de disimularlo.

Mi hermana puso mas crema, ahora alrededor de mi conchita, y con cuidado me rasuraba todo, yo sólo observaba cómo lo hacia. Con todos esos roces me seguía calentando.

Finalmente terminó el trabajito, y quedé toda depilada.

– Te gusta?

Yo me miré por encima y me agradó.

– Sí.

Enseguida salimos rápido de la bañera por temor a que lleguen los papás.

Nos pusimos una bombachita y el corpiño, antes de salir del baño mi hermana que estaba atrás mio me dio una palmada en la cola!

Después en la noche cenamos, y nos fuimos a dormir temprano. Nuestros padres tenían su habitación, y nosotras otra, sólo que había una sola cama grande donde dormiríamos las dos juntas.

Había sido un día bastante inusual, mi hermana me había masturbado en la playa, luego nos metimos juntas a la bañera y me depiló el pubis, yo me excité por primera vez y me había encantado, todo esto a espaldas de nuestros severos y conservadores padres.

Bueno, ya con mi hermana nos acostamos juntas y no hablamos nada, estábamos muertas después del viaje y el intenso primer día. Nosotras siempre dormimos en ropa interior, nada más corpiño y bombacha.

El sol entrando por la ventana, abro los ojos aún dormida, y mi hermana llamándome.

– Qué? Qué pasa?-Pregunté yo.
– Dale que se hace tarde.
– Para?
– Para ir a la playa boluda.
– Ya?
– Son las 10, dormilona.
– Uhm.

La miré y la vi frente a mí bajándose la bombacha para ponerse el bikini. Tenía una cola envidiable. Estaba desnuda, agarró su bikini y me tiró el mío a la cama.

Yo quería dormir un rato más, cerré los ojos y enseguida los abrí porque mi hermana ya con el bikini puesto, saltó a la cama encima mío.

– Dale hermanita que nos vamos.
– Quiero dormir un rato más, dale…

Ante mi negativa, me sacó la sábana con la cual me tapaba, y me dijo:

– Dale, o querés que te cambie como a los bebés?
– Mmmhh… (yo aún estaba media dormida)

Evidentemente mi gesto de sueño no le gustó, y sentí sus dedos a ambos lados de mis caderas, sujetando la bombacha.

– Ja ja ja, parece que la nenita se despertó toda mojada.

La escuché, pero ni le contesté. En ese momento me acordé de una especie de sueño erótico que había tenido a la noche y sí, sentía toda la bombacha húmeda. Me moría de vergüenza.

– Querés que te saque la bombacha?
– Mmmhh… papá y mamá donde están?
– En la cocina.
– Bueno, dale, pero rápido…

Agarró el elástico de la bombacha y me la fue bajando, hasta sacármela por completo. Nos miramos a los ojos mientras me la sacaba, había una tensión sexual palpable entre ambas.

Luego de sacármela, manejó mis piernas a su antojo, y agarrándome de los tobillos me las abrió por completo. Yo sólo me dejaba hacer, ella se acercó más y me acarició los alrededores de mi conchita.

– Uhmmm –Gemí ante la caricia.

Florencia además me abrió los labios de mi rajita con sus dedos, mientras yo estaba despatarrada en la cama ante ella, mostrándole mi conchita.

– Estás toda mojada Ro…
– Flor, después quiero me muestres tu conchita así.
– Bueno, en la playa. Ahora ponete esto que nos vamos.

Le había visto la concha ya a mi hermana ayer en la bañera, pero consideraba justo que me la mostrara toda abierta como me la estaba viendo a mí. Sí, poco a poco me estaba transformando en una perra ante mi propia sorpresa e incredulidad.

Bueno, me puse el bikini y ya salimos, a la playa a pasar el día.
Apenas llegamos nos acostamos a tomar el sol, esa era siempre nuestra rutina.

Nos acostamos juntas boca abajo, nuestros padres estaban al lado sentados en las reposeras.

Sin dudas yo seguía caliente, después de la escena en la cama estaba muy cachonda.

Un rato después, con mi hermana fuimos al agua un ratito para refrescarnos un poco.

Sin dudas ese día la playa estaba con más gente que el día anterior, incluso podía notar la mirada de algunos chicos sobre nuestros cuerpos.

Nos metimos al agua, fría, luego de unos minutos nos fuimos acostumbrando a la temperatura. El agua ya nos llegaba a la altura de las tetas, cuando Florencia me abrazó desde atrás, pegándose a mi cuerpo, mientras con una mano me acariciaba la pancita abajo del agua. Luego la pasó hacia atrás y me acariciaba la parte de atrás del muslo.

Me susurraba al oído:

– Mmm querés una caricia?

Yo, que seguía caliente por lo de la mañana, no me podía resistir.

– Sí, pero nos van a ver.
– Si?
– Sí, allá en frente nuestro están papá y mamá, y hay mucha gente en el agua.
– Tranquila, abajo del agua no nos pueden ver.
– Bueno pero es raro que estés con las tetas aplastadas a mi espalda.
– Jaja porqué? No somos hermanas? Yo quiero mucho a mi hermanita y quiero abrazarla.

Superada por la excitación, me convenció. Comenzó subiendo despacito por mis muslos, hasta manosearme la cola con devoción abajo del agua, todo disimulado mientras me abrazaba.

Yo miraba por todos lados a la gente alrededor en el agua, y cada uno parecía enfrascado en lo suyo.

Enseguida me percaté de que Florencia aparte de tocarme la cola, me corrió la parte de abajo del bikini a un costado, dejando libre mis partes íntimas en el agua.

Me pasó dos o tres dedos por la raya de la cola, hasta llegar a mi agujerito. Me lo acarició unos segundos mientras al oído me susurraba:

– Mmm por la colita? Jaja
– Ahh…

Aquello me mataba, sus caricias eran tan efectivas. Luego siguió bajando con sus dedos hasta toparse con mi conchita, acariciándome por encima de la rajita. Solté un suspiro grande de placer.

– Qué hinchadita estás, Ro…
– Uhmmm estoy muy excitada Flor, deberíamos parar.
– Yo también estoy caliente, pero déjame terminar esto…

Subió sus dedos hasta la zona de mi clítoris, me abrió los labios y me lo empezó a frotar.

– Ahhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhh
– Shhhhhhhhhhhh

Solté un terrible gemido!!!! Seguro alguien me tuvo que escuchar! Miré desesperada a ambos lados pero la gente seguía en lo suyo…

– Tranquilita hermanita, ahora vas a tener un orgasmo pero no hagas ruido…
– Mmmmm

Mi hermana nuevamente apoyo sus dedos sobe mi clítoris y lo frotó de nuevo, yo me moví toda del gusto y ella me sujetaba bien abrazada desde atrás.

– Ves? Así, así, sin chillar…
– Uhmm Flor, mmmmmmm los papás nos van a ver!
– Shhh… crees que piensan que te estoy tocando toda abajo del agua?
– Ufffff
– Mmm seguro piensan que somos unas hermanas santitas.
– Ahhhhhhhhhhhhh uhhhhhhhhhhhhhhmmmmmmmm

Ese fue el final para mí. Sus palabras me calentaron tanto que mientras me rozaba el clítoris estallé en mi primer super-orgasmo! Fue brutal. Temblé toda y mi hermana con la mano que tenía en mi clítoris, ahora me sujetaba la pierna para que no me mueva… fue delicioso. Me toqué la conchita por encima y estaba toda hinchada… que placer!

Ella se separó de mí mientras yo consumía el máximo de oxígeno posible y me acomodaba el bikini en su lugar…

No hablamos de eso, simplemente nos miramos y nos reímos a la vez. Enseguida salimos del agua. Yo había experimentado mi primer orgasmo, que locura, mi hermana me lo había dado!

Nos acostamos de nuevo en la playa, esta vez boca arriba.. yo notaba que a Florencia se le notaban tremendamente los pezones duros sobre el bikini. Un rato después:

– Me pasás el bronceador? –Preguntó ella.

Mi padre me lo alcanzó y yo se lo dí. Ella aún acostada se lo pasó por la cara, el cuello, los hombros, brazos y el abdomen. Como no se quería levantar, me dijo que se lo pasase yo por sus piernas. Acepté.
Sería, por lo menos, raro para nuestros padres ver que yo le pase protector solar a mi hermana. Sí, hasta una cosa así era mal visto por nuestros padres. Pero creí que esta vez no habría problema.

Puse un poco en mis manos, y lo fui pasando por sus perfectas piernas… por los pies, las rodillas, los muslos. En ese momento yo pensaba en la ocasión del día anterior cuando mi hermana haciendo esto me había tocado la conchita.
Tenía a mis padres atrás, con lo cual, no podían ver si yo delicadamente le tocaba un poco la concha a mi hermana. Sí me podían ver otra gente de la playa.

No sé que se me pasó por la cabeza, pero quería devolverle la jugada a mi hermana jeje.

Hice hincapié en sus muslos, pasando mis manos con la crema por allí, cuando con disimulo le acaricié con dos dedos la conchita por encima del bikini.

Ella abrió los ojos y me miró con sorpresa, yo la miré y me reí. Un par de veces más hice lo mismo ante su atenta mirada. Me hubiera gustado más pero dadas las circunstancias con tanta gente y mis padres era imposible.

Durante el resto de la tarde no pasó nada más, nuestros padres estaban cerca, y había mucha gente, así que fue todo tranquilo, a la tardecita nos fuimos a casa.

Luego de bañarnos y de cenar, cuando nos fuimos a dormir, se dio la siguiente situación.

Yo ya estaba acostada, y luego de un rato mi hermana terminó de bañarse, y entró en ropa interior a la habitación, a acostarse. Era la primera vez solas después de lo de la tarde para poder hablarnos.
Nos miramos y ella habló:

– Te animaste a tocarme, y con toda la gente…
– Sí, quería vengarme por lo de ayer jaja.
– Ah, mirá que bien la pendeja jajaja.
– Jajaja.
– No nos quedó algo pendiente?
– Sí…

Rápidamente mi hermana tomó mi mano, y me la llevó hasta su conchita.

– Dale, bajame la bombacha
– Ahora?
– Sí, dale que ya estoy mojada.
– Creí que podemos esperar a que se vayan a dormir (nuestros padres)
– Da igual… hace de hoy que estoy excitada, y que estén despiertos me da morbo!
– Morbo?
– Quiero decir que me pone más caliente.

Yo entendí y me puse de rodillas en frente de ella, y agarré con ambas manos a los lados la bombacha y se la empecé a bajar, se la saqué y mi hermana abrió las piernas. Ante mí quedó expuesta la conchita de Florencia, ahora que la veía mejor, me encantaba como se veía. Sus labios eran más gruesos que los míos, de un color rosado fuerte. Podía notar que la tenía un poco brillante porque como me había dicho estaba húmeda. Estaba embobada explorándola con los ojos, cuando me habló de nuevo:

– Qué esperas? Pásame la lengua.

Yo no entendí.

– Qué?
– Que me pases la lengua por la conchita

Yo me quedé mirándola como boba.

– Qué? No me digas que tampoco sabés lo rico que es que nos hagan eso!
– En serio?
– Sí, después yo te lo hago.

Yo estaba sorprendida, pero… bajé mi cabeza hasta su entrepierna, y la miré antes de empezar.

– No seas tímida… tenés que pasarme la lengua como si mi conchita fuese una paleta, es fácil, dale.

Hice caso, y saqué mi lengua, me aproximé más e intenté hacer lo que me pedía. Mi primer lengüetazo fue de abajo hacia arriba, empezando en el final de su rajita hasta su clítoris.

– Uhm, que bueno.

Repetí el movimiento varias veces sobre su vagina, mientras mi hermana suspiraba con los ojos cerrados. Al ver cómo le gustaba, me animé más y lamí más rápido. Mi hermana entre suspiros me dijo que le lamiera el clítoris.

Subí un poco mi cara y ahora lamí su clítoris, estaba muy hinchado, y me estaba empezando a gustar.

– Uhhhhhhhhhhhh ahí, ahí….. ahhhhhhhhhhhhhhh

Florencia jadeaba y se movía mucho, estaba inminente su orgasmo, y minutos después de lamerle el clítoris pudo ‘explotar’.
Se tapó la boca con la almohada para que no se escuchen sus gemidos!

A todo esto, yo sentía la bombacha húmeda otra vez.

Mi hermana se repuso, y nos miramos.

– Uff que bueno Ro… que bueno.. lo hiciste re bien!
– En serio?
– Sí… vení acá.

Me acerqué, y ella me dio un beso en la boca. Nunca lo habíamos hecho.

Me acosté a su lado, mientras ella se recomponía.

– Flor, si estás cansada podemos dormir.
– No seas tonta, esperame un minuto más y te la devuelvo…

Unos minutos luego, ella se arrodilló ahora frente a mí y me acercó su cara, nos volvimos a besar. Esta vez fue un beso más largo, y lento… acto seguido, se sacó el corpiño, y me bajó la bombacha. Me acarició la conchita.

– Uff ya estás toda mojadita Ro.
– Me puse así mientras te lo hacía.
– Umm, que pendeja chanchita, seguro te calentó mucho.

Puso su cara entre mis piernas y ahora era ella quien me lamía mi conchita, me lo hacía más pausado y lento, me gustaba mucho.
Me pasaba la lengua por el clítoris, y con sus dedos me acariciaba toda la rajita.

– Te voy a meter un dedo.

Yo la escuché pero suspiraba ante el placer, sentí que un dedo de mi hermana me estaba penetrando, estaba muy caliente, su dedo entraba y salía con facilidad gracias a mi humedad.

– Mmmm te gusta Ro?
– Sí… sí Flor… mmmm chupame la concha… ahhhhh
– Imaginarán papá y mamá que al lado de su cuarto te estoy lamiendo la concha?
– Nos echan… nos echan a la calle… ahhhhhhhhhhhhhhh
– Que rica está tu conchita, Ro… me encanta comértela
– Uhmm me vas a matar Flor….
– Te meto otro dedito?
– Dos?
– Sí, más o menos así es el tamaño cuando te coja una pija

Luego metió otro dedo, ahí yo me puse una almohada en la cara mientras gemía como loca. Mi hermana me succionaba el clítoris, y me cogía con los dedos muy rápido, hasta que llegué al orgasmo, tuve un temblor en todo el cuerpo otra vez.

Mi hermana se chupaba los dedos mientras terminábamos…

– Está rico el jugo de mi conchita?
– Jajaja riquísimo.

Nos acostamos desnudas y todas despatarradas…

Yo estaba viviendo en el paraíso con estos nuevos placeres!

Después de aquella noche, pasaron un par de días, estaba malo el tiempo, lluvia y algunas circunstancias que no nos dejaron tocarnos como hubiéramos deseado, más que algun toqueteo leve. Por las noches seguíamos haciendo este tipo de encuentros sexuales con mi hermana.

Uno de esos días, habíamos llegado a casa luego de pasear un poco por la ciudad con nuestros padres, y mi hermana se metió a bañarse.
Ese día tampoco habíamos podido hacer nada, bajo la excusa de que no aguantaba y tenía que ir al baño, para que mis padres no sospecharan, entré al baño.

Mi hermana obviamente había escuchado, me miró como diciendo ‘qué atrevida’. Abrió la ducha para hacer creer que ella se estaba bañando…

Florencia estaba en ropa interior, me acerqué y nos empezamos a acariciar, por la pancita, los muslos, los hombros…

Me saqué el jean que tenía y nos tocábamos por encima de la bombacha.
Nos tocábamos la cola, las tetas…

Yo le tocaba la conchita a ella y ella a mí por encima de la tela, nos estábamos mojando ambas.

Lo hicimos unos minutos hasta que paramos, para que nadie sospeche nada. Me puse el jean, y salí hacia mi habitación con toda la bombachita húmeda.

Pero si hasta acá están sorprendidos (como yo, no puedo creer todo lo que hice) sin dudas la situación más loca, caliente, y excitante es la que quiero contar ahora.

El último día, por la mañana empacamos todo, era cerca del mediodía cuando estábamos un tiempito solas en la casa, ya que nuestros padres habían ido a comprar la comida a la rotisería por lo que habían salido y tardarían un rato.

Apenas cerraron la puerta, nos juntamos y nos besamos. Ella me sentó en una silla y me abrió las piernas. Yo traía una falda corta, esas de jean, que me llegaban a tapar la cola, no mucho más. Florencia se arrodilló y me corrió la bombachita a un costado, para empezar a lamerme la concha.

Me dio unas lamidas, cuando se le ocurrió algo, y se detuvo.

– Tengo una idea, ya vengo.

Fue corriendo a la cocina… vaya a saber que tenía en mente en un momento así, pensé… mientras la esperaba me escupí la mano y me la pase por toda la conchita… sentirme tan sucia me hacía sentir tan excitada….

Apareció mi hermana con una banana en la mano, bien…

– Qué vas a hacer con eso?
– Te la voy a meter.
– Jajaja estás loca, eso no me entra.
– Vas a ver que sí.
– Pero… una banana?
– Sí, porqué? Tiene forma de pija.
– Sí, eso seguro… pero…

Bueno, Florencia actuó nomás, primero se metió la banana en la boca, con la cáscara, y la fue lamiendo, y llenando de saliva. Yo preparaba mi conchita también llenándola de baba.

Una vez lista, me acercó la banana e hizo contacto con mi vagina, poco a poco la fue metiendo, lo que más me sorprendió es que me entraba sin problemas, se deslizaba dentro de mi conchita de una manera tan excitante que me encantó.

Llegó a meterme media banana y ya no me cabía más, en ese momento hizo movimientos metiéndola y sacándola de mi cuevita mojada.

Yo estaba a punto de llegar al orgasmo, pero justo en ese instante, escuchamos el ruido de la puerta, nuestros padres habían llegado!!!!

En un par de milésimas mi hermana se paró, la muy forra me dejó la banana enterrada en la concha, y yo con las piernas abiertas! Las cerré, y no me dio tiempo para más, porque la puerta estaba ahí nomás de donde estábamos ‘jugando’. Me tapé como pude, con las manos arriba de las piernas, hasta que nuestros padres estaban preparando todo para servir el almuerzo…

Nos miramos con mi hermana mientras papá ponía los platos, yo estaba dura como una piedra! Que poco había faltado para que nos descubrieran!

– Vamos chicas hagan algo. (dijo mi madre para que pongamos los cubiertos a la mesa)

Por suerte mi hermana dijo que ella lo hacía… así que buscó los cubiertos ella misma, mientras yo permanecía ahí… en un momento en que nadie me veía, metí mi mano abajo y me acomodé la bombacha, la puse en su lugar, la media banana que tenía afuera hacía presión en la tela y marcaba bulto, pero al menos nadie me iba a ver la banana en esa comprometida posición…

Todos almorzando a escasos metros y yo con la concha llena de banana.

Con la situación más o menos controlada, todos se sentaron a comer, yo ni me paré, arrimé la silla en la que estaba sentada hasta la mesa…

Lo peor (o mejor) es que la presión que hacía la bombacha sobre la banana, me la metía más adentro todavía… bueno, al menos de esa forma no se me iba a escapar, que quien sabe que pasaba si se caía al piso y mi mami me preguntaba porque la banana tenía olor a concha…

Con mi hermana cruzábamos miradas y la muy tonta se reía…

Yo sentía la banana adentro y la concha toda hinchada de la excitación, encima estaba tan mojada, seguía desprendiendo jugos, la bombacha se me pegaba a la piel de lo mojada que estaba, casi parecía como si me hubiera meado encima, que locura… no me quería imaginar como debiera estar la silla.

Luego cuando terminamos de comer, por suerte el calvario acabó… disimuladamente fui al baño, caminar con esa cosa metida entre las piernas era difícil pero pude hacerlo sin levantar sospechas…

En el baño me senté en el inodoro y me bajé la bombacha, estaba empapada, agarré la banana, me la saqué y me la volví a meter, así, cada vez más rápido hasta llegar al orgasmo. Estaba tan mojada que hacía ruido cuando me la metía, y entraba derechita, sin problemas. Me imaginaba que era una pija dura, y me excitaba tanto…

En fin, después de terminar aquello, lamí la banana del placer jaja, para probar el gustito de mi conchita. Me limpié la concha y los muslos con la única parte seca de tela que quedaba de la bombacha, y la guardé, salí sin nada debajo de la falda, para ponerme otra, porque esas estaban inutilizables… la banana también la saqué a escondidas y después se la terminó comienzo mi hermana en el viaje.

De ser una niña buena, ‘nerd’, correcta, sin pensamientos sobre sexo, a mis 18 años mi propia hermana mayor me había trasformado en una perra caliente… húmeda a cualquier hora, me despertaba húmeda, pensaba en mi hermana y mojaba las bombachas, lista para el sexo todo el tiempo, sólo en una semana.

Estaba claro que todo se había salido de control en esas vacaciones…

Los años siguientes seguimos teniendo encuentros sexuales a escondidas, yo disfrutaba muchísimo con ella, además de que aún le tenía cierta fobia a los hombres por mi experiencia a los 17, llegó un momento en que por distintas obligaciones lo hacíamos cada vez menos, y la rutina se apoderó de nosotras como en toda relación, además luego mi hermana se casó, y yo también conocí a alguien especial y nos casamos, pero hace poco llegó el divorcio, y esa es una historia que no voy a contar.

Bueno, creo que eso fue todo. Empecé a las 1 y terminé a las 6 a.m. Dentro de poco tengo que trabajar. Fue una bonita noche.

Gracias. Romina.

La nena (puta) de papá. capitulo final.

Lunes, abril 13th, 2015

Mientras fumaba el primer cigarrillo observaba todo a mi lado, debajo del balcon la vista era de una solitaria calle cerrada, de piso adoquinado y autos aparcados, no habia una sola persona, era una altura bastante considerable, pero tampoco muy intimidante, la noche era calida y no hacia frio, a pesar de eso noté que mis pezones estaban erectos y se marcaban sobre la blusa de algodon. Al fondo del largo balcon habia otra puerta igual a la puerta por la que habia salido al balcon, note que estaba abierta, papá me habia pedido que no llamara la atencion de nadie pues ambos habiamos entrado en el edificio de forma prohibida.
Me acerque un poco a aquella puerta al oir ruidos de risa, eran risas de hombres y al parecer eran varias, derrepente a medio camino decidi darme media vuelta y regresar a la oficina de papá antes de que alguien me notara, hasta que alguien me detuvo…
– eyyy!!!
Voltee asustada ante aquella voz varonil, quienquiera que fuera me habian descubierto. Voltee y vi a un hombre que no alcanze a distinguir bien, pero llevaba puesto un uniforme azul que le cubria todo el cuerpo, evidentemente era uno de los tipos de limpieza, que estaba parado en el otro extremo del balcon, ademas alcance a distinguir otras tres cabezas masculinas asomadas por la puerta, volteando a hacia mi…
– eyyy, quien es usted??
– no, no, yo solo vine por algo que olvide en mi despacho, pero ya me voy, no se preocupe
Yo me quede parada a medio camino entre balcon y balcon contestando a lo que decia aquel tipo, que ya se acercaba hacia mi, ya de frente vi que era un hombre joven, como de 25 años, mulato y rapado, al quedar cerca de mi porfin pudo notar mi cuerpo y quedo embobado, sobre todo por la provocativa ropa que vestia…
– no se preocupe joven, es que olvide algo en mi despacho, pero ya voy de salida
– asi?? Y donde queda su despacho??
Dijo mirandome pervertidamente de arriba a abajo
– aqui, detras de esta puerta al fondo
– pues no se quien la dejo entrar, pero sera mejor que se vaya, tenemos la orden de que nadie que no tenga uniforme de limpieza o de guardia puede estar aqui tan noche
– si no se preocupe que ya me voy
Y me di vuelta dejandolo ahi parado solo, luego me sugirio acompañarme para que nadie me viera, trate de insistirle que no pues despues de todo yo estaba mintiendo, pero fue tan insistente que finalmente accedi, por un momento crei que lo hacia de buena fe, mas tarde me daria cuenta que planeaba algo. Llegamos hasta el elevador y tube que mentirle…
– solo dejeme sacar una ultima cosa de mi oficina antes de salir
– ok, la espero
– no no hace falta…
Vio lo nerviosa que estaba, la verdad me daba lo mismo que me sacaran del edificio, pero mi preocupacion real era meter en lios a papá, derrepente note algo de serenidad en su mirada, como si supiera que hiba a hacer algo, y entonces el tipo cambio su discurso y se torno mas amable…
– ok, vaya a su oficina y tomese su tiempo señorita
– gracias, pero…..voy a tardarme un poco, no es necesario que me espere
El solto una sonrisita, como si hubiera escuchado algo que queria oir
– yo ya me voy no se preocupe, la dejo sola…
Dijo eso pero se quedo parado viendome mientras recorria el pasillo rumbo a la oficina de papá, voltee a verlo al habrir la puerta, y vi que aun me miraba sonriendo sinicamente, vi tambien que sus ojos estaban clavados en mi trasero que estaba cubierto por una tela negra de spandex que lo hacia un blanco irresistible a la mirada de cualquier hombre; por un momento recorde que antes de que me pasara todo esta aventura en casa de papá, lo mucho que odiaba a los hombres; una no podia salir a la calle con una falda, escote o pantalon pegado, porque esos cerdos siempre estaban ahi para acechar, quiza con toda la fiebre sexual que habia vivido en estas ultimas semanas lo habia olvidado, pero la verdad es que seguia odiando a esos malditos hombres…
Me meti en la oficina con el corazon retumbandome por el temor de ser atrapada, me recoste en el catre para calmarme; pasaron quiza como 5 minutos mas y escuche que tocaban la puerta, me levante corriendo creyendo que era papá y sin pensarlo mas habri la puerta quitando todos los seguros, al habrir me impacte de lo que vi: 5 hombres vestidos de traje azul parados ante mi, quiza mi reaccion debia ser de azotarles la puerta para protegerme, pero quede paralizada, 4 hombres entraron y uno se quedo afuera , el tipo con el que habia hablado antes de dirigio a mi cuando su amigo afuera se dedico a cerrar la puerta…
– oiga señorita tenemos que decirle algo
– que p p pasa??
Dije asustada, los otros tres me miraban morbosamente…
– bueno, es que acabamos de hablar con el guardia, y nos confeso que dejo entrar a usted y a su amante…
– y???
– bueno que eso puede causarnos problemas a todos, sabe??
– lo se, pero, que los ha traido aqui?? ( no debi preguntar)
– lo sabe??…lo sabe??, si lo supiera no hubiera entrado, puede meterse en problemas legales y a nosotros de paso, tambien nos puede costar nuestros empleos lo sabe??
– lo siento mucho, de verdad, pero contestenme que hacen aqui??
En eso todos rieron levemente, uno de ellos se acerco a mi, era gordo y calvo, con una aureola de cabello alrededor de su calva como un fraile, era de piel blanca y lentes, el tipo se acerco a centimetros de mi tomandome por la cintura…
– tranquila…solo queremos jugar…
Todos los demas soltaron una carcajada, yo estaba aterrada, tenia a cuatro hombres a solas de frente a mi, en medio de un edificio abandonado, no habia a donde huir…
– si preciosa, solo queremos divertirnos un rato, que dices??
Decia el gordo sin soltarme de la cintura y viendo directo a mis pechos, yo me dirigi al chico joven de nuevo…
– q q que quieren??, a que se refiere??, por favor ya vayanse…
El mas joven separo a su amigo de mi y mas sereno me explico…
– mire señorita, para no marearla tanto, vamos directo al punto, si usted no nos obedece vamos a denunciarla a usted y a su amante y no tiene idea de lo que le puede pasar, asi que va a tener que jugar con nosotros esta noche
Pense en papá….
– jugar??
Todos rieron
– mire señorita, no creo que usted no comprenda de lo que hablamos
En eso el terror me invadio por completo, senti lagrimas resbalar por mis mejillas, por supuesto que sabia lo que venia…
– no me hagan daño porfavor…
– claro que no, solo queremos que juegue con nosotros, si lo hace y obedece nuestros caprichos, no la lastimaremos, ni la denunciaremos…
– que quieren exactamente??
– mire, mis amigos y yo acabamos de pensar en un juego realmente excitante, y lo unico que pedimos es que usted juegue con nosotros
– es algo sexual??
Pregunte llorando.
Uno de los hombres interrumpio riendo…
– pues claro preciosa….
– entonces acepta o no??
No conteste a su pregunta, solo exhale y acepte lo que vendria dentro de mi cabeza, el chico mas joven parecia amable y educado, no me quedo mas que confiar en el…
– esta bien…de que se trata??
En eso me tomo de la cintura y me condujo hasta el catre para sentarme, los demas se habrieron paso quedando tras de nosotros, esuche que decian…
– mira nada mas que culo…
– si, me lo acababa a mordidas
Se sentaron los cuatro en el piso en cunclillas, uno de ellos encendio la luz antes, luego sacaron dos botellas, una botella larga y transparente de tequila, y otra botella igual pero vacia, yo me sente entre dos de ellos; con la luz encendida por fin pude verlos, uno era el chico joven que ya habia conocido, otro era el gordo que se habia dirigido a mi antes, otro era flaco, moreno y timido, y el ultimo simplemente era horroroso, era un anciano como de 70 años, canoso, lleno de arrugas, solo poseia algunos dientes en su dentadura, y ademas los que quedaban eran amarillos como el maiz, pero lo que mas llamaba la atencion de su malvado rostro era que uno de sus ojos era blanco y podrido, seguramente habia perdido la vista de ese organo en algun accidente. Me sente entre el joven y el gordo, entre los 5 formamos un circulo en el piso, el gordo me apreto una teta y dijo…
– mamita…pero que chichotas!!
El anciano interrumpio…
– a mi me gusta mas su culo
Y todos se carcajearon, mientras el gordo no dejaba de apretarme la teta por encima de la blusa, yo no le decia nada solo tenia mi cara de fastidio, luego el mas joven interrumpio…
– ya ya ya, vamos a empezar el juego, mira guapa yo creo que no te tengo que explicar, vamos a jugar botella, al que le salga la base de la botella le ordena al que le salga la boca de la botella, bastante claro no??…
Dijo frotandome la espalda
– si.
Dije resignada y volteando hacia otro lado con mi cara de enojada, el gordo no dejaba de acariciarme la teta, el joven le dijo…
– ya dejala wey!!!, ahorita se las agarras…
Y el gordo me solto, entonces comenzo el juego, el joven giro la botella que estaba enmedio del circulo y la boca de esta quedo de frente al gordo que se froto las manos emocionado, la base quedo de frente al anciano, que entonces hablo…
– empiezas tu ” morongas” ( era el apodo del gordo)…
Luego el gordo se dirigio a mi preguntandome…
– que eliges guapa?? Prenda o castigo??
Yo no entendia y le dije molesta…
– de que hablas?? A mi no me tocó..
Todos rieron y el joven me explico…
– lo que pasa es que el juego es sexual…y como eres la unica mujer pues…
El gordo interrumpio…
– si, no inventes preciosa, ni modo que nos besemos entre nosotros. Pero ya apurate, castigo o prenda??
– me imagino que te refieres a que me quite una prenda, o te haga una cochinada….no??
– hahahahaha!!! Obvio nena….
Luego el joven me explico…
– mira la cosa es asi, al que le salga la boca de la botella es al que le vas a cumplir el castigo, y al que le salga la base es el que va a escoger que castigo…lo unico que tu decides es si quieres castigo o prenda…
Luego dije resignada
– bueno pues escogo prenda
El anciano debia escoger que prenda y me pidio que me quitara la blusa, cosa que hize asi sin ponerme de pie, ellos aplaudian y silbaban mientras me sacaba la blusa, cuando por fin me la quite, me cubri las tetas con el brazo, aunque era imposible cubrirlas por completo debido a su tamaño, por lo que bastante carne asomaba por los lados, luego el anciano dijo…
– pero dejanos ver pinche vieja…
– ya ya; dejenla, de todos modos ahorita nos las va tener que enseñar…
Interrumpio el joven
El siguiente en girar la botella fue el gordo, casualmente la botella volvio a quedar igual que antes, el gordo dijo…
– ayy que suerte….que escoges ahora??
Dado que las dos ultimas prendas que me quedaban eran el pantalon y las bragas y no queria quedar desnuda ante ellos, escogi castigo, entonces el anciano pido su capricho… – yo quiero que le derrames tequila en sus tetas y que luego le tome a la botella
El gordo dijo…
– haha, esa es buena
El gordo tomo la botella de tequila, pero antes se la paso a sus amigos, cada uno le dio un trago y luego llego otra vez a manos del gordo quien pidiendome retirar mi brazo, vacio un poco de tequila sobre mis pechos, cuando quite el brazo todos quedaron babeando viendome las tetas, el chico flaco y timido dijo…
– madre mia…son las mejores tetas que haya visto!!!
Luego de vacearme el tequila encima, el gordo me acaricio las dos tetas untando y esparciendo el liquido sobre ellas, con su pulgar golpeteo mi pezon mostrandoselo a sus amigos, diciendo…
– miren nada mas, que pezoncito tan perfecto
Luego el anciano interrumpio…
– ya ya , apurate que ya quiero que me toque a mi…
Me volvi a cubrir las tetas con el brazo, el gordo se habia olvidado de ofrecerme el tequila en la boca, tal vez por la excitacion de verme; Luego el anciano giro la botella y el maldito tubo la suerte de que la boca de la botella diera directamente hacia mi y la base hacia el, yo pase saliva, al ver como el viejo aplaudia y vitoreaba por su suerte, seguro tramaba algo muy cerdo. Me pregunto…
– castigo o prenda??
– pues…….
Los demas gritaban exigiendo que eligiera prenda, no les hize caso y elegi castigo, el viejo dijo…
– muy bien ramera…yo quier…..
En eso lo interrumpi furiosa…
Oiga viejo estupido, yo no soy ninguna ramera!!
Los demas solo hicieron un….
– uuuuuuhhhhh!!
Luego el viejo dijo sarcasticamente…
– disculpe usted madam…
Todos se carcajearon
– bueno ya!!! Que es lo que quiere??
Grite molesta, luego el viejo dijo lo que queria…
– bueno yo quiero darle unas buenas nalgadas, si no es mucho pedir mi lady…
Seguia burlandose con su sarcasmo, me dio la impresion de que esos cerdos realmente pensaban que yo era una cualquiera…
– de acuerdo maldito, pero dese prisa…
Me puse de pie y el se acerco a mi, me giro para que yo quedara de espaldas a sus amigos, luego se inco y cruzo su brazo izquierdo hasta sujetar mi cadera por enfrente, y su brazo derecho se alzo, hasta que su mano gorda y aspera me acaricio el trasero con la palma abierta diciendo a sus amigos…
– pero miren nada mas…este si es un señor culo, no como el de mi señora
Tambien restrego su rostro contra el y hasta un beso le dio, el tipo era un verdadero depravado.
Luego me dijo…
– inclinate un poco mamacita
Me empine un poco y fue cuando senti una primera nalgada, no muy fuerte, luego otra y otra, cada que me palmeaba decia vulgaridades…
– ay mamita, me encanta como te tiemblan cuando te azoto, daria lo que fuera por tener este joven culo en mi casa…
Al final me dio como 10 nalgadas, hasta que sus amigos lo interrumpieron diciendo que ya les tocaba…
Volvieron a girar la botella y esta vez le tocaba al joven escoger castigo, y al chico timido cumplirlo…
– vaya vaya, que escoges castigo o prenda? Dijo el joven moreno
– uff, castigo
– bien, quiero que le bailes a mi amigo y le…
– no Lucho…
Interrumpio el chico timido
– mejor algo que tenga que ver con sus tetas, que me encantan…
– uff…que sera…..
Pensaba el joven (Lucho) dubitativo.
En eso los demas comenzaron a sugerir…
– que le chupe las tetas!!!
– neee mejor una rusa!!…
El joven dijo…
– esa es buena idea…hahaha hazle una buena rusa
– y luego me haces una a mi…
Dijo el gordo
– no seas tramposo cabron, hasta que te toque…
Dijo el anciano Luego Lucho dijo…
– ya cabrones, es al que le toque, si no que sentido tiene jugar
Luego se dirigio a mi…
– ya guapa, no creas que es broma…hazle la rusa a mi amigo
El joven timido ya se habia quitado el overol azul y habia quedado en camiseta y boxers, los cuales no se quito, pero si saco su enorme miembro listo para ser masturbado, recargandolo en el resorte de su prenda interior
– a que se refieren con una rusa??
Pregunte haciendome la inocente, por supuesto que sabia lo que era, en eso el gordo se acerco y me apreto las tetas con sus dos manos y dijo…
– lo que quiere decir, es que con estas dos chichotas que te cargas lo masturbes…
Queria responderle algo, pero el joven flaco ya estaba parado frente a mi sacudiendo su verga con una mano y con la otra mano puesta en la cintura, me dijo…
– oraleee que no hay mucho tiempo
– p p pero…no te vas a correr en mi cara verdad??
Dije realmente preocupada…
– que no!! Pero ya apurate…
Me incorpore para incarme, mis tetas quedaron perfectamente a la altura de su verga, no quize tocar su miembro con mis manos y lo termine sujetando con mis dos atributos, desde mi perspectiva sola veia su pequeño prepucio siendo asfixiado por dos gigantescas masas de piel blanca y tersa como lo eran mis tetas, rapidamente comenze a masturbarlo de arriba a abajo, apretando mis pechos con mis dos manos para sujetar buen su miembro. De pronto voltee a los lados y vi que el morongas y Lucho ya se estaban desnudando, al que no veia era al viejo, hasta que senti una mano abierta que me tocaba el trasero por encima del pantalon, luego eran dos manos, que me acariciaban con desesperacion, como si fuera la primera vez que tocara a una mujer, me di cuenta que era el anciano cuando escuche su voz diciendo…
– ay mi cielo…que rico culote!! Jamas habia tocado a una vieja asi…
Ese viejo me daba asco, pero pense que ya no valia la pena decirle nada, el viejo tambien acariciaba mis piernas, y luego paso su mano por enfrente hasta meterla en mi triangulo del sexo y apretarlo fuerte y acercandose a mi oido a susurrarme…
– me dan ganas de comerme todo tu cuerpo…pinche puta…
En ese momento mis tetas soltaron la verga del flaco y me acomode para empujar a ese maldito viejo, no es que me calaran sus palabras, (lamentablemente estaba acostumbrada a escuchar ese tipo de vulgaridades), si no que a cada fibra de mi ser le repgunaba ese viejo asqueroso. El viejo cayo al suelo de pompas por el empujon, entonces Lucho y el morongas se acercaron alarmados, el gordo me sujeto, mientras el lider me decia…
– oye que te pasa nena, habiamos quedado en que llevariamos la fiesta en paz
– no quiero que ese viejo me toque!!
Grite alarmada, mientras el gordo me inmovilizaba de brazos, en eso el anciano se levanto furioso y me abofeteo, luego se desabotono los jeans, se deshizo de su mugrosa y desgastada truza y dijo furioso…
– ahora si vas a ver pinche puta…agarramela morongas, que no se mueva!!!
El morongas ya deporsi me sostenia de brazos, pero al ver que el viejo me acercaba su pene flacido a la altura del rostro, empeze a patalear y moverme gritando…
– no porfavor eso no!!
Entre los otros tres fueron y me sujetaron fuerte; el gordo por los brazos, el timido por los muslos, y Lucho tomo mi barbilla para inmovilizarme el rostro, entonces entendi lo que hiba a hacer, pense que queria que se la chupara, pero por la forma en que me habian inmobilizado, sobre todo del rostro, era para otra cosa, luego comprobe de que se trataba, el viejo acerco su verga a 10 cm de mi cara y comenzo a masturbarse; lo que el cerdo queria era correrse en mi cara… Esta vez no solo lloraba, si no que lloraba y suplicaba con todas mis fuerzas, no habia cosa que me diera mas asco que el olor agrio proveniente de la verga de un hombre, sobre todo de uno tan anciano, sucio y descuidado como ese; note que los vellos puvicos del viejo eran canosos y tenian bolitas blancas como caspa, poco a poco la verga del tipo que era muy pequeña comenzo a ponerse erecta y a engrosarse, luego hecho la cabeza hacia atras y empezo a gemir mas fuerte, supe que se hiba a correr y cerre los ojos con todo y lagrimas, aprete los labios y trate de pensar en otra cosa, escuche que Lucho dijo…
– avisame si te vas a venir wey, para quitar la mano, no me vayas a salpicar
Como?? Tu mano no y mi cara si??? Pense con impotencia
En eso el viejo grito…
– ahh ya me vengo wey, me vengo…..
Lucho quito su mano y yo aproveche para tratar de girar mi rostro hacia la izquierda, y de cierto modo resulto efectivo, pero no tanto, senti una gran cantidad de sustancia viscosa y caliente dibujar una linea en mi mejilla derecha, senti semen en los labios, cejas, barbilla, y en mi ojo derecho impidiendome habrirlo, tambien senti que me salpico en el cuello, mas que enojo senti asco, un enorme asco que apenas empezaba a asimilar cuando se oyo un portazo, senti como el gordo me solto y me dejo caer, quize saber que pasaba pero mi ojo derecho estaba nublado por la corrida del viejo, solo con mi otro ojo abierto pude escrudiñar que los cuatro hombres me habian dejado sola tirada en la alfombra casi al lado del catre y estaban.parados desnudos a un lado de la puerta haciendo movimientos con sus piernas, no distingui bien que hacian, pero parecia como si pisotearan cucarachas, aunque despues lo comprendi al escuchar un tremendo grito de dolor
– ahhhhhhhhhh!!!
Era papá!!! Aquellos tipos lo estaban pateando en el piso, entonces de verdad senti miedo, con todo el asco del mundo tuve que retirar con mi mano la enorme corrida de mi rostro y me lanze a defenderlo, pero en eso un gordo que no habia visto se me lanzo tirandome a la alfombra a besuquearme como loco, era el tipo que se habia quedado afuera, yo pataleaba y gritaba mientras el tirado encima de mi pasaba sus manos por todo mi cuerpo y me besaba, el maldito trataba de meterme su lengua en mi boca pero yo me movia desesperada y no le permitia hacerlo, tal vez papá se dio cuenta de que aquel cerdo estaba encima mio, porque lo escuche gritar…
– hija nooo!!! Dejenla porfavor
Papá acababa de cometer un error tremendo, habia gritado que era su hija…por supuesto los demas reaccionaron, el gordo que me besaba se incorporo para decirle a sus amigos…
– aaahhh cabron, esta puta es su hija!!
– hahahahaha mira nada mas, nada pendejo el wey
Dijo el morongas
– no chingues!!!, hahaha, se anda pisando a la hija este cabron
Dijo Lucho
– de que se asustan pendejos..??, si yo tubiera una hija asi de buenota yo tambien me la cogia. Apoco no??
Concluyo el viejo
El gordo que me besaba volvio a lo suyo, esta vez se lanzo a besar y manosear mis pechos, con mi rostro despejado pude ver que papá ya tenia una mordaza en la boca, y entre el morongas y el chico flaco lo ataban a una silla, pude ver como papa tenia la camisa blanca salpicada de sangre, igual que su labio superior y su nariz, papá lloraba de impotencia y cuando nuestras miradas se cruzaron, yo tambien llore…
Tambien quize voltear a buscar al viejo y a Lucho, lo que el otro marrano que estaba encima de mi le hacia a mis tetas, ya me daba lo mismo. Vi que el viejo urgaba incado en cunclillas dentro una bolsa de papel como buscando algo, el era el unico de los 5 que ya estaba completamente desnudo, por lo que le veia el culo peludo y negro; Lucho por su parte estaba parado al pie del escritorio desnudandose, quedando en instantes comletamente desnudo, lamentablemente eso solo significaba una cosa, de nuevo comenze a llorar…
Luego de quedar desnudo, Lucho, el tipo flaco, y el Morongas se acercaron a mi, le indicaron al otro gordo que se apartara…
– ya wey, quitate que ya nos toca…
ordeno Lucho
– esperate cabron….todavia ni me lo cojo…
Contesto el gordo que me chupaba los pechos
– no es mi problema imbecil…ya tuviste un chingo de tiempo
Finalmente el gordo se aparto maldiciendo, yo me levante e intente correr pero mas adelante me tope con el viejo, quien me abrazo y luego me empujo al suelo, Lucho se inco a la altura de mi cara y llorando le suplique…
– porfavor…sniff!!!, dijiste que no me harian daño….sniff!!!
– si no te vamos a hacer daño….nada mas te vamos a cojer…
Dijo en tono burlon, y los 5 se carcajearon, luego levanto a la vista y les dijo a sus amigos…
– bueno…quien va primero??
Todos se peleaban por ser el primero en follarme, yo solo lloraba tirada en el suelo, a papá ni lo quize voltear a ver para no sentirme peor, luego el Morongas dijo algo extraño…
– mejor antes de cojernola, hay que hacerle un bukakke
– aaa vale, eso si me gusta!!
– buena idea pinche Morongas!!
Yo no sabia a que se referian con eso de bukakke, esperaba que no fuera una de esas practicas sexuales extrañas en las que se introduce objetos dolorosos por el culo o algo asi, aunque fuese lo que fuese seguro no me gustaria…
Como yo me habia tirado en el suelo cubriendome el rostro con las manos y llorando, no me di cuenta de lo que organizaban, la verdad me sentia totalmente derrotada, no habia forma de escapar de esa incomoda situacion, nisiquiera valia la pena gritar, porque no habria quien nos auxiliara; derrepente el viejo me levanto tirando dolorosmente de mi cabello, dejandome incada, luego me dijo…
– habre tu puta boca zorra!!!…
De los 5, el viejo ( al que apodaban el pirata) no solo era el mas asqueroso, si no tambien era el mas agresivo hacia a mi, a partir de que lo habia empujado seguramente…
Habri la boca sin saber para que me lo pedia y metio la botella de tequila para que le diera un buen trago, sinceramente bebi bastante y cuando retiro la botella tube que toser e incarme porque me estaba ahogando, no me dio tiempo de recuperarme del todo porque Lucho me levanto de los hombros, mucho mas amablemente que su compañero, cuando me levante vi ante mi algo que me lleno de miedo…los 5 estaban parados ante mi formando un circulo, todos completamente desnudos ondeando sus vergas con las manos, habia penes gordos, largos, cortos, flacidos, y solo un par ya erectos; Lucho no tardo en acercarse a mi y acercar su pene a mi boca, yo me voltee, cerre la boca y los ojos, el anciano se molesto y dijo…
– aaa no….ni lo pienses puta….
Me apreto la nariz impidiendome respirar, hasta que no pude mas y tube que habrir la boca, no paso ni una milesima de segundo cuando Lucho ya habia metido su verga en mi boca, luego empezo a moverse de atras a adelante follando mi boca, se detubo para decir…
– esta vieja no chupa….
Luego me reclamo…
– que no sabes mamar o que???
Negue levemente con la cabeza
– no nadamas es metertela, la tienes que lamer mamita…usa tu lengüita y tus labios
No le conteste con palabras, pero si con hechos; comenze a meterla en mi boca moviendo mi cabeza de adelante hacia atras, el ya no hacia mas que gemir, puso sus brazos detras de la cabeza y hecho la cabeza hacia atras y dijo…
– ohh si que rico!!…mucho mejor que mi esposa…
De pronto me vi sujetandole el miembro con mi mano y chupandoselo como si lo disfrutara, pero no era asi, todo lo hacia era debido a que estaba aterrada y queria acabar pronto, luego Lucho se hizo hacia atras para sacar su miembro, alze la vista para ver el porque y vi al morongas acercarce a mi boca con su pequeño pene flacido, porsupuesto que no queria chuparsela, pero sabia que de no hacerlo habria consecuencias, asi que tomandolo con mi mano lo meti en mi mano y comenze a mamarlo freneticamente, el gordo comenzo a decir…
– ooohh si puta, que bien la chupas
Escuche que el otro gordo dijo….
– se ve que es re puta la vieja
El anciano le contesto…
– claro….si hasta se coje a su padre, imaginate…esta zorra a de ir brincando de verga en verga…
Instantes despues, el morongas tambien se salio de mi boca, habriendo paso a el otro gordo que ya tenia la verga erecta, este no espero a que yo se la sujetara, si no que la metio por si solo a mi boca y luego sujeto mi nuca con sus dos manos y sumio mi cabeza recargandola en su puvis, senti sus vellos por toda mi cara, ademas de su verga rozandome la campanilla, me dejo asi varios segundos mientras se burlaba de mi y me apretaba contra su cuerpo para que no me safara, me sentia asfixiada, le golpeaba las piernas para que me soltara, y despues de un rato lo hizo, dejandome tirada jalando aire. El gordo me volvio a levantar, tomandome del cabello, ahora queria que se la chupara segun el como debia ser, empeze a chuparsela igual a como se lo habia hecho a los otros, despues siguio el chico timido y por ultimo el viejo, todos se salieron de mi boca antes de correrse, hasta que se acerco el viejo y dijo…
– yo quiero que me la chupes pero como debe de ser zorra…me entendiste??
No le conteste…eso le molesto porque me tiro fuerte del cabello y volvio a preguntarme… – me entendiste??
– auuu si, si, ya entendi….suelteme porfavor…
Me avento al piso y luego me pidio que le lamiera las pelotas, quize negarme pero seguro su reaccion seria violenta, asi que mejor prosegui, conforme acercaba mi rostro a sus genitales hiba percibiendo un olor horrible, de entre tantos vellos canosos saque su bolsa escrotal, vi como mis lindas y blancas manos sostenian aquella bolsa marron arrugada y apestosa, senti un asco tremendo, pero el tipo volvio a gritarme que me diera prisa, asi que acerque mi boca y empeze a succionar, luego el me golpeo la cabeza…
– dije lameme las bolas, no que me las chupes pendeja!!
Saque la punta de mi lengua y comenze a lamer, sus bolas sabian rancio!!! , luego otra vez se molesto y dijo…
– saca toda tu puta lengua, quiero ver tu lengua saboreandome, anda perra!!!
Saque mi lengua y le di un lengüetazo lento a sus testiculos, luego otra y otra vez, el ya parecia convencido…
– asi perra!!, asi!!!
Pase bastante rato lamiendo sus bolas hasta que me pidio que ahora le lamiera su verga, fue cuando el viejo les dijo a sus amigos…
– ya cabrones…vayanse preparando…
Me pregunte a que se referia, cuando habri los ojos y vi que los otros cuatro ya formaban un circulo alrededor cerrandome la vista con sus cuerpos desnudos, los cuatro se masturbaban solos y apuntaban con sus vergas hacia mi, mientras tanto el viejo tomo su prepucio con sus dedos y levanto su pene enhiesta y de frente a mi, estando asi me pidio que le diera lamidas lentas con mi lengua bien de fuera y recorriendole todo el tronco, cosa que repeti varias veces, saboreando su hedor a viejo en cada lamida, luego me pidio que le lamiera solo la puntita, para ello tube que sostener su cosa con mi mano derecha y di pequeños golpecitos de lengua a su hongo que sabia horrible y olia peor, esa parte fue cuando el viejo se sentia mas excitado, de pronto escuche que el chico timido dijo algo…
– oohhh si me vengo, me vengooo….
Como tenia los ojos cerrados no distingui donde se ubicaba cada uno, pero en ese momento senti que algo caia sobre mi cabello, mi cien, y mi ceja, era la corrida del chico; asqueada habri mis ojos, solte la verga del viejo y me dispuse a reclamarles…sin embargo habia cometido un terrible error ya que lo primero que recibi totalmente de frente y con la boca abierta que jalaba aire para reclamar, fue una gigantesca corrida perteneciente a Lucho, la corrida golpeo secamente ( aunque no me dejo muy seca que digamos) todo mi rostro y lo peor es que me habia caido en mi boca abierta, luego alarmada y aun incada en el piso les grite….
– hijos de puta!!! Hijos de puta!!! Eso no se hace!!!!
Nisiquiera se inmutaron, enseguida senti otra corrida mucho mas numerosa caerme en mi otra mejilla, era la corrida de el Morongas que estaba a mi izquierda, mi cara estaba repleta, inundada, llena de semen espeso y caliente, yo permanecia con los ojos cerrados debido a la corrida que escurria desde mi frente, con mis manos moviendose como en busca de algo que sujetatarse, como quien busca algo a tientas en la oscuridad, no tarde en sentir a un cuerpo acomodarse detras de mi y recargar su verga en mi cabeza, para dejar caer toda la corrida hacia mi cara como un grifo de agua, mi rostro se sentia como una cascada, sentia el semen gotear de mi nariz hacia mis labios, tambien resbalar por mi cuello, luego un par de manos del hombre que se habia colocado detras mio,se acercaban a mis pechos pasando por debajo de mis axilas, aquellas manos se colocaron bien abiertas y extendidas acariciando mis bultos, luego otras manos que venian de mi derecha tocaron mi sexo por encima del pantalon, y una mano solitaria proveniente de mi izquierda se acercaba a mi trasero y sujetaba mi braga estirando el resorte, despues un par de manos me desabotonaban el pantalon; yo me sentia humilladisima, estaba ahi incada enmedio de 5 cerdos, con el rostro cubierto de fluido humano, mis ojos cerrados al igual que mi boca sin poder moverme , ver o hablar y sintiendo muchas manos que se aprovechaban para manosearme, no podia gritar porque eso implicaba habrir mi boca y sentir como resbalaba todo hacia adentro, pero tube que habrirla al sentir que el viejo levantaba mi barbilla y me exigia habrirle la boca, tube que hacerlo y enseguida volvi a sentir su miembro caliente adentro que enseguida disparo otra corrida pero adentro de mi boca, el viejo me exigio….
– tragatela, quiero ver que te la tragues!!!…
Quize negarme, pero cuando le vi el rostro supe que no me convenia hacerlo, ese tipo lanzama llamas por los ojos. Me pase casi todo y senti mucho asco, luego el viejo apreto mis mejillas con sus dedos para que habriera la boca, lo hize y luego saque la lengua, lo que el maldito queria era corroborar que me lo habia tragado, al hacerlo de nuevo se torno amable conmigo, me acaricio el cabello y dijo…
– ya ves como si puedes ser una niña buena…que se me hace que te voy a llevar a mi casa y voy a hechar a la gorda de mi vieja a la calle…
Al morongas le dio mucha risa aquello…
– hahahahaha!!! no te pases de verga pinche pirata, tu si que estas bien loco cabron…
El “pirata” respondio…
– que wey?? No me digas que no quicieras tenerla en tu casa??
– no pues si….a esta si la mantenia y hasta le hacia 10 hijos
Le respondio el morongas. Por cierto me puse a pensar porque le decian asi al pirata, seguramente por su ojo tuerto..Mientras yo me tire en el piso, aquellos tipos dejaron que me recuperara, luego escuche que arrastraban una silla y de pronto senti a alguien caer a mi lado, habri los ojos y vi a papá amordazado y tirado a mi lado, tambien estaba atado de manos y pies, yo aterrada lo abraze…
– papá!! papá!!! Porfavor haz algo!!…
Vi que incluso papá movia su cabeza para que no le acercara mi rostro que estaba lleno de semen, fue cuando peor me senti…
El morongas nos separo y me lanzo un paquete de pañuelos para que me limpiara, cosa que hize; luego jalo mis pantalones hacia abajo, luego jalo mi braga; yo no puse resistencia a nada, papá se retorcia en el suelo de coraje como queriendo defenderme pero solo se oia algo asi como…
– hummmm!!! Hummmmmm!!!…
Al deshacerce de mi prenda interior el morongas quedo mudo y luego dijo algo en tono sorprendido…
– ay wey….mira nada mas que lindo moñito…
Se referian a mi tatuaje, luego el otro gordo dijo…
– tssssss… esta pendeja ya adelanto mi cumpleaños
Todos se carcajearon hasta las lagrimas, de pronto vi que ya discutian sobre quien me follaria primero, incluso lo discutian mediante un piedra papel o tijera, haciendome sentir como un objeto.
Entonces el viejo los interrumpio…
– dejenme a mi primero…
El otro chico gordo y el morongas inmediatamente le reclamaron…
– como por que tu primero cabron??
– si, no chingues, a ti ya ni se te para pinche pirata
El pirata respondio muy tranquilamente…
– pues se me tiene que parar si o si, que una vieja asi de buena no se ve todos los dias, ademas; todavia tengo que acabar de limpiar las ventanas de la planta alta y ustedes pendejos ya acabaron de hacer sus cosas
Lucho le dijo…
– y eso que cabron?? Eso es tu problema
– mira, ustedes dejenme metersela primero, y luego me largo y se las dejo para ustedes solos…
El Morongas ya se disponia a discutir con el pirata, cuando Lucho lo detubo aceptando el trato del viejo, incluso le dijo a los demas…
– dejen que el pirata se la coja primero
Los demas aceptaron, sin decir nada, al parecer respetaban mucho a aquel joven, yo yacia tirada en el piso boca arriba, tapandome la cara con las manos sollozando, mi pierna derecha estaba reclinada y la izquierda totalmente estirada, luego el viejo se inclino hacia a mi separandome las piernas con facilidad, asi tirado volteo sobre el hombro a decirle a sus amigos…
– si quieren saquen la botella o hagan otra cosa, porque me voy a tardar..
Yo me preocupe de lo que dijo, aunque por otro lado no intentaba hacer nada; ese viejo rancio se acostaria conmigo y no habia nada que pudiera hacer, escuche que Lucho dijo que iria por golosinas a la maquina, y lo vi salirse asi desnudo, tambien salio el chico timido y el otro gordo moreno, que incluso le arrebato la billetera a papá burlandose, solo se quedo el Morongas que se enfilo hacia el baño de la oficina, por lo que el viejo me tubo para el sola, ademas de que papá estaba a lado; el viejo se acerco a mi quitandome las manos del rostro para acariciar mi cara y luego a besarme lento mordiendome los labios, me decia…
– que ricura de vieja, siempre quize cojerme a una jovencita buenona como tu…
Yo comenze a temblar y a suplicar llorando…
– porfavor..sniff sniff, no lo haga, dejeme…
El viejo ya no era rudo conmigo, ahora m hablaba tiernamente, me decia mientras me acariciaba el cabello…
– no mi amor, no tienes porque sufrirlo, tan solo gozalo..
Me siguio besando metiendo su lengua en mi boca, mientras que sus manos acariciaban mis brazos lentamente, despues se fue bajando hasta mi busto y empezo a magrear mis pechos y a chuparlos y acariciando mi pezon con sus dedos, la verdad sabia hacerlo bien porque mis pezones se pusieron duros y ya sentia un cosquilleo en la entrepierna, empece a cerrar las piernas y a frotarlas una contra otra de la excitacion, mi cuerpo me traicionaba, el viejo se dio cuenta…
– vaya vaya….y decias que no eras una ramera….
Luego deslizo su mano hasta mi entrepierna y metio sus tres dedos de enmedio en mi vagina, haciendome soltar un suspiro, para acomodarse mejor el viejo se bajo de mi y se coloco tirado en el piso a mi izquierda y seguia metiendo sus dedos, con dos de ellos oprimio mi clitoris haciendo que expulsara un largo…
– ammmmm!!!
Mientras seguia moviendo sus manos con la otra mano dirigio sus dedos a mi boca haciendo que se los chupara, lo hize gustosa esperando que aquello me distrayera de el placer que sentia abajo, no porque no fuera rico, si no porque no queria demostrarle mi excitacion a ese viejo. Vi que el viejo retiro sus dedos de mi boca y los bajo hasta su pene pasandolos por la cabeza de este para volverlos a meter a mi boca untados con su liquido preseminal,, tambien tomo mi mano y la puso sobre su cosa y me acomodo para que lo masturbara luego acelero su movimiento en mi vagina, yo me mordia los labios hasta que no pude mas y grite…
– a a a a a a aaahhh!!! Me corroooo….!!
El me pregunto…
– te quieres correr linda??
– si i i i!!!
Repentinamente saco su mano dejando mi orgasmo a medias, lo vi que se empezaba a acomodar para penetrarme; su pene entro tan facil gracias a que yo estaba mojada y entonces comenzo el coito entre ambos, era increible pero yo sentia bastante rico, el estaba mas excitado que un burro porque acerco su rostro al mio, saco su lengua y me lamia la cara diciendome vulgaridades mientraa sollozaba de la excitacion…
– me encantas mi reina, me encantas, quiciera tenerte para mi solito, te cojeria en la noche, mañana y tarde hasta quedarme seco mamita linda…
Yo no podia creerlo, me habia cuidado tanto toda mi vida, para que ahora ese viejo nauseabundo me lo hiciera, y ademas me dijera cosas, me puse a pensar en todos los chicos lindos que habia rechazado, incluso ni yo misma me permitia tocarme porque me hacia sentir culpable…
No podia negar que yo tambien lo disfrutaba porque gemia como loca, poco mas tarde me corri en medio de un exquisito orgasmo, el viejo enseguido lo hizo tambien; senti todo su liquido caliente inundarme por dentro, el quedo exhausto tirado encima de mi para despues levantarse, yo no pude mas con el remordimiento de haber gozado de lo que me hacia aquel viejo y asi en el piso me arrastre para abrazar a papá, diciendole…
– perdonameee sniff!! Snifff!!
Pense que el viejo habia terminado, pero despues de unos minutos se acerco de nuevo a mi y trato de jalarme hacia el, yo otra vez no puse resistencia, hasta que me susurro…
– volteate guapa…
Y pataleando y manoteando le gritaba…
– no eso no, porfavor no…
Desafortunadamente para mi, el morongas ya habia salido del sanitario y le ayudo a su amigo a voltearme, quedando totalmente boca abajo, el morongas ponia presion en mi espalda baja sentandose en mi, el viejo se inco y empezo a besarme los gluteos y a abofetearmelos, al morongas le provocaba mucha risa aquello, tanta que el mismo me quizo palmear tambien, me nalgueaba sentado encima de mi estirando su mano derecha para golpearme con fuerza y decirme mientras se reia…
– quien es niña mala?? quien es niña mala??
Yo gritaba porque el me nalgueaba con una fuerza tremenda, ademas de que sus manos eran grandes y gordas como las de un obrero, su amigo no hacia caso de aaquello porque ya se habia bajado hasta mis muslos para besarlos y hacerme chupetones, su amigo se lamio su mano y luego prosiguio a nalguearme, no las veia, pero seguro que mis nalgas estaban rojizimas.
Luego el morongas se quito, al parecer por ordenes del viejo, cuando menos senti ya me metia un dedo en el ano con cierta facilidad, se sorprendio de ello y le dijo a su amigo….
– que se me hace que esta vieja ya no es virgen
– pues claro, si te la acabas de coger, hasta en el baño se oian sus gemidos, hasta me la tube que jalar…
– no seas pendejo…hablo del ano idiota!!
– aaaaaaahhh….
El Morongas dijo eso porque no estaba poniendo atencion, ya que estaba urgando en algunos cajones buscando que robar. El pirata por otro lado al ver la dosilidad de mi orificio, empezo a meter su verga, yo grite de dolor a pesar de que el pene del viejo era muy pequeño, en eso el morongas se acerco y se inco para que le chupara el miembro, ya lo hiba a meter enmi boca hasta que su amigo lo interrumpio…
– no cabron…hazte!!!
– pero si nada mas quiero que esta puta me la chupe…tranquilo pirata!!
– que te la chupe despues..dejame solo con ella, ya habiamos quedado
El morongas se paro molesto y se fue de nuevo hacia los cajones del escritorio
Ya con su verga adentro el viejo dibujo un circulo con ella adentro y entonces el pirata empezo a bombear, a mi me dolia tanto que no podia ni moverme, senti fuego en todo mi cuerpo porque el pirata era muy brusco, lueho se molesto…
– muevete pendeja!! Parece que estoy cojiendo con una piedra
Con tal de que no se molestara empeze a hacer movimientos de cadera, para ayudarlo a follarme, el mas excitado entonces, comenzo a decir…
– ayy si que rico!!!. que rico es sentir tus nalgas y metertela al mismo tiempo ricura…
Yo solo me quejaba y hacia muecas de dolor, papá empezo a llorar y cerraba los ojos como si tambien sintiera el dolor, el morongas gritaba desde la lejania del escritorio
– eso eso !!! acabatela pirata!! Partele el culo haber si asi deja de andarlo ofreciendolo la muy puta…
El viejo no dejaba de metermela, me besaba la espalda y los hombros, y me daba nalgadas tambien me susurraba muy despacito…
– mi amor, pero que culito tienes!!
Poco a poco fue acelerando mas, hasta que finalmente se corrio, esta vez no compartimos el orgasmo, yo acabe desecha con mi orificio irritado y llorando de la impotencia; el viejo solo se paro y minutos despues le aviso al morongas que ya se hiba, conmigo solo se inco para mostrarme algo que llevaba en la mano, vi que papá se retorcia como loco y luego vi porque; El tipo tenia en la mano una esclava de oro con mi nombre escrito en ella, al parecer era el supuesto regalo que papá planeaba regalarme, la estiro para mostrarmela y luego dijo…
– Olivia…asi que ese es tu nombre…me llevo esto para siempre acordarme del nombre de la perra que gimio mientras me la cojia, si quieres que te la devuelva vas a tener que buscarme
Luego tomo mi bolso y saco otra cosa que no vi bien, pero se la guardo en el bolsillo, quiza dinero, pense
Me dio muchisimo coraje todo lo que dijo, y tambien que se llevara el regalo que me pensaba dar papá, solo me quede ahi llorando, luego ya senti al morongas acercarse a mi, en eso llegaron los demas, escuche que le preguntaban al morongas…
– y el pirata?? Donde anda??
– ya se fue el wey…disque tenia prisa
Sin mas ni mas el morongas me volteo y me penetro por la vagina, los otros se acomodaron por ahi. Con toda la maratonica cojida que habia tenido con el viejo ya no me quedaban energias, pero el morongas me exigia que lo complaciera, luego gritaba…
– ayyy sii que rico!!…que rica concha tiene esta ramera
El me violaba teniendo a papá a lado que contemplaba todo, papá solo se retorcia y lloraba de la impotencia sin poder hacer nada, yo apretaba mis ojos llorando y diciendo…
– no no no….no ya no mas, porfavor dejenme…
El burlonamente me decia….
– si si si ….. como de que no perra…
No tardo mucho en corrrerse dentro de mi, luego se levanto y el otro gordo al que apodaban el ” Porky” , fue el siguiente en tomar su turno, metiendomela en la misma posicion, solo que este gordo me follaba mas despacio tomandose su tiempo, levantaba sus pompas en el aire sacando su miembro de mi vagina, para luego dejarlo caer con furia, aquel golpeteo de su puvis al caer, me dolia demasiado, me besuqueaba con besitos pequeños por todo el rostro, me hacia para atras el cabello y luego metio su lengua en mis fosas nasales, era todo un depravado,luego el marrano casi susurrando frente a mi rostro me preguntaba….
– te gusta??
Yo no le contestaba, solo lloraba con los ojos entrecerrados volteando hacia otro lado, me volvio a preguntar…
– te gusta??….yo se que te gusta mi amor, no fingas..
Luego dirigio la vista hacia mi padre que yacia tirado a centimetros de el, le preguntaba…
-que tal coje esta perra ehh compadre??
Papá soltaba lagrimas y sollozos de impotencia, que se enmudecian por la mordaza…
– te gusta como le meto mi vergota a tu hijita??, porque a ella le encanta….es mas compadre….mira como me lo pide…
El gordo se dirigio hacia mi, aun penetrandome…
– pideme que te coja puta…
No le respondi solo lloraba…
– vamos…pidemelo que tu papi te quiere oir…
No le hize caso, de pronto bajo su cabeza y me mordio el pezon muy fuerte, yo solte un grito gigantesco de dolor…
– si no me lo pides, te arranco tu pezon a mordidas puta…asi que mejor dilo…
Tratando de olvidarme del dolor de la mordida masculle un pequeño…
– cogeme…
– no no no, fuerte!!!
– cogeme
Dije un poco mas alto
– mas fuerte!!! o me como tu pezon…
Entonces senti muchisima adrenalina recorriendome el cuerpo y la saque en un grito…
– cogeme!!! cogeme!!! Maldita bola de grasa, cogeme!!!
El sonrio y luego dijo…
– suplicamelo – cogeme!!, cogeme!!
-Te lo suplico cogeme!!
– si asi puta, sigue diciendo..
Empezaba a acelerar el gordo…
– cogeme!! cogeme!! Porfavor cogeme!!! Llename con tu puta leche caliente gordo infeliz!!, como si fueras un jodido hombre!!…
El gordo no pudo resistir la excitacion y se corrio, estubo un rato tumbado sobre mi mi, recargado mejilla con mejilla, cuando se levanto se burlo de papá diciendole…
– ni modo compadre…que conste que tu putita me lo pidio….
Luego pasaron los otros dos tipos, repitiendo el misno patron, solo que ellos no buscaban humillarnos, solo cogerme, note que solo pasaron el flaco y Lucho. Despues me levantaron y me pusieron empinada con las manos y pies en el piso, Lucho se puso detras mio, pase saliva al imaginarme que me penetraria analmente, pero senti relativa calma cuando con sus dedos habrio mis labios vaginales, luego se carcajearon y escuche que algo se secreteaban, entonces el morongas se me acerco a la altura de la cara y me lanzo un reto…
– se nos ocurrio algo puta
Yo no le conteste, seguia llorando tanto que con la boca abierta me escurria un hilo de saliva
– mira, mi compa el Lucho va a jugar con tu conchita, si logras aguantar 10 minutos sin correrte nos vamos y te dejamos para que cojas a gusto con tu papito, que dices??
No respondi, hasta que me lo volvio a preguntar, solo alcanze a mover la cabeza afirmativamente; casi inmediatamente senti los dedos de Lucho entrar y salir levemente, tambien senti otro dedo en mi ano dandome vueltas, cuando senti las manos de Lucho extendidas para separar mis gluteos, fue cuando deduje que entonces el dedo de mi ano era de algun otro chico, empeze a sentir ya la lengua de Lucho, y a la primera que la metio,expulse un largo grito de placer, los gordos se rieron y se acercaron hacia mi rostro, el morongas me dijo
– un besito si putita??…
No hize caso porque me estaba empezando a retorcer y tambien a gemir, el morongas burlandose de mi decia…
– o me das un beso puta, o te meto mi verga en la boca, tu decides
Entre gemidos le conteste…
– no no eso no…
– entonces para trompita..
No me quedo mas que parar mis labios sintiendome ridicula, enseguida me empezo a besar de una forma asquerosa, metiendo su lengua para lamerme hasta los dientes, por la comisura de mis labios escurria gra cantidad de saliva, era la suya y la mia mesclada, atras Lucho urgaba dentro mio con maestria, y el dedo de mi ano habia desaparecido y ya acariciaba mis nalgas con la palma abierta, era obvio que era el chico timido, porque el morongas me besaba, y el otro gordo estaba al lado de el, pasando su mano por debajo para acariciar mis pechos, mientras el morongas me besaba fue cuando me llego el orgasmo, tube que dejar de besar al morongas para poder gritar, al hacerlo los dos gordos metieron sus dedos a mi boca para que se los lamiera,entrando y saliendo, ya no aguante mas y me corri, la verdad habia sido muy rico, vi que Lucho se levanto y choco las palmas con el morongas y el otro gordo, asi sin agacharse Lucho me advirtio…
– ni modo nena…no fueron ni tres minutos
El gordo al que apodaban Porky se froto las manos y dijo…
– pues entonces hay que castigarla por guarra
Luego me levantaron, el porky se acosto en el piso y pidio que me acercaran a el, entre el flaco y Lucho me sentaron sobre gordo que yacia en el piso, clavandome en su falo, luego Lucho y el chico flaco se pusieron cada uno a un lado mio, y tomaron mis manos dirigiendolas hacia sus respectivos penes para que los masturbara, de pronto comenze a brincotear sobre el Porky y a masturbar a los otros dos muchachos, alguien me daba fuertes y violentas nalgadas, y tenia que ser obvio que era el morongas, Lucho golpeteaba una de mis tetas pausadamente, mientras que el otro chico me la acariciaba toda, el porky se volvio a correr dentro mio y luego cambiamos de posicion, esta vez Lucho estaba en el piso boca arriba y a mi me clavaron en su falo volteando hacia el, Lucho sugirio…
– alguien aproveche su otro agujero, ya para largarnos…
Los ojos se me habrieron del miedo, pero se me habrieron mas al sentir la verga del morongas entrar por mi ano, su cosa entro con relativa facilidad y entonces el Porky se me acerco para metermela en la boca, ahi estubimos los tres durante largo tiempo, uno ocupaba mi ano penetrandome lentamente y diciendo…
– aahh si ahh si puta muevete…que rico te mueves….desde que te vi con ese pantaloncito te la quize meter…
El otro me penetraba por la vagina, sin decir nada mas que gemir y tomarme por la cintura; y el otro ya me habia sacado la verga de mi boca y ahora se dedicaba a abofetearme con ella, la sacudia y al mismo tiempo me golpeaba el rostro, luego me pidio habrir la boca y sacar mi lengua y se inco para besarme…de verdad que no se porque, pero yo le correspondi al beso de forma pasional, metiendo mi lengua en su boca y permitiendo que el la metiera en la mia, de pronto la de la iniciativa era yo, mordiendole sus labios con pasion, la mano de el le daba vueltas a mi pezon haciendome sentir excitada, quiza muy inconcientemente eso era lo que me hacia devolverle el beso, me sentia excitada una vez mas.No se cuanto tiempo paso hasta que los dos tipos que me la metian soltaron su leche dentro de mi, y el Porky masturbandose el solo dejo caer su gran corrida sobre mis pechos, para despues untarlo alrededor con sus manos, ya el otro chico no estaba, asi que solo quedaron trea, todos tirados exhaustos descansando.Poquito mas tarde los tres se vistieron, yo tirada en el suelo me arrastre hacia papá hasta abrazarlo, luego Lucho y el Morongas salieron sin decir nada, solo Lucho volvio a entrar para decirle a su amigo…
– ya vamonos…pinche Porky
El porky se acerco a mi y me dio un papel con su telefono, me dijo…
– porfavor llamame…quiero volver a estar contigo…
El pobre tipo penso que me habia enamorado de el o algo asi. Y de pronto los 5 tipejos nos habian dejado solos a papá y a mi, yo desate a papá y los dos nos abrazamos a llorar hasta el amanecer. Como a las 6 de la mañana salinos del edificio, papá le agradecio a Freddy y este se le quedaba viendo a las heridas de papá en el rostro, papá me habia tapado con su abrigo por lo que esta vez Freddy no pudo voltear a verme el trasero, nos dirigimos a casa donde lloramos y hablamos todo el sabado, papá me pedia perdon por haberme dejado sola e insistia en llevarme al hospital, yo tambien le insistia en que nada habia sido su culpa y que me sentia bien.
Al parecer otra cosa que le habia molestado a papá era que esos tipos nos habian robado el regalo que el me pensaba dar, la esclava de oro con mi nombre, segun el, la habia comprado para mi desde que yo tenia 10 años, pero no me la pudo dar porque fue en esas fechas cuando mamá lo habia hechado de la casa,el la guardo por mas de 20 años y significaba mucho para el, y ahora tambien para mi.
Finalmente el domingo, papá me llevo al aeropuerto y me despidio, llorando le dije que lo amaba y que jamas dejaria de visitarlo, el me dijo lo mismo, luego nos despedimos con un beso apasionado que hizo que las demas personas nos vieran extraño, especialmente dos ancianitas que estaban sentadas junto a nosotros, ambas se incomodaban al ver la forma en que nos besabamos, pero cuando realmente se sorprendieron fue al escuchar las siguientes frases…
– adios hija,
– adios papi
Ya subida en el avion hubo algo que me hizo sentir mucho miedo, al revisar mi bolso me percate que me faltaba algo….entonces me vino a la mente cuando el viejo, despues de violarme habia urgado en mi bolso….pero claro!!!…..el maldito habia tomado no solo varios billetes de a $100, si no que se habia robado mi credencial de ciudadano, la que contenia mis datos personales, como mi direccion por ejemplo. La pregunta era: me iria a buscar?? Me violaria otra vez??……no lo se, pero si es posible recuperare la esclava de oro de papá, no importa lo que me cueste….
FIN

La nena (puta) de papa. capitulo VI. La ultima semana

Lunes, abril 13th, 2015

Y le mostre el tatuaje a papá, el se sento en el sillon individual de la sala, mientras yo parada a centimetros de el me desabotonaba los jeans; papá se extraño de que “su” tatuaje aun no estubiera completo, despues le explique que se necesitaban dos sesiones para ponerle color…
– y cuando vas a volver??
– me dijo que el proximo viernes papi, exactamente dentro de una semana
Luego paso las llemas de sus dedos por encima del moñito…
I- te duele??
– ufff, si un poquito
– me encanta como se te ve, quiciera follarte ahora mismo…
– me dijo tu amigo, que era preferible que no tuviera actividad fisica hasta que cicatrizara, y eso incluye el sexo papi
– vaya……te lo juro que en este mismo momento tenia en mente hacertelo aqui…sobre este sillon
– a mi tambien me gustaria, pero la verdad es que me duele bastante
– si te entiendo hija, ya ni modo….
Se puso de pie y salio hacia la cocina, yo me subi a ponerme mas comoda, me puse un pants gris, una camiseta azul y sandalias, mas tarde baje y ambos comimos en el comedorsito, ya para mas tarde acordamos ver una pelicula en la sala, cuando esta termino, ahi mismo en la sala me dijo que queria hablar conmigo, que era importante…
– bueno hija, siento que tenemos que hablar seriamente
– de que se trata ??
– bueno….sabes que te quiero, no solo por lo que hemos tenido,si no por ser tu padre; la verdad hija, quiero que sinceramente me digas que sientes con respecto a lo que hemos tenido, es decir, te sientes obligada a hacerlo o sientes placer asi como lo siento yo??
– bueno pa…si de ser sinceros se trata…no me siento tan bien de acostarme contigo, es decir…sexualmente lo disfruto, mis orgasmos han sido reales, pero no dejo de sentir la culpa de hacerlo, al final del dia por muy placentero que sea, no olvido que estoy teniendo sexo con mi padre biologico…no me mal entiendas, te quiero pero tienes que admitir que nada de esto es normal
– lo se hija, se que no deberiamos hacerlo, y es por eso que me han surgido algunas dudas, veras me encanta tu cuerpo, es el mejor cuerpo que jamas haya tocado, me gustan tus enormes pechos, tus pompas, tus piernas,tu cintura, la forma en como te mueves en la cama, todo; cuando llegaste y te vi despues de no verte por tantos años me sorprendi de tu belleza, pero sobre todo me impacto tu cuerpo, y el tenerte aqui todos los dias paseandote frente a mi, detono todo mi morbo, porque ademas no te veia como hija porque la imagen de mi hija era otra, te veia como a una sexy mujer que necesitaba poseer…….oh hija siento mucho si sueno como un depravado pero solo intento explicarme…
– no te preocupes tu di tu verdad, es la unica forma de que las cosas queden claras
– gracias hija….ahora quiciera preguntarte que fue lo que te hizo entregarte a mi, si me dejas serte sincero aun no me la creo, eres una mujer joven y hermosa, no tenias la necesidad de hacerlo con tu padre…fue realmente lo del empleo que te prometi…yo no lo creo…
– claro que no papá
– entonces??
Suspire y de pronto las lagrimas ya recorrian mis mejillas, estaba a punto de desahogarme…
– en realidad fueron muchas cosas, lo del empleo sin duda llamo mi atencion, pero no seria capaz de acostarme con mi padre solo por un maldito empleo, creeme puedo conseguir uno yo sola cuando regrese a Puebla, lo que me hizo acostarme contigo, y practicamente hacerme tu amante mientras he estado aqui son muchos otros factores, primero: cuando llegue aqui despues de tanto tiempo sin verte yo si te segui sintiendo como mi padre, no como un extraño asi como tu me sentias a mi…pero habia algo en ti que no me gustaba, estabas terriblemente deprimido, y no me gusto verte asi, desde que te separaste de mamá has tenido dos divorcios y mamá en casa no deja de hablar mal de ti, eres una persona educada, inteligente y a la que le va muy bien economicamente, y me parecio que tu vida deberia ser otra mas que estar bebiendo cada noche; luego descubri que me deseabas, y te soy sincera papá se senti mal por ti, quiza fue un sentimiento de entre lastima y una necesidad de ayudarte que aun no me explico…se que acostarme contigo no era una opcion para ayudarte…pero bueno, fue lo primero que me llego a la mente, quiza porque en mi vida no habia nunca disfrutado de un hombre sexualmente, pues salvo mi primer novio, todos los demas hombres que he conocido, siempre han tratado de aprovecharse de mi, y me han hecho sentir como un pedazo de carne; no sabes todas las veces que llegue llorando a casa luego de que algun cerdo me arrimara su cosa en el camion, o algun tipo me gritara peladezes sobre mis pechos, por eso es que no habia sentido respeto verdadero hacia ningun hombre, hasta que me acoste con tu amigo Daniel y supe como se siente ser tocada de verdad y entendi que no tenia que ver el sexo como algo sucio, pues era algo hermoso, luego quiza fue el encierro de estar aqui todos los dias y el estar desconectada del mundo real, lo que me hizo considerar el meterme contigo, y te digo algo…si que lo he disfrutado, me siento mal de solo pensar como lo he gozado, pero si tubiera que ser sincera, te diria que el sexo contigo a sido en extremo placentero, sobre todo, porque tu me respetas papá, en la cama tu me has demostrado que me respetas, a diferencia de otros hombres que han intentado hasta violarme y no son nada mio, quiza en resumen eso fue…..
Hubo silencio durante varios segundos…
– vaya hija, pues si que me has sorprendido, si crees que me has ayudado creeme que lo has hecho, si crees que te he sabido hacer el amor entonces me dejas satisfecho, pero si crees que te he respetado, entonces me quedo mas tranquilo
– no te tienes porque sentir culpable papá, lo que hemos hecho lo hemos hecho juntos, lo hemos disfrutado juntos y hemos tenido nuestras razones
– oye hija, tampoco me malentiendas, pero te quedan dos semanas mas aqui en la capital, y la verdad quiero lo mejor para ti,y en ese sentido prefiero que regreses a casa y hagas una vida, lo que hemos tenido ha sido extraordinario, pero sigo siendo tu padre, y aun quiero lo mejor para ti…
– no te preocupea papá, yo pensaba lo mismo
Luego nos abrazamos por mucho tiempo, fue un abrazo de entre consuelo y redencion
– oye papi, aun quiero terminar ese tatuaje….
– hehe, si eso deseas adelante, aunque para mi ya te ves muy bien asi…
Nos volvimos abrazar y nos fuimos a dormir; la semana siguiente fue mas normal, papá no trabajo durante toda la semana y aprovechamos cada dia para conocer la capital simplemente como padre e hija, en toda la semana no hubo nada sexual, nisiquiera las nalgaditas que a veces me daba por sobre el pantalon, ni los besos en los labios antes de dormir, creo que nuestro desahogo habia servido para mucho.
Llego el otro viernes y fui a la clinica a terminarme el tatuaje, fui sola sin papá, y sali mas rapido que en la sesion anterior, luego llegue a casa, papá estaba trabajando en su estudio…
– puedo pasar??
– claro nena…como te fue??
– bien, quedo muy bonito
– excelente, seguro se te ve muy bien. Dijo sin si quiera voltear a verme
Por un momento parada ahi frente a el tube un sentimiento extraño, papá solo atendia unas hojas de su escritorio y me extraño que no pidiera verme el tatuaje, al fin y al cabo me lo habia hecho por el; ademas como les dije, esa semana al parecer habia servido para olvidar todo lo sexual que habia entre nosotros, nisiquiera papá recordaba que aun me faltaba un capricho por cumplirle, todo eso quedo olvidado despues de la platica del viernes pasado; luego me di la vuelta sin decir mas y me dirigi a mi habitacion, me recoste sobre mi cama boca arriba y pensativa, aquel ultimo viernes solo dijimos lo que sentiamos, mas nunca acordamos que lo nuestro habia acabado, yo como le habia dicho me sentia culpable de acostarme con el, mas eso no significaba que no me gustara hacerlo, en una semana exactamente tomaria un avion de regreso a casa, luego seguramente encontraria un buen empleo y dificilmente volveria a encontrarme con mi padre, tal vez lo haria para alguna reunion familiar, y tal vez hablariamos seguido por telefono, pero solo me quedaba una semana a solas con el y estaba tirada sobre una cama, me habia hecho un tatuaje para cumplirle una susia fantasia y el nisiquiera parecia interesarle, que rayos estaba pasando?? Tenia que ir y hablar con el, de convencerlo de que tal vez ya no tendriamos otra oportunidad asi, si era posible le haria el amor de nuevo, total, lo hecho hecho estaba.
Entre a su estudio de nuevo, el apenas volteo para preguntarme si me pasaba algo, pero enseguida volvio a lo que hacia, yo me puse detras de el para que no me viera desabotonarme los jeans y desacerme de ellos…despues quedando solo en tanga azul de la cintura para abajo, me puse a su izquierda y le voltee el rostro tomandolo de la barbilla para que viera a su hija semidesnuda, al verme asi quedo boquiabierto, como si fuera la primera vez que me veia en tanga,yo le reclame…
– que pasa?? Te has olvidado de tu hijita??
– hija, yo pensaba que tu ya no querias….y por eso te he dejado en paz estos ultimos dias, pero si te presentas asi delante de mi…vas a hacer que te pierda el respeto que tanto decias
– papá, no seas tonto, el respeto al que yo me referia es a la manera en que me haces el amor
– de verdad??
– claro….ahora quiero que veas lo que tengo para ti…
Voltee su silla reclinable hacia mi y luego mientras el babeaba, me quite la tanga, dejando a la vista el moñito rosa tatuado sobre mi zona genital…
– hija….que cosa!!! Se te ve precioso, igual a como lo imaginaba
– papi este tatuaje podra estar sobre mi piel, pero bien sabes que es tuyo…
Tome sus manos y las acerque al moñito, pasando sus yemas eroticamente sobre mi piel tatuada, luego me sente sobre el y nos besabamos de nuevo, esta vez con desesperacion como demostrando que esa semana habia sido demasiado tiempo y que necesitabamos contacto, el pasaba sus manos sobre mi espalda y la acariciaba, despues yo misma me quite la camiseta y el bra, haciendo que el inmediatamente se fuera hacia mis pechos bezuqueandolos, uno y luego otro.
– aahhh ya extrañaba a este par!!. Dijo hechando su cabeza hacia atras.
Me dio un poco de gracia aquella ocurrencia, luego me pare de la silla para que el pudiera desvestirse, una vez hecho eso me volvi a sentar en el, esta vez clavandome en su falo, apoye mis manos en sus hombros, las suyas las puso en mi cintura y comenzo el brincoteo..
– aaa aaaa aaaa a a a a a si asi!! asi!!….Gemia yo
Yo contraia mi espalda para hacerlo mas placentero, luego papá me empujo ligeramente hacia atras como si quiciera ver algo, luego clavo los ojos sobre el tatuaje…
– vamos nena, enseñame como se mueve ese moñito…
Empeze a brincar mas rapido y el a gemir mas rapido tambien, pasaron segundos mas antes de que el se corriera dentro de mi, por cierto no lo habia mencionado, pero desde aquella tarde en que habia llamado a Manuel habia estado tomando anticonceptivos, por lo que no habia problema de que papá o cualquier otro se corriera dentro de mi.
Despues de terminar recargue exhausta mi sudorosa mejilla en el rostro de papá, aun sentados en aquella silla, luego nos levantamos, nos vestimos y bajamos a la sala a beber y bailar, algo que no haciamos desde aquel dia en que papá invito a sus amigos, mas tarde quiza como a las 22:00 subimos a mi recamara e hicimos el amor una vez mas, ambos estabamos muy ebrios luego nos dormimos juntos, al dia siguiente nos levantamos tarde desnudos sobre mi cama, ahi volvimos a platicar sobre lo que seria nuestra ultima semana juntos…
– aun me duele la cabeza…Dije frotandome la cara.
– parece que no bebes muy seguido amor….
– de hecho no. Oye parece que volvimos a hacer el amor. Dije levantando las sabanas, descubriendo que estaba desnuda
– claro…me extraña que no lo recuerdes, parecias disfrutarlo mucho
– si recuerdo, pero vagamente…
Luego me recoste cubriendome la cara, la cabeza me latia fuertemente…
– oye hija….
– aha. Maculle yo sin dejar de tallarme los ojos.
– te molesto cuando….ya sabes, te molesto tenerte que tatuar?? Y tener que posar para mi??
– mmmmm….no; bueno, lo de posae fue muy divertido, y lo del tatuaje al principio lo pense mucho, pero la verdad me gusto como quedo…pero porque me lo preguntas??
– bueno es q…..
– aaaaa ya entiendo papi, seguramente pensabas reclamarme que aun te tengo que cumplir un caprichito extra no??
– pues si hija, adivinaste…pero si te molesta mejor no…
– esta bien papi no me molesta, de hecho resulta interesante, dime que planeas esta vez??…
– bueno……siempre me inquieto la idea de tener sexo en publico
– ay papá, hahahaha, de verdad que eres tremendo
– que?? No te gusta???….
– pues no es asi como mi fantasia mas grande pero suena interesante…
– de verdad, te lo parece??…
– claro
– entonces, me cumpiras??
– bueno, no se que tengas en mente…
– osea que me vas a poner peros??..
– no es eso papi, yo lo haria contigo hasta enmedio de una tormenta, pero soy algo penosa
– que quieres decir??
– bueno…tu dices sexo publico, pero no se que quieras decir exactamente; por ejemplo: si lo hicieramos en tu coche sobre una via publica nos podrian multar, si lo hacemos en un baño publico alguien podria entrar, si lo hacemos en un….
En eso papá me interrumpio
– hahaha, tranquila mi amor, yo ya tenia todo pensado y no hay ningun riesgo
– por que lo dices??
– bueno, yo pensaba hacerlo en mi oficina; veras, mi oficina esta en un onceavo piso como a unos 25 metros sobre el suelo, y lo que ocurre es que en mi oficina como en todo el edificio, esta cubierto por ventanales gigantes, yo se que tal vez no es sexo publico como tal porque a esa altura nadie nos vera, pero hacerlo frente a una ventana con una hermosa vista de la ciudad, es algo especial
– vaya papi, eso si suena bien, pero y si alguien entra a tu oficina??
– no seas tontita mi amor, de hacerlo seria en la noche…
– wooow!!, no pues que bien….pero te dejan pasar??
– no, pero conozco al guardia y estoy seguro que nos hechara una mano
Faltaba aproximadamente una semana y dos dias para que yo regresara a casa, asi lo habiamos decidido papá y yo, pues aunque a el le encantaba estar conmigo tambien deseaba que hiciera mi vida y eso no incluia tener que quedarme a vivir con el.
El dia que habiamos escogido para tener sexo en la oficina de papá habia sido el viernes proximo, osease que faltaba una semana entera, semana que aprovechamos al maximo dado que papá no quizo atender a nadie para poder disfrutar nuestros ultimos 9 dias juntos; de domingo a martes tubimos mucho sexo, lo hicimos en su habitacion todas las noches, luego en las mañanas asi desnudos como despertabamos lo volviamos a hacer, casi siempre las mismas poses: el sobre de mi en la cama, yo montandolo, yo sobre de el que se sentaba en la cama, o de frente con mis piernas en sus hombros; cada vez que lo haciamos habia erotismo previo: nos besabamos mucho, el chupaba mis pechos o me hacia sexo oral, lo curioso es que yo no se lo hacia a el, solo se la habia chupado en una ocasion, y al parecer el no habia quedado muy contento, quiza papá se habia dado cuenta de que no era buena haciendolo, porque nisiquiera me lo pedia.
El martes por la tarde probamos algo nuevo, lo hicimos en la ducha, empezamos a besarnos bajo la regadera abierta, ambos de pie, luego me voltee dandole la espalda, sintiendo su verga contra mis nalgas, besandome el cuello y metiendo sus dedos en mi sexo, con la otra mano apretaba mi seno izquierdo, luego me puso en pompa contra la pared y me penetro corriendose dentro de mi como siempre.
Para el miercoles papá habia hablado conmigo y me pidio una tregua de sexo, segun el para poder disfrutarlo mejor habia que descansar un poco, asi que ni miercoles ni jueves tubimos intimidad sexual.
Finalmente llego el tan esperado viernes, salimos por la noche rumbo a su oficina, eran las 21;00 horas, papá me habia encargado ponerme mas sexy que de costumbre, recorde que a el le encantaba verme de negro y asi me vesti; me puse una blusa negra de algodon que no tenia escote, pero la habia elegido porque me apretaba tanto que mis tetas lucian enormes, ademas no habia puesto bra; abajo me puse algo nuevo y que le encanto a papá, unos pantalones negros de spandex super apretados, tanto que marcaban perfectamente mis bragas negras de encaje que tenia debajo; finalmente me puse unos tacones rojos, de esos que cubren los tobillos,mi cabello lacio y mis labios rojos.
Llegamos al edificio que estaba en la zona norte de la ciudad, era un edificio enorme, quiza de 50 o 60 metros cubierto por cristales; a papá le encantaba como me veia esa noche y no dejaba de decirmelo, cuando estacionamos el coche y bajamos del auto me pellizco el trasero tan fuerte que me lastimo…
– auuuu!!!
– hija…que culote se te ve, no se como nunca te habias puesto pantalones asi
Entramos al edificio por una puerta giratoria y ahi solo estaba un escritorio de madera con un guardia gordo y moreno de unos 30 años, el guardia tomaba un refresco de cola y contestaba un telefono al mismo tiempo, mientras nos acercabamos al escritorio papá me susurraba…
– dejamelo todo a mi nena, nadamas no vayas a decir que eres mi hija
– ok papi
Llegamos al escritorio justo cuando el guardia colgaba el telefono…
– como te va Freddy??
– buenas noches Sr. Suarez muy bien y a usted??
– bien gracias
El maldito gordo que al parecer se llamaba Freddy me veia hipnoticamente las tetas, luego volvio a papá…
– que necesita Sr. Suarez??
– pues mira, lo que necesito es que me devuelvas un favor…recuerdas cuando te ayude con lo de tu coche??
– hahaha…claro señor, pero que puedo hacer por usted??
Papá volteo a ambos lados como buscando que nadie lo viera, luego se acerco al guardia como para susurrarle algo…
– pues mira, quiciera que nos dejaras pasar a mi y a mi chica a mi oficina, ya sabes queremos algo de intimidad y esta noche no podremos en casa, asi que…
– ufff Sr. Suarez….no lo se…
– vamos Freddy, sabes que siempre nos hemos apoyado
– esta bien, pero procure que al subir no lo vean los de limpieza, o podemos meternos en un lio, ya sabe como son, y lo que paso la ultima vez…
– no te preocupes Freddy, si me ven les dire que solo pasare por algo que se me olvido
– de acuerdo Sr Suarez, pase…
– gracias Freddy te debo una…
Subimos por el elevador, hasta que llegamos al piso 11, al habrirse las puertas papá checo que no hubiese nadie y me guio hasta la puerta del fondo, que al parecer era su oficina, habrio y entramos, era una oficina enorme y preciosa, la vista de los grandes ventanales era hermosa, era la ciudad a oscuras, la oficina contaba con un gran escritorio de cristal pegado a uno de los ventanales, al otro lado habia otra habitacion aparte con un catre y un dispensador de agua, todo el piso estaba alfombrado…
– vaya papi, que bonito lugar…
– te gusta??
Dijo dandome una fuerte nalgada, mas fuerte que de costumbre
– auuu!!! Papi es necesario azotarme tan duro??
– claro…. es lo minimo que merece un trasero de campeonato como ese
– papi te das cuenta de que es la primera vez que dices algo bonito de mi trasero??
– debe ser por ese pantalon hija, insisto en que deberias de usar mas seguido pantalones de ese tipo, pero aun asi siempre e pensado en que tienes un culo bastante rico
– pues como sea…
Me voltee hacia el rodeandolo con mis brazos…
– y bien….que tiene planeado mi papi, para su hijita??
– ay mi amor, esta noche tiene que ser especial, digamos que hoy no hay restricciones…
– de veras?? Y con que quieres empezar??
Dije hechandome hacia atras acostandome sobre el catre, incitandole a venir hacia mi con mi dedo, el se acerco y yo lo jale por la corbata acercando su boca a la mia para besarlo en una actitud muy coqueta, el se salio de mi boca como preocupado…
– en realidad mi amor, queria empezar la noche con algo nuevo que queria hacerte desde hace mucho
– que cosa??…
– un 69
– hahahaha wooow!! ( sonrei nerviosa), papi pero…..
– que pasa nena??
– bueno, es que la verdad no me gusta el sexo oral, lo odio
– hahahahaha, eso si que no te lo creo, cada que lo practicamos hasta me gritas que no pare y te retuerces pidiendo mas…
– ay papi, me refiero a chupar un miembro masculino, siempre me ha dado asco tener un miembro tan cerca de la boca o nariz, haha, te podra sonar gracioso, pero hablando de penes podria meterme 5 al mismo tiempo por abajo, pero por la boca ni uno solo
– y que tal si pruebas…quiza y te guste…
– ufff…bueno papi, solo lo hago por ti
Entonces nos desnudamos completamente, no besandonos y desnudandonos entre caricias como pense que seria, si no cada uno separado, yo nerviosa y sin ganas de chuparsela a papá, el ansioso y nervioso por enseñarme, luego se acosto sobre el catre boca arriba…
– ven nena acomodate, si sabes como es un 69 no??
– si papi
Me acomode como debia de acomodarme, sobre el, boca abajo e invertida a el, mi cara se acerco a su pene flacido y peludo, lo tome sin muchas ganas con las manos y me lo meti a la boca, atras el ya probaba mi vagina y ponia sus manos sobre mis muslos separandolos. Empeze a chupar pero no podia hacerlo bien, en primera porque no sabia, en segunda porque no me gustaba, y en tercera porque ya sentia la excitacion y el cosquilleo de las lamidas de papá que dibujaba circulos con su lengua, que mordia mis labios vaginales con sus labios y que hacia que me mojara, por mi lado el pene de papá ya estaba totalmente erecto y yo ya saboreaba liquido preseminal que sabia horrible,de ninguna manera me tragaria su semen. Con su miembro aun en la boca yo soltaba gemidos de excitacion, luego cuando papá acelero con su tarea, aparte mi boca para gritar, papá supo que estaba a punto de correrme y me levanto como para que no me corriera en su cara, me sento en el sillon y termino el trabajo con sus dedos, hasta que me corri deliciosamente, papá me habia satisfacido nuevamente, a pesar de que yo no supe satisfacerlo a el, aunque nunca me reclamo nada…
Aun jadeando papá me levanto sin decirme nada y me llevo hasta el ventanal, donde me empino para follarme, pidiendome que hechara el culo para atras y me recargara sobre el ventanal, por un momento fije la vista hacia abajo y senti un vertigo terrible gracias a la vista de mas de 20 metros de altura, pero lo olvide cuando senti la penetrada de papá que rapidamente empezo a bombear con fuerza, me vino a la mente que eso era lo que queria papá, hacermelo de cara a la ventana en su oficina para tener esa sensacion de ser vistos, despues de un rato de penetracion papá finalmente se corrio soltando un gran alarido, luego nos tumbamos exhaustos sobre la alfombra, despues de un par de minutos papá se acerco hacia mi en el suelo y me dijo…
– que te parecio??
– muy rico papi como siempre
Dije dandole un pequeño beso en los labios
– aun no acabamos amor
– me imagino que no papi, algo me dice que tienes algo mas en mente
– si mi amor…crees que…..
– que cosa??
– si no quieres no amor, pero me encantaria estrenar tu culito
Estrenar…si como no. Pense
– crees que se pueda??
Me acerque a el besandole con pasion y le respondi…
– sabes que no me lo tienes que pedir…
Nos paramos besandonos y mirandonos a los ojos, dandome un empujonsito me dirigio al catre, me acosto boca abajo y luego me levanto el trasero, acerco su rostro hacia mi culo y separo mis nalgas, senti algo extrañamente placentero, papá me pasaba la lengua alrededor del ano y era riquisimo, luego de pasar su lengua un par de veces mas se fue a mis gluteos besandolos y haciendome chupetones, y cuando escupio en mi orificio supe que hiba a empezar a penetrarme, en ese momento voltee nerviosa y tube que decircelo…
– espera papi!!!….
– no te preocupes, ya se que es despacito
– no no es eso….es que….papi no soy virgen de ahi…
– de verdad??…
– si…..
– cuantas veces te lo han hecho??
– solo una
– hace cuanto??
– ehmmmm……quiza dos años (menti)…
– hehe, bueno no importa nena, pero dime….cuando lo hiciste te resulto doloroso??
– no, no te preocupes por eso, tu hazmelo como se debe, solo crei que debia decirtelo
Empezo a meterlo y dolia un poco, pense que la habia metido entera porque sentia algo gigantesco y caliente dentro, pero me equivoque cuando senti un empujon que esta vez si hizo que sintiera todo el grosor de aquel miembro dentro, no era tan doloroso como esperaba, pero aun asi me hacia sentir incomoda. Papá estiro su mano derecha hasta colocarla sobre mi hombro para acomodarse y comenzo a hacermelo, papá no sacaba todo su miembro y eso hacia que el ritmo de las penetradas fuera mas rapido, me estaba gustando mucho y al parecer a el mas….
– ohhh si hija, que rico, mmmmm….ohh si i i i i i…..
Yo nada mas me mordia los labios y soltaba gemidos, pero sin habrir la boca, el sexo anal era medianamente placentero, pero no se acercaba ni remotamente al vaginal; papá se detubo un momento pero fue solo para acomodarme, me pidio que me acostara en el catre pero totalmente boca abajo, lo hize sacando mis brazos fuera del catre y recostandome totalmente, al hacerlo senti lo frio del catre en mi pecho, vientre, piernas, y hasta en la mejilla que tube que recargar pero girandolo hacia la derecha volteando hacia el escritorio y la ventana, papá se acomodo al mismo tiempo, acostandose justamente encima de mi sintiendo todo su peso, su barriga quedo sobre mi espalda baja, su velludo pecho sobre mis omoplatos, y luego volvio al mete saca, tal vez por la posicion en la que estabamos, la penetracion era mas lenta y sensual, no rapida y arritmica como antes,el movimiento que hacia papá era metiendo y empujando hacia arriba , quiza lo rico para el era no solo metermela asi, sino que su puvis podia sentir la suavidad de mis gluteos, ademas rostro de papá quedo a la altura de mi nuca y se giro para que su boca quedara a la altura de mi oido, susurrandome algo que no esperaba…
– hijaaa….oohhh siii, hijaaa te amoooo
Yo no supe que decirle porque estaba ocupada sintiendo su verga y gimiendo….
– aa a a a….ahhh , ahhh. Gemia yo
– hija…. decia papá exhalando aire caliente sobre mi oreja
– ahhh..aaaa dime…….aaa ahhh!!
– pideme que te coja…..
– que???
Quede extrañada, todas las veces anteriores que lo hicimos, papá nunca me habia pedido ese tipo de cosas, el siempre decia vulgaridades, pero nunca me habia pedido que las dijera…
– si hija….ahmmmm pideme que te coja, anda, ayudame a correrme amor, excitame dime cosas!!!, ahmmmm ohh si
– cojeme papihmmmm..aammm!!!
– eso mi amor, pero mas, mas!!!!!
– cojeme papi, vamos metemela toda, mi culito es tuyo…..
– ohhh si asi hija asi sigue……
– cojeme papi, te lo suplico, cogemeee e e e e e e!!!!
Papá acelero su ritmo gracias a la excitacon de mis palabras ( o eso creo yo) y en eso se corrio dentro, ambos resoplamos un largo: siiii!!! De placer y sin mas ni mas, terminamos el acto, por un rato papá se quedo tirado exhausto encima de mi, luego se levanto y se comenzo a vestir, mientras yo seguia tirada, instantes despues vi que ya estaba completamente vestido, se acerco, me dio una nalgada y se acerco para besarme y decir…
– estas bien nena??…
– estoy exhausta papi..
– pero te gusto. ………verdad??
– hehehe. Si papi……me gusto mucho
– bueno……que te parece si bajo a conseguir algo de cenar??
– aqui????
– si…….bueno, apenas son las 10, segun Freddy no podemos salir antes del amanecer del edificio, si alguien nos ve podemos tener consecuencias
– no lo entiendo….
– bueno, es un buffete de abogados, pueden pensar que venimos a alterar o robar algo
– eso es ridiculo papi….
– son reglas absurdas, lo se, pero hace 12 meses mas o menos hubo un gran lio, un abogado fue apuñalado de noche en su oficina, al parecer una especie de venganza, esa noche la policia vacio el edificio, era tambien un viernes por la noche y descubrio que habia mas de 10 abogados en sus despachos, unos porque se habian quedado a trabajar, y hasta otros que traian a sus amantes, el punto es que a todos los tomaron como posibles sospechosos, desde entonces el responsable del edificio prohibio que nadie entrara de noche mas que los guardias y gente de limpieza que trabaja toda la noche…
– y si te ven cuando bajas papi??
– No hay quien me vea, ademas los de limpieza me conocen, ya les inventare algo…
– ay papi, espero y no te metas en problemas por mi culpa, no prefieres que nos vayamos y cenemos por ahi??
– no, te digo que tiene que ser hasta el amanecer
– bueno papi….no tardes
– de hecho si, tardare un poco, es que te tengo un regalo….
– bueno pa, te espero…
Se dio la vuelta para salir, poniendose el saco, yo ya me estaba levantando y me colocaba mi ropa interior, papá salio no sin antes decirme…
– no enciendas las luces hija, si quieres salir a fumar al pasillo hay cigarrillos en aquel cajon
– ok papi
Pasaron como quince minutos mas, yo ya me habia vestido tal y como habia llegado, busque el paquete de cigarrillos que solo tenia 4, mire al techo de la oficina y note que tenia detector de humo, asi que como dijo papá sali al pasillo, que era largo y alfombrado tambien, al igual que la oficina tambien tenia detectores de humo, tambien era un lugar hecho para no fumadores, asi que me segui de largo, hasta toparme con otro pasillo que no vi al llegar, al fondo en lugar de una oficina habia una puerta corrediza de cristal, recorri el pasillo hasta ella y vi que era un balcon bastante grande con vista a la calle, por suerte la puerta estaba entre abierta y pude salir, encender mi cigarrillo y esperar a papá. No pude dejar de notar que el balcon era bastante grande y que conectaba con otras puertas; maldita sea la hora en la que investigue detras de ellas….

La nena (puta) de papá. Capitulo V. Sexy moñito

Lunes, abril 13th, 2015

Pasaron dos dias mas desde aquella excitante experiencia, esos dias no hubo grandes emociones; un dia despues de la noche de la sesion de fotos papá y yo volvimos a tener sexo por la mañana pero nadamas, la tarde el estubo fuera y en la noche llego cansadisimo, el dia siguiente fue lo mismo, solo que sin sexo. La tarde de ese dia no queria quedarme a ver tv o a leer acostada en el jardin cono lo habia hecho los dias en que me quedaba sola, asi que decidi salir a dar una vuelta a la plaza del barrio.
El barrio donde vivia papá era algo peculiar, pues quedaba en los limites de la ciudad como a 20 minutos de la zona mas exclusiva y lujosa donde papá me habia llevado a cenar varias veces, sin embargo el barrio donde el vivia era casi un pueblo, era tranquilo, con calles de terraceria, y poco urbanizado; el barrio de nombre Xaltoc, era famoso por estar en los limites de la ciudad y donde la gente adinerada gustaba construir sus residencias, sin embargo el barrio tenia dos lados opuestos: la zona residencial (donde vivia papá) llena de casas bonitas, donde las calles estaban cerradas por casetas de vigilancia y la parte donde estaba el mercadito que era una zona comun y corriente, insegura y oscura por las noches, pero llena de gente durante el dia, enfrente del mercadito habia un parquesito con un kiosko enmedio, fue ahi donde fui aquella tarde a dar la vuelta, eran como las 3 de la tarde, yo me puse unos jeans ajustados sin bolsas atras, una blusa rosa bastante escotada y unas zapatillas negras sin tacon, ademas de mi bolso y me sali; la tarde no era agradable, como era verano el dia estaba bastante nublado y seguro lloveria.
Sali caminando de la casa, no tarde mas de 10 minutos en llegar al parque, me subi al kioskito y contemple lo que habia, unos niños como de 13 años que aun tenian puesto su uniforme escolar pateaban un balon, a la derecha un señor con una mesita retractil donde vendia gelatinas y que veia como jugaban los niños y cuando podia me veia las tetas ya que yo estaba inclinada mirando hacia adelante, recargada en el barandal metalico del kiosko, puede que en los ultimos dias me haya deshinibido a tal grado de acostarme con mi propio padre, pero solo lo hacia con el para sacarme algunas espinitas clavadas, lo de Daniel y Manuel habia sido algo accidental, pero nada de eso me habia convertido en una ninfomana ni nada por el estilo, me seguian molestando las miradas de viejos como ese, no soportaba a los hombres morbosos.
Me senti incomoda de que me siguiera viendo, asi que me di la vuelta y subi al segundo piso del alto kiosko, que igual que abajo estaba vacio, desde arriba volvi a recargarme y voltee hacia otro lado, donde se veia el mercadito y una señora vendiendo globos, saque un cigarro de mi bolso y me quede recargada fumando y viendo todo el movimiento del pueblo; en eso un trueno estremecio el parque, alrededor de 10 minutos despues yo ya llevaba tres cigarrillos y ya encendia el cuarto, cuando un verdadero aguacero se dejo caer, no era un chubasquito si no una tremenda llovizna, la gente alrededor empezaba a huir, algunos se metieron al kioskito, otros se refugiaron en algunas marquesinas, hasta que del cielo empezo a caer granizo y tuvieron que meterse al mercadito, yo estaba despreocupadisima fumando y disfrutando de la lluvia y del olor a tierra mojada que esta desprendia y que me encantaba, ese dia papá llegaria tarde y no planeaba estar en casa sola, preferia estar ahi disfrutando de un relajante cigarro y de la frescura de la lluvia, no tenia prisa en absoluto.
El kioskito se lleno de gente, pero la mayoria se quedaron en el primer piso, que era mas limpio, en el segundo piso donde estaba yo sola, habia botellas de cerveza vacia y algunos cartones mojados, seguro era el hogar de algun indigente. De pronto subieron los niños que jugaban al futbol, eran 4, estaban mojados y no me prestaron mucha atencion, uno de ellos tenia un videojuego portable y los cuatro sentados en las escaleras estaban embobados con el, saque el quinto cigarrillo y en eso una voz detras de mi….
– hace frio no???
Voltee y vi al hombre de las gelatinas, era un hombre bastante viejo, chaparrito, moreno, se veia su origen indigena en su acento, su piel, sus facciones y la forma en que se cohibia ante mi, habia colocado su mesita en el piso junto a la escalera, los niños ya no estaban, solo el y yo.
– no
Le conteste secamente mirandolo de piez a cabeza de forma despectiva.
– me regala un humito señorita??
– un queee??
– un cigarrito señorita, que si me regala uno
Le saque el paquete y le estire la mano para que tomara uno.
– gracias señorita. Que amable es uste
No le conteste y me voltee.
– no quiere una gelatinita?? señorita?? Yo se la regalo.
– no gracias, no me gusta.
Conteste sin voltearlo a ver.
Yo tenia una actitud asi ante el ya que sabia a que habia subido el maldito, la forma en la que minutos atras me veia las tetas que estaban esta tarde acompañadas de un tremendo escote y que deporsi eran muy grandes, ese morboso estaba ahi alevosamente para acercarce a mi, pero no le haria caso.
– andele señorita, yo se la regalo.
– que no gracias!!!
– estan muy ricas, de verda, esta uste en confianza
Intente cambiar mi actitud haber si comprendia mejor.
– no gracias señor, no me gustan.
– no se enoje señorita, yo se la regalo asi como usted me regalo el cigarro, si no le gustan, pues llevasela a su familia. Andele.
Por un momento me convencio de que era un pobre viejito que solo intentaba ser amable, y que yo era la histerica, el me habia mirado las tetas descaradamente hace unos momentos, pero era logico, yo practicamente se los habia exhibido con el escote y con mi pose, ademas era un hombre viejo y pobre que tenia que vivir de vender gelatinas y el ver a una chica asi, posiblemente era la mejor experiencia de su semana, no estaba de acuerdo en que un hombre mirara asi a una mujer, pero en este caso lo comprendia.
– ok. Le acepto una gelatina
Fue por su charolita y la coloco frente a mi, le quito el plastico que las cubria y dijo.
– escoga uste señorita
Me incline un poco para escoger alguna, no puse atencion pero seguro el aprovecho para ver mi escote.
– quiero esta…
– tomela señorita, tenga una servilleta para que la agarre.
– muy amable señor
Le di un mordizco, no sin antes apagar mi cigarro con el pie.
– muy ricas muchas gracias señor, disculpeme por ser tan grosera pero es que estaba algo tensa.
– no se preocupe señorita.
– digame…usted es de por aqui??
– no señorita, yo vengo del campo, ya sabe uste que uno se tiene que venir a trabajar aqui porque si no uno no come..
– uuy, lo siento mucho es una situacion muy delicada.
– si señorita mire uste, yo a veces si no vendo pues ni como, y estos dias tan lluviosos pues a veces me acomodo donde puedo, a veces me duermo aqui ( señalo los cartones mojados del piso), o a veces si vendo bien pues en un refugio.
– hay señor lo siento muchisimo, no sabe como me enojan esas situaciones.
En eso tome mi bolso y le ofreci un billete de $500.
– tome…
– ay señorita es enserio??
– claro señor, es mi disculpa por ser tan grosera.
– ay muchas gracias señori….
En eso dos voces varoniles interrumpieron la charla, dos policias hiban subiendo por la escalera, uno gordo moreno, otro flaco narizon y de lentes.
– hay mira nadamas….otra vez este cabron de pinche aprovechado
Dijo el poli gordo.
Vi que el señor temblaba de miedo, quizo hablar, pero tartamudeaba
– p-poli yo ya me voy
El señor ya se hiba sin su mesita, cuando el otro poli lo detuvo.
– a donde vas cabron?? Te dijimos que ya no te queriamos ver aqui, ahora si vienes con nosotros, pinche indio.
– no poli, yo ya me hi……
En eso el poli gordo pateo la mesita de las gelatinas, que fueron a parar al suelo haciendose pedazos. El pobre señor empezo a llorar y se lanzo al suelo a tratar de recoger su mercancia, yo me enfureci..
– oye imbecil pero que te pasa….
Me agache al piso a ayudar al señor
– tu callate, este pinche indio ya estaba advertido de que no podia vender sin un permiso, y mucho menos dormirae en lugares publicos.
Dijo el poli flaco.
– pero esto no se hace, abusan de su autoridad.
– tenemos ordenes, ademas tu que maldita vieja??
Yo seguia discutiendo con el poli flaco, el otro ni hablaba, solo me veia con mirada morbosa, en eso me puse nerviosa, el poli gordo se agarraba el paquete por encima del panatalon y me sonreia sinicamente. El señor ya se habia enroscado en el suelo a llorar, repetia..
– Mis gelatinas. Mis gelatinas.
Y lloraba…
En eso el polu flaco lo pateo…
– ya callate cabron, quieres tus jodidas gelatinas?? Pues tragatelas.
En eso lo levanto por la chaqueta y tomo una gelatina desecha y se la embarro en la boca, vociferandole que se la tragara, el poli gordo reia a carcajadas y le puso su bota en la columna vertebral como para que no pudiera levantarse, eso para mi era demasiado, me sentia impotente…
– porfavor ya dejenlo!!!….porfavor basta…!!!
El poli flaco me callo, y continuo restregandole la gelatina en la cara al señor, el poli gordo retiro su bota del hombre que lloraba por sus gelatinas y se acerco a mi.
– y esta que??
Dijo dirigiendose a su amigo, sin dejar de verme a la cara.
– no le hagas caso, tu y yo tenemos ordenes de lincharnos a este indio si queremos.
Le contesto su amigo.
El gordo me miro libidinosamente de pies a cabeza, luego dijo.
– vaya que estas buena.
Ya se agarraba de nuevo su miembro, por encima del pantalon
– mira nadamas que chichotas…te las comeria enteras..
Dijo eso golpeando mi teta derecha con su dedo indice de abajo hacia arriba, haciendola moverse como una gelatina que se reacomoda luego de ser tocada.
No me importo mucho porque lo que sentia en ese momento era miedo, tenia a ese gordo a centimetros de mi, solo pude decir…
– por favor ya dejen a ese hombre en paz.
Vio que no dije nada de que me toco y aprovecho para extender sus palmas enteras en mis pechos, los apreto un par de veces como exprimiendo naranjas.
– uuuy que chichotas, nena.
Dijo sin dejarlas de tocar.
– mira pareja, esta vieja es bien puta!! Sientele sus chichotas
El otro poli dejo en paz al señor y ya venia hacia mi, en eso me deshize de las manos del gordo y me tape las tetas cruzando los brazos sobre ellas. Me invadio el panico. Que estaba haciendo?? Porque los deje tocarme??
– ya basta dejen a ese hombre.
– tu no te metas pendeja no es tu asun…
En eso el gordo callo a su amigo e interrumpio…
– espera compa, para mi que si es su asunto….escucha pendeja si quieres que dejemos a este pinche indio nos vas a tener que hacer un favorsito..
– que quieren??
Lo decia tapandome las tetas, haciendome para atras y con una lagrima cruzando mi mejilla del panico, queria hecharme a correr, pero no dejaria a ese amable hombre solo.
– primero te me quitas esa blusita, luego quiero que nos la chupes, pero bien chupada, como solo una puta como tu sabe hacerlo.
Dijo el gordo, luego su amigo el flaco lo interrumpio colocandole el dorso de su mano sobre el pecho, como queriendolo detener…
– espera pareja, tengo una mejor idea…
– si si, tienes razon, mejor no la cogemos…
– no. Vamos a hacer jugar a esta perra, parece que le preocupa mucho el indio este.
En eso el poli flaco jalo a su compañero del brazo y fueron con el viejo que ya se estaba incorporando, el poli flaco lo paro y lo inmobilizo, mientras el poli gordo lo golpeaba en el estomago, luego le bajo los pantalones y las truzas y le daba nalgadas para humillarlo, los dos polis reian a carcajadas. Por cierto frente a mi tenia al trasero de un hombre mas repgnante que habia visto, el culo del viejo era arrugado, peludo, pequeño y sucio, su frente no lo vi porque los dos polis lo pusieron de pompa hacia mi para que yo pudiera ver como lo humillaban, luego el gordo saco su macana y lo golpeo con ella en el trasero, el hombre grito muy fuerte, fue cuando con lagrimas en los ojos, los detube…
– ya porfavor, lo van a matar!!! Detenganse!!!
– quieres que paremos perra?? Dijo el flaco.
– si ya dejenlo en paz….!!!!
– pues vas a tener que jugar con nosotros…
– que quieren?? Porfavor no nos hagan daño…
el poli flaco se acerco a mi, me tomo la barbilla y pego nuestros cuerpos frente a frente.
– quiero que juegues eso es todo, quiero que nos hagas caso sin hacer preguntas, si no quieres esta bien, pero mi amigo y yo tenemos ordenes de llevarnos a este indio a la carcel y ahi si que lo vamos a medio matar…
– esta bien….pero si hago lo que dicen, lo dejaran en paz??
– tienes mi palabra de hombre mi reina….
Cuando dijo eso pasaba su mano sobre mi sexo, por encima del pantalon.
– primero quiero ver si estas mojadita…
Me decia susurrandome al oido, con su mano aun en mi sexo y lamiendome la oreja, me separe un poquito y comenze a desabotonarme el pantalon..
– esperen…pero si alguien sube??…
– hehe. Nadie va a subir, cerramos el kiosko, tenemos ordenes de cerrarlo cuando llueve asi. Dijo el flaco.
Prosegui a desnudarme, primero me quite el pantalon, los dos polis silbaron como locos, cuando me vieron solo con mis bragas verdes.
– ay mamazita, estas re buena!!!. Decia el gordo.
En eso volteo al viejo ordenandole que me viera, aun lo inmovilizaba de brazos.
– ahora la blusa….Dijo serenamente el flaco
Me deshize de la blusa, y otra vez silbaron y me aplaudian, mi bra tambien era verde.
– ven acercate putita…Me indico el flaco
Me acerque a el y asi parados empezo a besarme el cuello y a meterme mano, yo no puse resistencia alguna, sola una lagrima salio de mi ojo, señalando mi impotencia. Luego de que el flaco me dejo, me dijo que me acostara en el piso, lo hize, estaba frio y mojado, luego el mismo poli me levanto tantito tirando de mis hombros y me desabotobo el bra y luego me lo quito y lo avento por ahi, yo me tapaba las tetas con el brazo, me sorprendio que me dijo que asi podia quedarme, luego se dirigio a su amigo…
– amarra a este pinche indio al poste.
El gordo arrastro al señor, que sangraba de una ceja y de la boca hasta el poste metalico, que estaba enmedio del kiosko, era una especie de trave. Le puso unas esposas y lo dejo ahi tirado, con los brazos atras, y la mirada gacha.
Luego el flaco me tiro del cabello y dijo…
– haber puta, empieza el juego, mas vale que te esmeres, lo que tienes que hacer es hacer que se le pare al ruco este, bailale, acercale tus tetas o yo que se…si lo logras el se salva..
Me pare y me acerque al poste, aun cubriendome las tetas, cuando me inque ante el viejo retire mi brazo y las deje a la vista, levante la cara sangrante del señor con mi mano, cuando vio mis tetas se le agrandaron los ojos y las miraba babeando, en eso comenze a llorar y dije…
– esto va por nosotros…
Y asi incada expulse mi pecho hacia adelante y se las acerque a la cara, en cuanto se las puse el viejo parecio recuperado de la golpiza y saco su lengua para lamer por donde pudiera, yo sentia un asco tremendo, no era por discriminar ni nada, pero ese viejo mulato indigena y quiza de mas de 60 años me repugnaba por donde fuera; me asqueaba su olor, su ropa, su saliva, su cabello, y su lengua que lamia mis tetas. Luego empeze a moverme, me movio en circulos para tallarselas en la cara, usaba mis manos para apretalas contra su cara como intentando ahogarlo, mientras el babeaba como loco, los dos polis reian y vi que el gordo se incaba a nuestra altura para grabar con su telefono y se carcajeaba…
– aprovecha pinche indio, que nunca en tu miserable vida has tenido una vieja asi
El viejo que no le hizo caso, intentaba alcanzar mi pezon con su lengua, pero nunca lo deje, me movia para impedirselo, luego grito con una desesperacion que parecia gritar por su vida….
– porfavor…porfavor!!!desatenme las manos que se las quiero tocar, porfavor!! Se los suplico…
Los polis se carcajearon con aquello y hasta yo solte una risita de pena ajena, luego el poli gordo se inco a mi lado y metio su mano en mis bragas, por la parte de atras, dejando su mano estirada en mis gluteos, y me dijo…..
– ya nena….complace al indio este
Luego el otro poli se inco e hizo lo mismo, pero en la parte de adelante, metio su mano como buscando algo y luego dijo sacandola…
– mira nada mas, ya te estas mojando verdad putita??
Saco su tres dedos medios humedos, ya que yo me estaba pobiendo cachonda, el terror se me habia pasado un poco, lo unico que me preocupaba era que me violaran, pero tenia el presentimiento de que eso no pasaria, ellos solo querian burlarse del viejo, verme desnuda y meterme mano cuando quicieran; luego el poli flaco metio sus dedos humedos en mi boca, yo de lo cachonda que me estaba poniendo, los lami, el otro marrano cambio su mano hacia enfrente y comenzo a masturbarme, con todo ese movimiento, yo ya me habia desprendido del señor y me estaba entregando solo a los polis, uno metia sus dedos en mi boca y otro en mi concha, al poli flaco incluso le sujete la muñeca para que no sacara sus dedos de mi boca, el gordo dejo de tocarme el sexo y jalando mi cara hacia el nos besamos, fue cuando el otro abalanzo su rostro a una de mis tetas y comenzo a chupar, el pobre viejo estaba tirado, sucio, golpeado y sangrando, y ademas tenia enfrente de el ese espectaculo; una mujer buenisima siendo manoseada por dos polis horrendos, el gritaba impotente…
– acerquenmela, no sean asi, se los ruego…!!
ninguno de los tres le hizimos caso y seguimos con lo que haciamos, 5 minutos despues me pare obligando a los polis a separarse de mi, me baje las bragas y dije…
– su turno…Dije dirigiendome al viejo.
Me acerque a el y me puse de espaldas, esta vez le frotaba mi trasero en la cara, bajando y subiendo…..uno de los polis me detuvo un momento para fotografiarme asi y le hize caso. Despues de otro rato de jugar con el viejo, el poli flaco se acerco para besarme por unos segundos y luego dijo…
– ya acaba linda…que nos tenemos que ir
– pero a este viejo ni se le para. Le dije
– pues ya ni modo, ya es tarde….
– no esperate…tengo una idea. Dijo el gordo.
Se acerco a mi y le dijo a su amigo que entre los dos me cargaran, el gordo me cargo por mi izquierda, el flaco por mi derecha, cuando ya me tenian levantada, me indicaron habrirme de piernas, cosa que hize enseguida, luego cargandome me acercaron al viejo, para que mi concha quedara justo en su cara, no parecia mala idea….inmediatamente el empezo a lamer como desesperado, yo a gemir; el sexo oral femenino era algo que no solo me encantaba, si no que ya lo habia practicado muchas veces, esta vez al igual que siempre lo estaba disfrutando mucho, pero la pose lo hacia mas placentero, ya que yo no me esforzaba en lo mas minimo, sin embargo el señor lo hacia en una pose incomoda y eso no era tan bueno.
Despues de poco mas de un minuto, senti el cosquilleo clasico que anuncia el orgasmo…
– ahhh ahhh!!!, me vengo….ya casi!!!, ya casi!!!
Y tube una leve corrida, salpicando la cara del hombre, que habrio la boca y luego con su lengua limpio lo que tenia alrededor de ella, los polis me bajaron y descanse un poco….luego me vesti, con todo lo que me habia quitado, creo que ninguno nos percatamos si al viejo se le paro o no, pero de cualquier modo habia sido un buen final.
Me fui, sin voltear atras de la verguenza, solo el poli gordo me acompaño para habrirme la puerta del kiosko, me lleve mi bolso y revise no dejar nada, incluso vi que aun conservaba el billete que en su momento me disponia en darle al señor. Cuando ya hiba alejada como a 20 metros del kiosko, vi que salieron los polis y luego el señor, todos como si nada, me tranquilize de que dejaran en paz al viejo, luego se me ocurrio una idea…
Las calles estaban encharcadas y solitarias por la furiosa lluvia que habia caido, aproveche la soledad de las calles para esconderme detras de un trailer aparcado y quitarme el pantalony luego las bragas verdes de encaje que traia; me volvi a vestir y volvi al parquecito, donde el señor se limpiaba la sangre de su ceja con un papel sentado en la acera, me le acerque y luego me inque delante de el…
– se siente bien???
Levanto la vista asombrado de quien le hablaba
– señorita es uste….
– claro que soy yo.
– señorita, no sabe que bien la pase, uste es una reina, uste es una…
Lo interrumpi poniendole mi dedo en su boca.
– mire lo hize para que lo dejaran en paz, y eso es lo importante.
– señorita gracias por dejarme lamerle sus cosas, esta uste buenisima…
– ya ya, que nos van a oir…. mire, lamento todo lo que paso y quiciera ayudarlo…
En eso tome su mano agarrandolo por su muñeca ante el asombro de el, dirigi su mano a mi seno izquierdo sin soltar su muñeca, luego le coloque su mano entre la division de mis pechos y la solte…
– tengo algo para usted….
Le dije indicandole con la mirada, para que metiera la mano en mi escote, el lo hizo y enseguida sintio lo que tenia para el; eran mis bragas verdes enroscadas, dentro puse dos billetes de $500 bien envueltos, el la saco, tomo los billetes y se los guardo en la chaqueta, luego tomo la prenda con sus dos manos y la puso en su cara para olerla, inhalando fuerte y prolongado, fue cuando me levante y me fui, de nuevo estando como a 10 metros voltee y el ya no estaba ahi….fue la ultima vez que lo vi. Esa tarde cuando llegue a casa me senti tranquila, habia ayudado a un hombre miserable, lo salve de una golpiza, le di dinero y le ofreci un poco de placer sexual.
Ese mismo dia mas tarde papá llego y cenamos juntos, con toda esa emocion habia olvidado que aun tenia cuentas (sexuales) pendientes con el.
– oye papi, me tienes en suspenso, que es lo que me vas a pedir como segundo deseo??
– mi amor, por supuesto que me muero de ganas de decirtelo…pero quiero hacerlo con mas calma, esta semana a estado pesidisima para mi, ya vez que ni he tenido ganas de hacertelo….
– entonces?? Cuando piensas decirmelo??
– en realidad te lo queria decir estando a minutos de que lo cumplieras
– osea que ya sabes de que se trata??
– por supuesto!!, es una fantasia que siempre he tenido con una mujer, de hecho hoy mismo tambien estaba pensando en mi ultimo deseo, pero creo que tengo que pensarlo bien, porque es algo mucho mas atrevido..
– que pasa, quieres que me acueste con un amigo tuyo, o algo asi??
– hahahaha!! No para nada mi amor, no quiero que nadie que no sea yo te folle, eso no lo voy a permitir..
– entonces???
– ya veras, mira , hoy es miercoles, tenia planeado que me cumplieras el viernes, pues ese dia lo tengo libre; lo de mi ultimo capricho ya veremos, primero tengo que recapacitarlo bien y luego organizar lo que tengo planeado…
– pues ya que papi…me voy, te dejo comer en paz
Ya me hiba a parar de la mesa, pero volvi a preguntarle algo..
– oye papi…y que paso con lo del empleo de televicentro??
– que que paso??….no ha pasado nada mi amor, tu cumpleme y ya, ya te dije que el dueño es mi amigo, y no necesito hacer cita…
– bueno, confio en ti pa….hasta mañana
– hasta mañana amor…
Me fui a acostar, ese dia habia sido muy especial para mi y estaba muy cansada, una gran experiencia sexual por la tarde, y la curiosidad de lo que queria papá en la noche,por supuesto que papá nunca se entero de nada de lo ocurrido, asi como nunca se entero de lo ocurrido en la sex shop, de lo de Daniel, o de lo de Manuel.
Bien, finalmente llego el viernes, el dia anterior no habia salido de casa, pero este deparaba otra cosa, me levante temprano y desayune sola, no porque papá no estubiera, si no porque aun dormia, estaba de espaldas y desnudo. Fui a despertarlo besandole la espalda.
– papi, despierta…
– ay mi amor, dejame dormir otro rato…Dijo sin voltear
– bueno….
Se quedo dormido tal vez otras dos horas, ya eran como las 12 del dia, yo ya estaba vestida, bañada y todo, leia un libro en la mecedora del jardin, cuando se acerco a mi, tapado con su bata y con un plato de cereal en la mano, aun se tallaba los ojos.
– que paso hija…porque la prisa??
– papi, ya estoy aburridisima de estar todos los dias aqui sola, leyendo o viendo television, y el unico dia que podemos aprovechar para salir te quedas hasta tarde dormido
– mi amor…entiendeme un poquito, he tenido una semana pesadisima, y lo sabes.
– no papi, ya se que no es tu culpa, pero me la he pasado muy aburrida, ya se que no es para tanto, perdona…
– no te preocupes mi amor, te entiendo. Oye pero a donde querias salir?? No recuerdas que hoy tenemos planes??
– claro que me acuerdo…y por eso me desespero mas, estoy aqui encerrada toda la semana y llena de incertidumbre, crees que ya me puedas decir de que se trata??
Suspiro y se sento a mi lado dejando en el piso el plato del cereal
– bueno hija…tienes razon, creo que es algo que te hubiera dicho desde antes, pues posiblemente tengas que pensarlo mucho…
Derrepente me gano la risa, simplemente no podia creer como papá le daba la vuelta a las cosas.
– (hahahaha) papá que barbaro, me estas matando solo dime de que se trata y ya
– hehe, de acuerdo, mira es algo que siempre he soñado en una mujer, he visto al menos 5 veces tu hermoso cuerpo desnudo hija y creo que le hace falta un adornito…no se si me entiendas…??
– adornito?? Mmmmm….quieres comprarme ropa??
– (suspiro reflexivo) hehe, ya ves hija?? Y dices que yo lo hago dificil. A lo que me refiero es que me gustaria ver tu cuerpecito adornado por un sexy tatuaje.
– hay papi….eso es todo??
– pues claro..no se que esperabas
– pues no se…pero eso esta muy bien, siempre quize hacerme uno…
– ahh claro…se me olvidaba, recuerda que es un caprichito de ti para mi, asi que no se trata solo de un tatuaje, lo que quiero es que te lo hagas en las ingles, lo cual no hay mucho problema, porque siempre tienes esa zona rasuradita…asi que, que piensas ahora??
– pues papi….era obvio que me pedirias algo asi, la verdad yo pensaba en hacerme uno en la cadera, pero tu idea me gusta…..es muy sexy….
– bueno, que bien que te paresca, oye voy a vestirme para salir, ahora bajo…
Bajo un rato despues con una camiseta, una bermuda y sandalias, pese a que otra vez el dia estaba nublado, salimos rumbo al centro, pasamos a comer y ya como a las 4 nos dirigiamos a la clinica ( o como se diga). Era un lugar chiquito con bancas de cuero, en la pared que estaba pintada de rojo, habia muestrarios de gente tatuada y algunos certificados de sanidad, para nada parecia un mal lugar; papa toco la campanilla de la entrada y salio un tipo como de treinta aos de piel morena, alto, de brazos ejercitados, con cola de caballo y una mascada de calavera en la cabeza, el hombre tenia un buen cuerpo, era musculoso y estaba sensualmente tatuado, vestia de jeans y una camiseta negra sin mangas, yo por cierto ese dia llevaba una blusa de algodon morada de manga larga, muy pegada que me marcaba mis tetas, ademas de unos jeans..
– Gil, hermano. como te va?? Dijo el hombre
– que paso tlacua….que hacias??
– nada, que bueno que me visitas, porque me estaba durmiendo
– pues te traigo clientela, mira ella es mi hija Olivia
– hola mucho gusto guapa…
– hola igualmente…
– oigan, pero pasense…no se queden ahi..
Nos paso y nos sento en la salita, papa le explico que el tatuaje seria para mi, pero no le dijo donde seria todavia, le dijo al tatuador que nos diera unos minutos para pensarlo, en lo que el nos paso una carpeta negra dobde venian fotofrafias de tatuajes hechos por el.
El hombre salio unos minutos y yo me quede sola con papa, yo hojeaba la carpeta buscando algun diseno lindo, cuando el detubo mi mano para que dejara de pasar las hojas…
– oye hija…y como que te quieres tatuarte??
– pues, venia pensando y como que me gustaria una mariposita
– no hija…creo que me va a tocar decidir por ti…
– ay papi no se vale….
– claro que si, recuerda que tenemos un trato
– y que sugieres??
– te dije claramente que me cumplirias una fantasia, y mi fantasia no es que mi hija se haga un tatuaje, asi sea en las ingles…
– a no??
– No. Lo que quiero es…bueno mi fantasia siempre ha sido follarme a una mujer con un tatuaje de moñito en esa zona…no se porque, pero una vez cuando tenia como 25 años vi una pelicula porno donde una chica tenia ese tatuaje y desde ahi se me quedo, ademas que mejor que te lo pongas tu, que se te veria tan sensual, con ese cuerpaso se te veria increible…
Me quede callada por un momento, no podia decir que no, y al parecer tampoco queria decir que no, un tatuaje de moñito era muy sexy, pero si le agregabas que debia ir en las ingles, entonces creo que seria algo mas provocativo, yo habia llegado aqui con la idea de ponerme un tatuaje pequeñito que pudiera lucir lindo, pero el moñito era el tipo de tatuaje que se pondria una actriz porno, no alguien como yo…
– bueno papi ya que…pero espero que sea muy pequeñito
– nada de eso hija, tiene que ser como yo diga…
En eso saco su billetera de su chaqueta, la habrio y saco una hoja la desdoblo, era una foto de la pelicula que habia visto, y segun el queria el tatuaje igual; era un moño como de regalo de cumpleaños, rosa y que cubria casi toda la zona genital de la chica.
– asi debe ser hija, ni mas ni menos….
– ay papi…pues ya que….Le dije poco convencida
No se discutio mas ese asunto, fue como 15 minutos despues cuando llego el llamado “tlacua”, que apagaba un cigarrillo…
– que paso…ya se decidieron??
– ya nos decidimos. (Dijo mi padre levantandose) , pero mi hija dice que le da pena que yo la vea, asi que los dejo…regreso en un rato…
Se paro y se fue sin consultarlo con nadie, mucho menos conmigo, solo se despidio de lejos lanzandome un beso, yo quede a solas con el tlacua…
– bueno..pues, quieres pasar ya??
– si claro…vamos
Pasamos al pequeño cuarto de tatuado, me recoste sobre una silla reclinable de piel y empezamos a charlar…
– y que es lo que vas a querer nena??. Me decia mientras preparaba sus artefactos.
– hehe, si a mi papá le da pena imaginate a mi…
– bueno nena…con pena o no me vas a tener que decir nena…
– tienes razon. Mira lo que quiero es un moñito
– vaya, hehe, buena eleccion…
– si, siempre quize uno (menti), pero….lo quiero aqui. Dije señalandome la zona genital palmeandola con mi mano sobre mis jeans.
El se quedo pasmado viendo como le señalaba mi parte, luego contesto…
– ohhhh, vaya, definitivamente es una buena eleccion, pero espero te hayas rasurado…
– claro, oye, ya has hecho algun tatuaje a alguna mujer ahi??
– si, he hecho dos o tres, no te preocupes, soy muy bueno, de hecho es curioso, el fin de semana pasado tambien le tatue un listonsito igual al que quieres a otra chica, pero se lo hize en la cintura…le quedo muy bien, segura que lo quieres ahi??
– si, segura…es doloroso??
– si, un poco, pero ya te dije que no te preocupes.
Luego saque la foto que me habia dado papá y le dije que queria el tatuaje igualito
– esta muy bien, el problema es que si lo quieres con color va a ser en dos sesiones
– y cuando seria la segunda sesion??
– pues espero que en una semana, como es tu primer tatuaje cicatrizas rapido
– bueno, pues adelante…
– oye va a sonar muy feo, pero me imagino que sabes que te tienes que descubrir…
– haha. Lo se, lo se…
Me desabotone el pantalon y me lo baje hasta los muslos, ahi estaba mi tanga roja…
– tambien la tanga??
– no. Solo procura que no me estorbe…ahora que si quieres quitartela para motivarme no me molestaria…
– hahaha, no, creo que no sera necesario
Solo deslize mi tanga hacia abajo, descubriendo perfectamente la zona que seria tatuada, el encendio la aguja, luego se detubo…
– oye va a ser un poco tardado, si quieres puedes dormirte, o te recomendaria que escucharas musica para relajarte..
Saque mi telefono movil y puse mi lista de reproduccion,no quize voltear a ver lo que hacia para no ponerme nerviosa, de vez en cuando volteaba y de vez en cuando soltaba algun respingo de los piqueteos de la aguja, durante toda la sesion nunca me quede dormida.
Pasaron entonces como dos horas, cuando me retiro uno de mis auriculares para avisarme que habia terminado, me paro tomandome de la mano caballerosamente y me vi frente al espejo, aun con la tanga medio baja y el pantalon desabotonado, con lo que mis gluteos quedaron a la vista. Me vi ante el espejo, el tatuaje habia quedado muy bien, igualito al de la foto, solo que aun no tenia color, por un momento reflexione que aquello estaria ahi de por vida…
– vaya, si que eres bueno, te quedo muy bien
– te dije que era bueno guapa, se te ve muy sensual
– si, gracias, es mas creo que ya no le pienso poner color
– como quieras…pero se te veria mucho mejor, creeme….
– pues dejame pensarlo…
Pase las yemas de mis dedos sobre el tatuaje y me dolia poquito, el me dijo que era normal y que me doleria un par de dias, luego empeze a subirme la tanga y abotonarme el pantalon, al irme me dijo que papá ya habia pagado y que no le debia nada
– pues muchas gracias, haber si noss vemos la siguiente semana
– de nada preciosa, yo te recomendaria que si vinieras porque se te va a ver mejor con color
– pues te aviso, oye antes de irme…puedo comer de todo verdad??
– nada de carnes rojas, por lo menos 15 dias, nadamas
– oye…..y crees que pueda…..ya sabes, tener sexo??
– hehe, pues por lo menos no este dia, ya despues depende de ti, de que tanto te duela…
– ok, bueno…ciao!!
– nos vemos cuidate
Sali de la clinica y camine para buscar un taxi, pero papá ya me esperaba en el coche, nos fuimos a casa y apenas llegamos el muy ansioso dijo…
– bueno, mi amor,muestrame…

La nena (puta) de papá. capitulo IV. El primer deseo

Lunes, abril 13th, 2015

Papá se sento en la cama junto a mi, con esa extraña hoja en las manos, la desdoblo y la leyo, sinceramente pense que seria un testamento, un secreto de familia, o alguna prueba de que yo no era su hija o algo asi, pero era solo un relato erotico que segun el habia escrito; lo leyo, la historia trataba de una chica que le debia dinero a un hombre rico, y como esta no podia pagarle, el hombre hacia una lista de 10 cosas que el queria que hiciera a cambio de perdonarla, todas eran caprichos sexuales…finalmente termino el relato, me miro y me dijo…
– y bien, te gusto?? Lo escribi hace como 4 meses
– pues si ….pero no me gustan gustan mucho esas cosas
– a mi si, es para excitarme, ya sabes que todo mundo tiene su filia sexual, y la mia es el morbo, por ejemplo escribir relatos eroticos con contenidos bizarros..
– haha, si ya veo, oye pero habias dicho algo sobre una fantasia, de que se trata?? Quieres que escriba un relato para ti??
– no en realidad, mira me va a costar mucho trabajo decirte de que se trata, pues….se que puedo ofenderte…
– papi ya te dije que mientras no me lastimes voy a tratar de hacerte feliz, ademas dime si no me parece tu fantasia pues no pasa de que te diga que no y ya
– tal vez pienses que es algo muy depravado…
– papi, me he acostado con tres hombres distintos en menos de dos semanas, uno de ellos era mi padre, y los otros apenas y los conoci…creeme que no soy una mujer de taboos
Note que no pregunto nada de los otros hombres con los que me habia acostado, seguramente ya sabia lo de Daniel y Manuel…
– bueno, m-mi mi fantasia es que hagas lo mismo que la chica mi relato, que cumplas con una lista de caprichitos mios a cambio de algo…
La verdad no me sorprendi mucho de lo que dijo, pero me quede con algunas dudas…
– papi eso es muy excitante!!, pero dos cosas; la primera. A cambio de que??, y la segunda. Me parece que muchas de las ideas de tu relato no se van a poder cumplir..como que la chica se lo haga en la playa, etc…
– bueno hija, dos preguntas, dos respuestas, la primera, tengo entendido que no tienes trabajo desde hace meses, y tambien tengo entendido, que tienes una carrera en comunicaciones, asi que si es a cambio de algo, pues soy amigo de Javier Romeu presidente de televicentro (es una cadena de TV ficticia), y le conte de ti, le dije q……
Derrepente lo interrumpi con un abrazo euforico.
– wooow!!! Gracias papi!! Porfavor dime que estas hablando enserio??!!!
Me respondio quitando mis brazos de su espalda, deshaciendo el abrazo…
– no no dejame terminar, yo le hable de ti, y me dijo que te daria una oportunidad para algun noticiero o algo asi, pero que si no quieres hacer casting me pidio 200 mil, dice que el personalmente se va a asegurar de que te quedes; tu sabes que 200 mil no es poca cosa, asi que ya ves que si es igual que en mi relato…interesante no??. Me pregunto riendo cretinamente y recostandose con los brazos en su nuca.
– si….le dije con tono seco. Por la cabeza me cruzo la duda de si de verdad haria algo asi por mi si solo se lo pidiese, o si era necesario mi sometimiento. Por un momento senti la misma preocupacion que la chica del relato.
– bueno mi reina, y para contestar tu segunda pregunta, dejame decirte que tengo mi propia lista de lo que quiero que hagas, pero como no hay mucho tiempo te lo dejare en 3 caprichitos solamente. Entendiste??
Derrepente cambio su actitud a la de un patan, me dio dos pequenas bofetadas en la mejilla de esas de las que se le den a los niños y luego se les dice. Anda ve a jugar!!! Probablemente noto mi alegria al escuchar lo del empleo y era lo que queria, me tenia atrapada..
– ok me parece papi, pero cuales son esas 3 cosas de la lista??
– ahora mismo te digo, pero primero y ya que aceptaste dejame decirte que esto es como un juego, mas que 3 caprichos mios, son 3 pruebas tuyas si pasas una sigue la otra y asi, y te prometo hija, que si cumples yo cumplire tambien…ok??
– ok, papi, sabes que necesito mucho un empleo asi
– yo lo se princesa, ahh, y antes de iniciar dejame decirte que solo hay una regla.
– aja dime papi…
– bueno, la unica regla es que ya no hay marcha atras, tu cumpliras con lo que te pida y como te lo pida si o si, de acuerdo??
– claro papi…
– bueno, eso es como si acabaras de firmar…
Se levanto y recogio la charola del desayuno y me dijo…
– hija, si quieres puedes ducharte y cambiarte, yo voy a hacer unas llamadas, te espero en mi estudio cuando estes lista.
– ok papi
Derrepente desaparecio, yo hize lo que me dijo tomandome mi tiempo, el se encerro en su estudio casi toda la mañana, cuando pasaba por ahi intente escuchar algo sobre las conversaciones que mantenia, sospechando que planeara algo de su lista..pero efectivamente sus llamadas eran netamente laborales,eso me relajo un poco. Cuando me duchaba senti la necesidad de tocarme, no lo hacia quiza desde antes de los 30 en casa de una amiga, ya que en casa mamá tenia muy satanizado todo lo referente al sexo. Me senti muy bien al salir, me vesti sencilla con unos jeans claros y una camiseta azul con blanco, luego toque a la puerta, me dijo que pasara y al hacerlo el colgo el telefono para poder prestarme atencion.
– perdona nena pasate, ven sientate
Solo habia una silla y estaba ocupada por el
– no hay otra silla papi??
Luego golpeo sus muslos con ambas palmas un par de veces para indicarme mi asiento.
– tu tienes asiento reservado linda
Me sente en sus piernas como dijo y luego me hizo una pregunta extrana
– por cierto hija..como prefieres que te diga??
– pues como quieras papito, ya sabes, linda, hermosa, o por mi nombre
– hahahaha!! A lo que me referia, es que en lo que dura nuestro jueguito me gustaria llamarte…ya sabes, algo sucio….no se
– te parece..no se, gatita?? Sugeri.
Luego volvio a reir, y dandome una nalgada, me dijo.
– a mi me gusta mas…..putita
– haha, ok papi como quieras…
– pues entonces mi putita…. te voy a decir en que consiste mi primer deseo, por cierto dejame decirte que ya empeze a escribir la lista, pero hasta ahora solo se me han ocurrido dos cosas, y pense que seria mejor decirte una por una, para hacerlo mas interesante. Por lo pronto te mostrare algo…
Encendio su PC y me mostro lo que ya suponia, era la famosa pagina que yo ya habia husmeado la tarde anterior, me volvio a explicar lo que yo ya sabia, lo de la hija del mes etc, yo asentia a todo lo que me explicaba; me di cuenta de que no me mostro su cuenta ni las fotos que habia en ella, pese a la confianza que ya nos teniamos. Una vez que ya me habia mostrado todo me dijo…
– bien hija…ya que has visto mi secretito, mi primer deseo va a ser realmente el mas sencillito de los 4…..lo que quiero es que mi cuenta sea la mas visitada del mes, no se si me entiendas…
– pues no estoy segura
Papa exhalo y luego dijo…
– vas a hacer una sesion de fotos para mi
Una vez mas no ve volvi a sorprender mucho, me tranquilizo pensar en que solo queria eso, una sesion de fotos para su pagina, por un momento no me importo saber que hombres de todo el mundo hiban a verme desnuda y en poses propositivas, me imagine a hombres solos y gordos masturbandose con mis fotos detras de un monitor, no me importaba, creo que hasta resultaria divertido, esa era la clase de experiencias nuevas que queria probar, jaja, una sesion de fotos, que gran idea….
– y empezamos ahora?? Hize como si me fuera a quitar la camiseta.
– no mi amo….perdon, mi putita…hoy quiciera salir a cenar algo y luego llegar a descansar, porque mañana tendre un dia pesado.
– entonces cuando papi??
– el plan es este mi reina…Mañana termino con el caso este que me causa tantos dolores de cabeza, pero llegare a casa como a las 5:00 mas o menos. Tu otra vez te quedaras solita toda la tarde, pero tengo una tarea para ti…
Saco su billetera y me dio una de sus tarjetas de debito y una tarjeta de publicidad
– quiero que vayas a esta tienda (la que venia en la tarjeta de publicidad), es una sex shop de un muy buen amigo mio que te va a dar precios especiales, y quiero que escojas los mas sexys conjuntos de lenceria que creas necesarios para hacerme unas buenas fotos cuando yo llegue mas tarde, escoge brassieres, tangas, corsettes, ligueros, todo!!! Y ya en la noche seras mi modelo…..
– wow!!! Me parece muy bien papi
– verdad que si hermosa?? Y eso que apenas comenzamos, recuerda que mis caprichos iran subiendo de intensidad…Ahora cambiate, ponte algo elegante que nos hiremos a cenar
En efecto fuimos a cenar esa noche y todo estubo muy normal, fue al otro dia cuando inicio lo bueno, papa se levanto temprano y se fue a trabajar, se despidio de mi igual que cualquier otro dia. Me levante de la cama como a las 10 am, despues desayune, me duche y me prepare para salir, me vesti con una blusa de gasa floreada de color morado y manga corta, ademas de unos jeans y luego me dirigi a la tienda, que era un lugar muy bonito y bien ubicado que estaba en un segundo piso de un edificio, por fuera habia letreros de luz neon apagados y la estrecha puerta de entrada estaba cubierta primero por un ventanal y luego por una cortina de bambues; ya adentro el ambiente era lindo,paredes pintadas de rosa, y una luz roja que alumbraba toda la tienda, pero en penumbras, la tienda ademas era bastante grande, era la primera vez que entraba a una sex shop, las imaginaba mas diminutas, de hecho habia tres anaqueles como de supermercado y frente a la entrada el mostrador con el encargado que apenas noto mi prescencia, cuando entre solo habiamos 5 personas dentro, el encargado, una pareja que era atendida por el en el mostrador, y una mujer gorda y vieja que ojeaba los penes de plastico, por cierto, la tienda se llamaba: Pleasure`s.
Yo me acerque al estante mas lejano de la gente ya que queria hechar un vistazo a las cosas con un poco mas de privacidad, recorri todo el pasillo pero era de articulos de sadomasoquismo, el siguiente pasillo era mas colorido, habia esposas, antifaces y consoladores, la verdad me quede un rato viendolos, tome uno rosa curvado como de 30 cm que presumia ser de sabor fresa, tome la caja y voltee para ver las instrucciones, pero todo estaba escrito en letras orientales, le daba vueltas a toda la caja esperando encontrar como funcionaba el artefacto hasta que recibi un ligero susto, una mano habia tocado mi hombro, era el encargado de la tienda que era un hombre alto y muy musculoso, vestia una camiseta rosa de cuello tipo polo, con el logotipo de la tienda en el pecho, el hombre a pesar de eso no era muy atractivo, tenia la cara llena de cicatrices de acne exageradas, era moreno y tenia una pinta de fanfarron, con sus lentes oscuros subidos arriba de la frente, su enorme trasero claramente repleto de botox y lleno de anillos en los dedos…
– ese esta de promocion….de hecho todos los que sean de mas de 30 cm lo estan
– haha (risita nerviosa), no la verdad solo los veia….no pensaba….
– llevartelo?? ( me interrumpio) haha nadie entra aqui pensando en llevarselos, pero cuando salen de aqui se lleban hasta el catalogo. Creeme
– no de verdad, no me llaman la atencion….
– bueno esta bien, pero algo te tienes que llevar….mujeres tan hermosas como tu no entran con frecuencia a la tienda, para mi seria un logro que te llevaras algo de este pasillo
– pues de hecho….si vengo por algo, pero no es nada de lo que esta aqui…estaba buscando el pasillo de la …..
– ¿lenceria? No me digas que tu eres la hija de Gil??
– si!!
– tu padre me aviso que vendrias, mucho gusto hermosa mi nombre es Juan
Me dijo besandome la mano
– hola, soy olivia que amable
– y bien…. tu padre me dijo que te diera precio especial en practicamente lo que quicieras…asi que puedo ayudarte en algo??
– pues si, buscaba algo de prendas, pero hasta ahora no e visto nada
– no las has visto porque las tengo abajo
En eso me señaló estirando su mano un pasillo que tenia escalones hacia abajo.
– haya es donde tenemos las prendas, los disfraces, etc, antes los teniamos aqui, pero como nos ha hido tambien nos hemos expandido, ven te llevo para que veas como nos quedo
Me dijo que me fuera adelantando, en lo que el acomodaba el letrero de la entrada a cerrado, ya que segun el atendia a una clienta especial, luego de unos segundoa me alcanzo abajo.
Abajo estaba decorado igual que arriba, muros rosas y focos rojos, solo que no habia estantes y la habitacion era mas pequena, al fondo unos vestidores con cortina de tela roja. El lugar estaba lleno de disfraces en las paredes, y maniquis tambien, habia muy poca lenceria, de pronto el llego y me dijo…
– y bien, como que buscabas??
– pues la verdad nada en especifico, pero nada de disfraces, mas bien lenceria, corsettes, ligueros, baby dolls y eso..Tomo un catalogo grueso y me lo entrego..
– mira escoge lo que quieras de aqui, este es nuestro catalogo de lenceria, pide lo que quieras, todo esta en existencia.
Mientras veia el catalogo el me pregunto
– oye..perdon que sea tan entrometido pero…es raro que un padre mande a su hija a alguna sex shop no??
Por un momento me puse nerviosa…
– a lo que pasa es que…le dije que necesitaba ropa interior nueva y me dijo que aqui era mejor que en un centro comercial, ademas de que me darias buen precio…..
– ahhhhh… dijo con aires de sospechas…
– oye y por cierto…no es que yo tambien sea entrometida, pero que es lo que te compra mi padre ehhh, yo que sepa lleva mas de 12 meses soltero…
– no le digas que yo te lo dije, pero mas que nada solo peliculas xxx, aunque hace como un mes le traje una muneca de latex que me encargo…
– ahhhhh
– si, ya ves que todos tenemos necesidades no?? Hehehe
– hehehe, vaya que si…conteste.
Despues de un rato el fue arriba a hacer algunas cosas, y cuando regreso me dijo…
– y bien????
– si mira, ya me decidi, quiero estos 4 conjuntos de lenceria, estos dos baby dolls, esta batita transparente y 4 pares de ligueros de diferentes colores…
El asentia…
– vaya…parece que tu novio se la va a pasar bien…pense que solo te llevarias un par de tangas y ya. Bueno, ahora mismo te las muestro.
Y se fue, al cabo de unos minutos volvio y me entrego todo lo que le habia pedido…
– mira, aqui esta todo, si gustas probartelo….
– no ( risita nerviosa) esta bien asi.todo es de mi talla….gracias
– andale no seas asi, nunca he visto como lucen mis productos puestos, ademas de aqui en lo que vuelve a entrar una mujer tan hermosa como tu a mi tienda, del cielo ya caeran manzanas.
– no, como crees…
– mira, ya hasta cerre la tienda para atenderte a ti exclusivamente, tambie…
– no es que….( trataba de detenerlo)
– tambien te voy a dar precios especiales y hasta te confie lo de tu padre….
Mira por lo menos la batita, para que no te de tanta pena..
– pero….
Luego puso su dedo indice en mi boca callandome y luego me susurro…
– es mas, si lo haces, te regalo el consolador que querias…
– pero yo nisiquie…….ashh, bueno, esta bien.
Me meti al vestidor y me puse la bata, era una bata negra de tela transparente que llegaba como 15cm arriba de las rodillas, y tenia un liston rosa de peluche a manera de cinturon, debajo la ropa interior que ya traia, un bra negro de encaje y unas bragas del mismo tono, sali y ya me esperaba con las manos atras y parado.
– fiu fiu!!!!!!!. mamazota!!!!!. Silvo el
Ese fue un silbido muy fuerte y un grito estruendoso, yo me moleste….
– oye que te pasa??? Nos van a oir…..
– tranquila, ya te dije que esta cerrado, ven acercate..
me acerque un poco con mi cara molesta y me di una vuelta antes de que me lo pidiera….
– eso asi chiquita….el gritaba y aplaudia
– que te calles idiota o me detengo….
En eso me tomo agresivo del brazo y me dijo…
– tranquila hermosura, que esto apenas empieza
Luego saco su otro brazo de atras de su espalda y vi que traia el consolador rosa que yo estaba viendo arriba, solo que ya estaba fuera de su estuche…
– primero que nada, te voy a mostrar como se usa esto…
– sueltame…estas loco???
Queria soltarme, pero su brazo era tan fuerte que no pude, luego vi que tenia la oportunidad de patearlo en la entrepierna y salir. Pero de pronto algo se cruzo en mi cabeza, no podia hacer algo asi, primero porque tendria que salir corriendo de la tienda y estaba semidesnuda, luego porque no tendria tiempo de recoger mis ropas y mi bolso y huir, y finalmente por que escapar significaria dejar la mercancia ahi, y yo ya tenia un acuerdo con papa para esta noche…asi que considerando todo eso y que aquel tipo me lastimaba el brazo, deje de forcejear y le dije…
– esta bien….que demonios es lo que quieres de mi maldito??
Me solto…
– pues primero te relajas linda..y segundo ya te dije que voy a mostrarte como usar un consolador como este que tanto deseas..
– esta bien, pero solo eso y luego me dejas que me vaya, ahh y con todo y mercancia ehh..
Derrepente el tipo me acerco hacia el y me coloco de espaldas contra su enorme cuerpo, arrimandome su miembro, paso sus manos lentamente por mis brazos acariciandolos, y luego metio su mano bajo mi tanga e inserto un dedo en mi vagina, yo solte un respingo, el inmediatamente volvio a sacar su mano y me toco los pechos por encima de la bata, me decia…
– vaya que estas rica…segura que no quicieras ser una de mis amantes??
– ni loca!!!!
– anda…yo te podria tratar como reina…
– no gracias!!! No me gustan los tipos creidos y fanfarrones…
Dije realmente molesta…
Luego me apreto los pechos con sus dos manos…
– es que…mira nada mas que pechos, que nalgas…este cuerpecito tuyo merece a un hombre de verdad en la cama, yo te podria dar la verga que mereces
Luego dije fastidiada…
– bueno ya!!!
Y me separe de el…
Me metio a los vestidores y cerro la cortina como si hubiese alguien afuera, me obligo a sentarme en el, luego se hecho para atras junto conmigo y me habrio ligeramente las piernas, ya empezaba a bajarme las bragas con sus dedos, pero molesta le dije que yo lo haria y lo hize, mis bragas quedaron a la altura de mis muslos, luego puso la mano estirada sobre mi cochito y dio dos palmadas…
– ayyy si que estas buena chiquita
– ya mejor apurate que tengo prisa. Le ordene con enojo y retirando su mano.
Encendio el vibrador, pero vi que lo llevaba hacia mi boca..
– primero chupalo mi reina…
Queria decirle que ese no era el trato, pero ya no valia la pena discutir, comenze a chuparlo velozmente…
– eso asi…..chupa
Su mano derecha tenia el dildo que el metia en mi boca, y su mano izquierda la tenia quieta pero extendida sobre mi concha, mientras el objeto de plastico entraba y salia de mi boca vibrando, la verdad no era algo placentero simplemente un objeto comun y corriente que entraba y salia; lo verdaderamente placentero llego cuando lo introducio en mi sexo, no lo hizo lento si no de forma rapida y golpeada, fue algo doloroso, pero ya adentro el empezo a moverlo muy bien, otra vez aquella cosa entraba y salia pero mas despacito y despues de unos minutos mas ya me sentia excitada, luego mas y mas hasta que el libido invadio mi ser, nosotros dos sentados en el piso alfombrado de aquel vestidor, el con su mano derecha introduciendome un objeto para causar placer una y otra vez, yo que ya soltaba algunos gemiditos de placer, me retorcia y me sujetaba de el, que con su mano libre acariciaba mi seno izquierdo.
– aaaaaahhhhh ahhhh a a a a ahhhh…..gemia yo
– eso asi, gozalo putita, que se ve que te hace falta. Susurraba en mi oido
Luego empezo a hacerlo mas fuerte, yo ya no gemia si no gritaba…
– aaaahhh a a a a a aaaaaaaaaaa!!!!!, detente porfavor que me vengooooooo!!!
Y dicho y hecho, el orgasmo fue delicioso, solte gran cantidad de fluido que salpico la alfombra, el dildo y su mano.
– eso es muy bien putita, lo has hecho de maravilla..
Y me recogio un mechon de cabello de la frente que estaba empapada de sudor como nunca antes, se levanto dejandome ahi tirada y fatigada y respirando en voz alta, me miro encima del hombro antes de salir y me dijo…
– te quiero ya vestida en menos de 5 min y fuera de aqui, asi que muevete por que te puede ver un cliente.
No respondi, realmente no podia hacerlo, sentia que acababa de correr una maraton. A cabo de dos minutos y aun sin reponerme por completo me vesti, tome mi bolso, y las cosas que me hiba a llevar, subi y la tienda ya estaba abierta otra vez, habia un hombre escogiendo peliculas porno, y otra chica joven y atractiva probando unos aromatizantes de spray sobre su mano, Juan estaba en la caja; vi que al yo subir agitada, despeinada y con la blusa mal acomodada, los tres me vieron despectivamente como si fuera una callejera, me acerque a la caja y Juan me embolso mis cosas como de mala gana, sin verme ni dirigirme la palabra mas que para entregarme la bolsa y decirme.
– gracias. Vuela pronto.
Sali con ganas de llorar, me sentia impotente y furiosa con ese tipejo que me habia utilizado, senti ganas de tomar una piedra y lanzarcela a su mugrosa tienda, pero me aguante, fue hasta llegar a casa cuando me heche a llorar en el sillon de la sala, me recupere bastante pronto y el resto del dia se me fue en arreglarme, en eso papá habia llegado, baje a recibirlo con un como te fue a lo que respondio..
– bien linda….estas lista??
– claro papi..
– fuiste a la tienda de mi amigo??
– si, y consegui cosas lindas para ti…
– que bien, mira primero hay que cenar y ya mas noche comenzamos te parece??
– como quieras
Me di la vuelta y el me dio una nalgada, me dirigi a la cocina y le calente unas alitas de pollo que estaban en la nevera, se las puse en la mesa junto con una cerveza destapada, yo comi una ensalada con pollo. Durante la cena hablabamos sobre su trabajo, me dijo que habia terminado con un caso muy importante y que era una noche ideal para celebrarlo, tambien me dijo que estaria conmigo en casa las dos ultimas semanas que me quedaban en la capital ( a menos que decidiera quedarme). La cena termino y me pidio que subiera a ponerme sexy, que no solo saliera con lo que habia comprado si no que tambien me maquillara, perfumara y peinara, me dijo que el tambien se pondria listo y que me esperaba en la sala….
Me puse muy sexy, me habia maquillado como me dijo, me recalque las pestanas de negro, sobre los ojos sombra rosa y me pinte los labios de un rojo cereza intenso, me puse un perfume channel no.5, y me cepille el cabello, como primer atuendo me puse unas bragas de encaje negro, con detalles rojos y un corsette igual que me empujaba las tetas hacia arriba, tambien me puse ligueros negros, unos tacones rojos y encima la batita que habia lucido horas antes para Juan, solo que elimine el cinturoncito con lo que quedo semiabierta; baje y vi que papa estaba totalmente desnudo sentado sobre el sillon de piel, a un lado tenia una camara digital negra ya lista para la accion.
– ay mira nadamas que sabrosa te vez
– de verdad papi??
se acerco y me agarro las nalgas quedando los dos de frente como si fueramos a bailar
– pues claro mi reinota, mira nadamas que culito tan esponjosito.y esas tetotas que se te ven con el corsette.
– pues papi…tu mandas..
se separo de mi y tomo la camara, me tomo un par de fotos asi como estaba y luego me dijo que me diera la vuelta y tomo otro par, luego me indico quitarme la bata y estando asi me tomo otras 10 fotos en distintas poses, siempre parada, me indico despues que cambiara de atuendo y que porfavor bajara mas destapadita; asi fue, baje en tanga y bra negros, ya sin nada mas, mas que los tacones rojos
– ay que rico…eso, asi te ves mejor, ahora posa para mi, quiero que para posar uses esa silla.
Tome una silla que estaba ahi y me sente con mis pechos hacia el respaldo y la espalda hacia el, arquee la espalda y me recogi el cabello mirando sobre el hombro pero con los ojos al piso en una pose de revista, el se emociono mucho.
– ay chiquita, asi, quiero mas de esas poses…es mas, espera
Se acerco y me desabotono el sosten y asi me volvio a fotografiar, hize varias poses mas en la silla; de frente y con las piernas cruzadas sacando la lengua y poniendo un dedo en ella, luego de frente y con las piernas abiertas con una mano en mis pechos y la otra levantandome el cabello,despues otra con el culo en pompa y regargandome en la silla, luego otra y otra, fueron como 10 poses diferentes y el clickeo de la camara se oia a cada segundo.
– papi, quieres que me vaya a poner otra cosa??
Derrepente vi que tenia la cabeza hacia atras con los ojos cerrados y se estaba masturbando lentamente
– ¿papi?…papi!!!!!
El reacciono.
– n no n no mi putita, ya no aguanto mas, mejor ven aqui y hazme una buena chupada
La verdad que estas ultimas semanas me habia vuelto una mujer muy diferente de lo que era, de ser una sexy mujer hija de familia, que vivia en una casa con dos solteronas (mi madre y mi tia) llena de miedos, inseguridades e inhibiciones y que le temia a los hombres, estas semanas en casa de papa me habia vuelto una sexy hija de familia pero dispuesta a liberarme de complejos sexuales de fomas que jamas hubiera creido, probando practicamente de todo y con todos y aun estaba dispuesta a mas, pero aun en esos casos tengo que reconocer que chuparsela a un hombre no era algo que se me daba, era torpe al hacerlo y ademas no me gustaba, me daba asco, no me hacia sentir placer y aparte no era buena haciendolo, se las habia chupado hace unos dias a Manuel y Daniel, pero estando borrachisima, y hace unas horas habia chupado uno de plastico de forma forzada y a la mala, pero sin ninguna habilidad para hacerlo, mas aun el hecho de imaginar a un hombre corriendose en mi no me hacia feliz ni en lo mas minimo, pero ahi estaba papá casi suplicando que lo hiciera, no estaba convencida, pero tenia que hacerlo, asi que tome aire y me dirigi hacia su enorme falo, trague saliva ( mucha saliva), cerre los ojos y me la puse en la boca, apenas estaba asimilando lo que hacia cuando el tomo mi cabeza y la empujaba de atras hacia adelante, el estaba prendidisimo, lo hacia tan rapido que practicamente el hacia todo el trabajo, yo me concentraba en lo que hacia, pero no podia el jalaba fuerte.
Como les decia yo no sentia mayor placer, mas sin en cambio el no dejaba de decir.
– si ohhh si ahhh aaa asi putita, asi aaaa
Tardo quiza 30 segundos mas, cuando dejo mi cabeza y saco su pene de mi boca mientras retrocedia hacia el sillon para sentarse, sin aun habrir los ojos de lo excitado que estaba que indico que me sentara en su falo.
– ven hija, ya no aguanto mas, montame, montame que te la quiero meter…
Hize lo que me pidio, lo monte, brincoteando sobre el, aquello contrario a la chupada, si que era placentero, como ya les habia dicho antes, su pene era enorme y lo sentia adentro con todo su calor, atravesandome deliciosamente en cada brincoteo, mis enormes pechos bamboleaban triunfantes frente a su cara, segundos despues bamboleaban entre sus manos y segundos despues lo hacian entre su boca, luego los volvio a dejar en paz y tomo mi cintura; se acercaba la apoteosis del acto, mis pechos danzantes salpicaban la saliva que el habia dejado, mis gemidos ya habian salido, yo me agarraba la cara y el cabello, cerre mis ojos y me dejaba llevar, el tomado de mi cintura
acelero derrepente..
– ooooh si ohhhh, me corro, me corrro, ohh si puta, siguete moviendo que ya casi, ya casi……
Y lo hizo, se habia corrido en mi por segunda vez en su vida; instantes despues caimos exhaustos en el sillon, la sesion de fotos habia terminado antes de lo esperado, pero con grandes resultados, el orgasmo habia sido una vez mas esplendoroso, era increible…por un momento me puse a pensar que no era posible que por tantos años me habia perdido de algo como sentir un orgasmo, yo una mujer hermosa de buen cuerpo, de buen trabajo, siempre tan bien vestida de 32 años, no habia probado a un hombre como debia ser, solo me habia acostado con dos novios antes, ambos lindos como figuras de porcelana pero ninguno hombre, ninguno que haya hecho sentir alguna sensacion tan electrizante en mi, ninguno como Daniel y su ternura en la cama, ninguno como Manuel y su experiencia, ninguno como Juan y su manera de mover el consolador dentro mio, pero sobre todo ninguno como mi padre y su ternura, ninguno como mi padre y su experiencia, ninguno como mi padre y su manera de moverse dentro de mi, ninguno como el y sus morbosas ideas que juro que le cumplire, no importa lo que me pida, si me pidiera un trio con el y un ser de otro planeta se lo cumplire, si me pide chuparsela en television nacional lo hare, si me pide que me arranque los senos y se los ponga en una charola, se lo cumplire, juro que lo hare…incluso le cumplire lo que me pediria al dia siguiente, despues de una noche de grandes emociones, acostados desnudos en su cama por la manaña y platicando sobre lo que habia sido la sesion de fotos de la noche anterior y lo que haria con ellas, las subiria a su pagina favorita y me haria esperar dos dias mas antes de decirme, su segundo capricho, algo tan loco que tubo que ser ideado con anticipacion, pero como dije le cumplire, lo juro……….

La nena (puta) de papá. capitulo III. Aqui esta tu puta

Lunes, abril 13th, 2015

Daniel habla:
-bueno hermosa, tu papi nos conto varias cosas a Esteban y a mi, al parecer esta realmente obsesionado contigo…
-pero que cosas ha hecho..dime.interrumpi yo
-bueno nos dijo que cada que sales urga en tu cajon de ropa interior y que roba una tanga que pone bajo su almohada en las noches, cada dia la cambia por una distinta luego de que se masturba con ella, tambien nos dijo que les toma fotos y las sube a internet, en un sitio de padres que desean a sus hijas….
-que sitio ?? Interrumpi impaciente
-ay pues no lo se, no se lo pedi!!!….pero el y Esteban parecian conocerlo muy bien.
Me quede callada por unos segundos, al ver que yo cavilaba , daniel me interrumpio tocandome el brazo.
-te pasa algo preciosa??
-es que no se, siento algo de lastima por el…se que esta muy deprimido y se ha portado tan bien conmigo que…quiciera que supiera que le estoy agradecida, quiciera ayudarlo y a la vez demostrarle que tambien lo amo.
– oye oye, no te martirizes tanto…..
– no es que me martirize si no que, bueno; creo que tengo una idea muy loca en mi cabeza, pero no se si…..
-de que se trata chiquita???
– no, no olvidalo…..sera mejor que….
De repente daniel se hecho a reir…..
– no me digas que tambien le traes ganas??
Me sonroje…
– no te rias dani, es serio… ademas no es como piensas….
– entonces??? daniel seguia riendo
– no se…no me gusta verlo asi, masturbandose con ropa interior, o viendo pornografia a escondidas…el es un hombre, o era un hombre exitoso, me siento mal de verlo tan destrozado, asi por mucha risa que te de, realmente si tenia la idea de ofrecerme a el, para que el se sane de muchas cosas, por lo menos un dia antes de regresar a puebla. Daniel tenia una enorme sonrisa en su cara y asi me veia…
-ya veo que no puedo confiar en ti Dani…mejor me voy…
Me detubo de un brazo y me dijo…
-no espera preciosa, no te vayas, mira lo que pasa es que me vinieron a la mente muchas cosas, pero te entiendo.
– de verdad lo dices, o es por que no quieres que me vaya??
-no, escuchame. Mira, realmente quiero apoyarte.
– entonces crees que estoy loca??
Derrepente no me pude contener y empeze a llorar, inmediatamente me abrazo, y me beso el hombro, luego abrazo mi cuerpo desnudo.
– escucha preciosa. (Decia susurrando)no importa lo que quieras hacer, yo te apoyare. me entiendes??
no se porque, pero voltee a besarlo. Y minutos despues ahi estabamos haciendo el amor de nuevo. Fue hasta el amanecer, desayunando en su pequeña barrita de la cocina, cuando retomamos el tema, fue el el que empezo, quiza al darse cuenta que yo cargaba con una mirada pensativa.
– oye, sobre lo que platicamos ayer, ya sabes, lo de tu padre, queria decirte que no tienes de que avergonzarte por lo que sientes, y eres libre de hacer lo que quieras, incluso si….
Luego lo interrumpi llena de desicion y lagrimas en los ojos.
-sabes algo dani?? Creo que si en algun momento de mi vida me senti una persona aburrida fue porque no me atrevia a hacer lo que realmente sentia, y esta vez tal vez me equivoque, tal vez sienta remordimiento, tal vez, cambien muchas cosas despues pero no me importa….pienso hacerlo…
Nos abrazamos un rato, luego llegue a casa como a las 12:00, papá no estaba, yo estaba entre nerviosa y ansiosa, hiba a entregarme a el por amor, pero no sabia si hoy o el ultimo dia, me sentia confundida; con la tarde libre se me ocurrio buscar en la compu de papa el sitio del que Daniel me habia contado, por suerte la PC de papá ya tenia contraseña y entre facil, no soy tonta y busque directamente el historial web y bingo!! Habia encontrado el sitio que se llamaba: SSDMexico.com, abreviacion de sweet sexy daughters mexico. Vi de reojo que el nick de papá estaba abierto, pero antes explore un poco el sitio, al parecer trataba de una red donde padres de distintos paises compartian fotos, relatos y experiencias mediante chat, y cada uno tenia su cuenta con carpetas de fotos, el perfil mas visitado, se, resumia como la hija del mes, el nick de mi padre tenia como foto una tanga mia tomada sobre lo que reconoci eran las sabanas de mi habitacion. Entre a la cuenta de papa y vi la descripcion, decia textualmente asi…. HOLA MI NOMBRE ES GIL, Y EL NOMBRE DE MI PUTITA ES OLIVIA, TIENE MAS DE 30 PERO ES UN BOMBONCITO, DISFRUTENLA… Daniel me habia dicho que papa habia subido fotos de mi ropa interior, pero ahi habia de todo, habia como 50 fotos de mis prendas, tambien habia 4 distintas de mi agachada, revelando la tanga, en ninguna se veia mi rostro, habia otras dos de mis tetas, una era del dia que conoci a Daniel, Esteban y Manuel, con un zoom hacia mi escote, tampoco se me veia el rostro, y otra de mi en pijama sentada en el sofa leyendo, con el cuerpo inclinado y las tetas asomadas, ahi si se me veia el rostro, y claro las tetas, ademas de que se me marcaban los pezones. Todas estaban llenas de comentarios sucios y cerdos algunos de ellos:

. Haber cuando me prestas a tu hijita compadre, para succionarle esas tetotas
. Que ricas tanguitas amigo, pero mejor sube mas fotos de sus tetotas
. Ya te la hubieras cojido bro, esta bien buena

Habia muchos mas, de hecho era de los perfiles con mas visitas, tambien vi que papá habia escrito algunos relatos falsos, argumentando que me encantaba meter hombres a la casa, para follar con ellos, tambien inventaba que en las noches me escuchaba gemir, y que al dia siguiente al revisar mis cajones encontraba varios juguetes sexuales escondidos.
Estube casi tres horas leyendo y viendo la sucia pagina, luego comi un poco, mas tarde me dormi un rato, cuando desperte papa habia llegado vestido elegantemente de traje, me asome a verlo desde arriba, estaba dejando su portafolios en la sala y ya se dirigia al minibar, esta vez no grito para avisar que habia llegado, tal vez daba por hecho que aun no estaba, y tampoco me habia visto, no me sentia, pero tenia una corazonada de que aquel era el momento, indicado; me cambie para lucir mas sexy, me puse un pantalon muy pegado,debajo una tanga negra de encaje, tambien me puse una blusa negra super pegadisima, era una de las que mejor me marcaban las tetas, por ultimo unos tacones negros, practiamente toda de negro como una gatita. Pense.
Cuando baje, papa estaba frotandose la cara con la palma de la mano como quien esta harto de algo, ya se habia quitado el saco y tenia un vaso con brandy, me le acerque para preguntarle como le habia hido, y luego lo abraze, pero sabia que tenia que ser diferente, chocando mis tetas contra sus hombros con total alevosia, el sintio ese extraño movimiento mio y volteo, me vio a los ojos como extrañado, no le hize caso, estaba decidida a seguir, luego meti la mano en su camisa frotandole el pecho, el porsupuesto me veia atonito, sabia que yo no tenia ese tipo de actitudes con el, le dije intentando hablar con tono sexy.
– porque no descansas papi?? el me contesto, tartamudeando, despues tube una idea y lo interrumpi..
– e e e estoy b bien hija, p p per….
-sabes que papi?? se me ocurre algo, porque no subes y te doy un masaje…
de pronto le brillaron los ojos y sin tartamudear dijo que si, ya arriba, me tomo del hombro, y me dijo
– mi amor, la verdad no me siento cansado, pero me gusto la idea del masaje, crees que yo te podria dar uno a ti??
– bueno.le dije coqueteandole dandome la vuelta y acercandome hacia su cama, mientras el se quedaba parado mirandome el trasero, luego me acoste boca abajo en su cama, levantando las piernas.
– te vas a quedar ahi??
Entro nerviosisimo, se sento junto a mi, y puso su mano en mi cintura, pero por debajo de la blusa, empezo a sobarme,parecia desaparecer su nerviosismo y entraba al juego…
– bueno, comenzamos o que??
– claro.. .
Le conteste
Me levante para safarme la blusa, pero antes le hize un gestito con la mano para que se volteara, luego le avise para que voltera du nuevo, yo ya estaba boca abajo desnuda de la cintura para arriba ya que no llevaba sosten, se acerco como desesperado y empezo a tocarme la espalda con las llemas de los dedoa, luego me besaba la espalda, yo sabia que eso no formaba parte de un masaje y en otras circunstancias me hubiera levantado a abofetearlo, pero aquello era otro contexto, yo follaria con el esta noche si o si, y tenia que seducirlo, asi que cerre los ojos y coopere..
– mmmmmm….que rico…..dije coqueteandole
– te gusta mi amor??
Derrepente hacia chupetones en mis homoplatos y en mis hombros, lo hacia lento y muy sensual, al retirar su boca dejaba saliba y una marquita roja, la verdad me estaba gustando muchisimo, y una vez mas di el siguiente paso:
– mmmm…hay que bien se siente…..oye papi??
– si mi amor??
– porque no te subes en mi para que te acomodes mas??
El no lo podia creer, volvio a preguntar incredulo..
– como??
– si, sientate en mis pompitas, para que desde ahi, estires los brazos.
Ya lo hiba a hacer, pero antes me dijo que se quitaria la ropa para no pesar tanto, seguramente ya estaba entendiendo todo, yo nunca era asi de coqueta, era fria y seria, al ver mi actitud de gatita mimada seguro en su mente ya se vislumbraba penetrandome en aquella cama; ambos sabiamos que asi seria, pero queriamos seguir jugando.
Mire sobre mi hombro y lo vi desnudo, su cuerpo no era nada atractivo, era medio barrigon, velludo, con estrias y de piernas flacas, vi que solo se quedo con unas horrendas truzas blancas y los calcetines, luego se subio, senti su pene casi desnudo azotarse contra mi trasero en el momento en que se sento, derrepente no lo sentia, pues seguramente se habia quedado suspendido debido a una inminente ereccion. Empezo a masajearme desde ahi tal como le habia dicho, arrastraba sus yemas como rastrillos que barren hojas secas de arriba hacia abajo, ya no besaba pero acariciaba, solo se oian respiraciones mias y las palabras de el, yo no le contestaba, tenia los ojos cerrados y exhalaba.
– pero que hermosa espaldita
Derrepente un respingo mio, mientras masajeaba mi cintura estiro el resorte de mi tanguita.
– ay cuidado papi….
Le dije en tono coqueta.
No me hizo mucho caso, se me acerco al oido para susurrarme..
– mi amor, crees que te pueda quitar el pantalon??
Le heche una mirada juguetona, y le dije..
– pues si es necesario….
Meti las manos debajo como pude para desabotonarlo, luego puso sus manos en mis caderas y empezo a tirar hacia afuera, lento como para apreciar cada detalle, cuando finalmente me quito el pantalon hubo un silencio sepulcral, que interrumpio con un comentario….
– uffff…mira nadamas, que colita….
Note que me volvia a ponerme los tacones..
– pff..jaja, pero que haces??
– es que me encanta como te ves con tacones y tanguita.
Me di la vuelta antes de que acabara de meterme el ultimo tacon, el levanto su cara con sorpresa, el incado al pie de la cama, yo sentada en la orilla frente a el, por un momento aquella imagen parecia como si el hubiera tenido una aparicion, nos quedamos callados, yo me tapaba las tetas con el brazo. El hielo se rompio cuando aparte mi brazo y deje mis dos pechos ante el, si aquellos pechos con que el tanto habia soñado, aquellos pechos con que el fantaseaba estaban por fin junto a el, gigantescos y desnudos, con una diminuta aureolita marron en el centro, aquellas globulares piezas de carne finalmente desnudas ante sus ojos, pero eso no era todo no solo estaban ahi para mirarlos, estaban ahi para ser ofrecidos, eran como si pidieran a gritos ser lamidos, besados y hasta mordidos, el no tenia duda de eso. No se lanzo sobre mi como lo hicieron Daniel o Manuel, se paro como hipnotizado, caminando a paso lento como ciervo recien nacido, sus ojos no dejaban de ver mis pechos, hasta que voltearon a los mios como preguntandome: Puedo???; no hize ningun gesto para contestarle, me pare, tome sus brazos para colocarlos detras de los mios y luego finalmente chocamos los labios, a el le tomo unos segundos reaccionar, como que no se la creia, pero finalmente lo hizo, bajo sus manos y las metio por dentro de mi tanga y coloco sus palmas bien abiertas en mis gluteos, luego cerraba las palmas, y luego las habria, hizo ese movimiento como 4 veces, para luego acariciarme los pechos , mientras que en mi boca nuestras lenguas ya chocaban como buscando enredarse, era un muy buen besador. El dedo pulgar de papá ya jugaba con mi pezon, mientras que con su otra mano me agarraba la cara, de pronto separamos nuestras bocas y el se fue directo a mis tetas, empezo estrujandolas y luego la punta de su lengua golpeaba de arriba a abajo mi pezon, cuando empezo a chuparlas con mas intensidad me empujo hacia la cama y entonces quedo encima de mi, acariciando una y chupando otra de mis tetas, realmente sabia hacerlo muy bien, pues solo con eso yo ya estaba excitadisima, succionaba una como un spaguetti tanto tiempo, que cuando la soltaba tomaba aire y dejaba salir sus palabras…
– que increibles chichotas tienes Olivia, fantasee con ellas desde que te vi, no puedo creer que te las este tocando
Y volvia a aplastar su cara en ellas, parecia que ya no sabia ni que hacer, pues despues de chuparlas y dejarlas rojas y empapadas de saliva, frotaba su cara contra ellas con los ojos cerrados y diciendo estupideces.
– oh hija…no sabes cuanto soñé poderte tocar, me encantas..
Como ya me habia dejado picada antes, no soportaba que siguiera ahi perdiendo el tiempo, le levante el rostro con mis manos, y lo acerque como a 2 cm del mio y le susurre en tono sumiso..
– porfavor papi, no pierdas tu tiempo y cogeme, cogeme muy duro, pero hazlo ya
– si mi reina…
De deshizo de mi tanga con velocidad impresionante, vi que se incaba en el suelo al pie de la cama y habria mis piernas, lo que hiba a ser estaba clarisimo, hundio su cara en mi entrepierna y comenzo, primero lamio por unos segundos por afuera de mi sexo, alrededor de el como dibujando su silueta con la punta de su lengua, segundos despues empezo a meter su lengua, y poco a poco metia mas intensidad, el hombre parecia que devoraba un merengue, su lengua y mi clitoris finalmente se conocieron y eso me provoco un alarido tremendo, era una sensacion realmente maravillosa, papa sabia mover su lengua, yo gritaba.
– aaaaaaahhhh, ahhhhh, aaaaaaaaaa!!!!!
Mi espalda se arqueaba de placer, mis vellos se erizaban, mis manos arañaban las cobijas, era un placer extremo en pocas palabras, estube a punto de correrme, pero se detubo, yo queria reclamarle pero vi en sus ojos una expresion de saber lo que hacia, tomo su gigantesco miembro y dio por iniciada la inminente penetracion, su pene entro casi entero, y como ya habia dicho antes era enorme, pero no senti dolor, si no placer cuando lo inserto en mi, luego empezo a moverse con sus brazos agarrados de mis piernas y su cabeza hechada atras, yo ya sentia rico, pero al parecer no tanto como el que aullaba como un loco.
– ohhhh si!!!! Toma nena toma!!!
Yo aun no entraba en el ritmo que queria, ya que su penetracion era lenta, asi que empeze a tocarme mis tetas, luego se detuvo para acomodarse mejor, puso sus rodillas en la cama, mis piernas en sus hombros y recorto la distancia entre nuestros rostros, me dijo
– ahora si estas lista?? Aqui viene lo bueno
– Si papi estoy lista
– lista para que mi reina?? gritamelo!!!
– para que me cojas papi
Rapidamente empezo su mete saca, su verga entraba casi entera y salia igual, otra vez el placer era enorme, mis gritos se hicieron mas estruendosos, su golpeteo sonaba como fuertes bofetadas, nuestros cuerpos sudaban y se fundian en un solo sentimiento, el del placer sexual…esa posicion (conocida como la profunda) resultaba muy excitante. Duramos otros 10 minutos, antes de cambiar de posicion, papá se sento al pie de la cama y yo me sente sobre su falo dandole la espalda, su miembro estaba caliente, humedo y muy rojo, ya sentada comenze a brincotear en papá, que tenia una mano estirada en mi vientre y la otra en mis pechos, despues nos besamos forzando mi rostro hacia atras para alcanzar su lengua, la mano de el que estaba en mi vientre paso a mi cintura, mientras yo hacia un gran esfuerzo por seguir brincando, esa posicion no era tan placentera como la otra, pero tal vez a que duramos mas, fue que porfin llegamos al orgasmo casi al mismo tiempo, soltando el un grito de victoria, yo me baje de el y me heche exhausta a la cama exhalando y relajandome, el despues hizo lo mismo, despues papá se acosto boca arriba y tomo mi cintura para que me clavara en el, queria que lo montara. Me sente en su falo sin reclamar y empeze a brincotear de nuevo, yo cerraba los ojos y me revolvia mi propio cabello con las manos, esa debio haber sido una gran imagen para el, porque aceleraba sus movimientos y me decia…
-uyyy si mi reina, asi, brincale a papi!!
Segui moviendome y luego yo misma me hacia de adelante hacia atras y me tocaba los pechos; estaba tan excitada que yo tambien gritaba y gemia….
– a a a a si asi, ayyy!!! asi asi que rico!!!
Puso sus manos en mis nalgas y hecho su cabeza para atras justo antes de correrse de nuevo, luego nos tumbamos en la cama, nos abrazamos sin decir mucho, mas tarde nos quedamos dormidos abrazados y desnudos. La mañana siguiente desperte sola en su cama medio tapada con la sabana pero aun desnuda, sentia mi vulva inflamada y adolorida, la cabeza me dolia, la experiencia de anoche habia sido muy placentera, algo que ya tenia premeditado hacer pero no estaba convenzida, pero al final resulto algo inolvidable, resulto el haber probado poses nuevas, resulto haberme entregado al hombre que alguna vez me tubo en brazos. Pero no estaba arrepentida, habia sido tan maravilloso que cuando me desperte lo primero que busque fue al hombre que me habia sabido hacer el amor como esperando para volver a entregarme a el en las formas y en los caprichos que el quiciera. Finalmente aparecio, cubierto con su bata de bano que tenia puesta el dia que lo conoci, en sus manos traia una charola, papa me traia el desayuno a la cama como cuando era pequeña, aquellas veces despues de leerme un cuento, hoy despues de hacerme el amor.
– hola mi amor como te sientes??
– de maravilla papi…
Se acerco a colocar la charola en el buro de la cama, y en cuanto tube contacto visual con el, le arranque un beso en la boca, solo fue de un besito de escasos 2 segundos, pero suficiente para dejar en claro que yo ya era su nueva amante
– te amo..me dijo
– yo tambien papi…pero sabes que??
– que??
– que hoy te amo mas que ayer
Me abrazo y luego me dijo al oido…
– gracias mi amor. No sabes como te deseaba .
Desayunamos juntos y luego nos quedamos acostados platicando, las caricias y la cercania que teniamos en nuestra charla, confirmaba nuestros nuevos roles.
– oye hija….
– si papi dime.
Le conteste mientras me recargaba en su pecho.
– aun piensas regresar a Puebla??
– pues no lo se, la verdad papi hoy mas que nunca quiciera estar contigo, pero sabes que me tengo que ir.
Luego hubo un silencio, despues el se levanto como para decirme algo importante..
– no tengo problemas si es que te vas, pero queria pedirte algo…
– que cosa??
Le dije levantandome tambien
– la verdad me da algo de pena, no es cualquier cosa, es algo muy drastico..
– uuuuyy, con que mi hombre tiene un secretito??
– asi es, dime olivia, tu harias todo por mi??
– antes de ayer no….
Ambos reimos
– no mi amor. Esta vez hablo enserio, muuy enserio.
– que te traes ehh papi??
– prometes no reirte ni ofenderte??
– pues claro. Dije mas preocupada
– quiciera mi amor quee…….no se si quisieras….
se rascaba la nuca nervioso
– ya dime!!! Me muero de la curiosidad
– me gustaria olivia….que me cumplieras una fantasia
– hahahahahahaha!!!
Rei como loca, el se puso nerviosisimo
– de eso se trata, solo eso?? Pues claro que si papi, ya me estabas asustando, pense que habias matado a alguien o no se que….
– estas segura hija??
– pues cla……oh bueno dime de que se trata… no vayas a querer azotarme o algo asi.
– no no te lastimaria nunca…
– papi, si no piensas lastimarme entonces no hay gran problema, mucho menos ahora, que confio en ti mas que nunca.
Por unos segundos me vio a los ojos, como para asegurarse
– ok
Se levanto y habrio un cajon de su ropero, de ahi saco un par de hojas amarillas y arrugadas, luego volvio a la cama y volvio a preguntarme..
– de verdad cumplirias mis fantasias por muy sucias que fueran??
Harta de su nerviosismo e insistencia, e impulsada por mi curiosidad de querer conocer el contenido de esas hojas lo bese en los labios, luego lo vi a los ojos diciendole…
– creeme papi estoy segura
– bueno. Dijo exhalando.
Lo que estaba a punto de escuchar era una de las propuestas mas pervertidas que habia escuchado, pero no me parecio descabellado, estaba dispuesta a cumplir…..

La nena (puta) de papá. capitulo II. Un oscuro secreto

Lunes, abril 13th, 2015

Desperte aquella mañana convencida de lo que había hecho, no sentía arrepentimientos ni culpas, de hecho me sentía feliz, satisfecha, me sentía mujer. Era la primera vez que me tocaban con tal erotismo que me sentía ansiosa por probar algo nuevo, pero por lo pronto no me precipitaria, haría mi día normal. Me desperté un poco temprano, papá más tarde y desayunamos juntos, el tenía una cita sobre un caso en la tarde, así que me pidió disculpas por dejarme sola de nuevo, de lo de anoche casi ni hablamos, a él se le notaba a leguas la resaca y seguro que ni idea tenía que la noche anterior que había follado a dos de sus amigos; se desdespidió de beso y me quede sola toda la mañana, me bañe y me vestí para salir, en realidad no sabía a donde hiba, pero antes de salir se me ocurrio algo mejor. Tomé la agendita negra que estaba junto al telefono y desesperadamente busque el numero de Daniel; no lo encontre, pero si estaba el de Manuel, lo pense un poco la verdad es que habia disfrutado mas con Daniel pero no importaba, marque el numero….
-si hola quien habla?? .Dijo el
– no adivinas??…..
-mmmmm no
-no recuerdas con quien estubiste anoche??
-olivia?? Haha que paso como estas ricura??
– estoy bien gracias, oye estas muy ocupado hoy??
-uuuuuy porque?? . Me dijo en tono coqueta
-pues mi padre no esta y estoy muy aburrida aqui, queria que alguien me diera un tour por la ciudad. Puedes??
-mmmmmmm mira no lo se, podrias como a las 2?? O ya crees que es tarde??
– a las dos esta bien, pasarias por mi??
– claro, paso por ti. Nos vemos y oye….ponte sexy…
Le sonrei y colgue, en lo que dieron las dos vi tv y luego me recoste un rato en mi cama, poco a poco empece a acariciarme los pechos por encima de la blusa tal como lo habia hecho ayer, era algo que nunca antes habia hecho y se sentia increible, luego empeze a tocarme mi sexo por encima de los jeans, solo utilizando el dedo indice y el dedo de enmedio. aquello subia de intensidad, tenia bastante tiempo que no me autosatisfacia sola y habia olvidado lo bien que se sentia, cuando derrepente..ding dong!!, me asome y para mi buena suerte era ya Manuel, a tiempo para bajarme la calentura.
Como el me habia dicho me habia puesto sexy, me puse unos jeans oscuros muy apretados, una blusa blanca escotada de tirantes y sin mangas y una chaqueta negra de tipo piel abierta, habri la puerta y lo salude, el llevaba una camisa blanca desfajada y unos jeans claros, al fondo un taxi en el que habia llegado (era taxista).
-hooooola galan.
-que paso nena.
me recorria de pies a cabeza con la vista, mientras se sujetaba del marco de la puerta.
– Mira nada mas, te ves mmmmm….
– me veo como???
Le dije coqueteandole revolviendome un mechon de pelo con un dedo.
– te ves buenisima…
cuando decia eso entro, cerro la puerta de una patada, y se me abalanzo como un tigre hambriento, me empezaba a besar el cuello, pero muy apresuradamente y me tocaba las tetas por encima de la blusa, lo detuve
-oyeee esperate, que no me vas a llevar a pasear??
-no te hagas mi reina, si tu me llamaste para otra cosa, ahora te aguantas.
Y se volvio a lanzar a mi cuello.
-si pero..no se….es que me gustaria algo especial…
Derrepente se aparto como asombrado, aun me tomaba por la cintura y me decia en tono mas serio.
– creo que se a que te refieres, pero mejor dilo tu…
-bueno….no se como decirtelo, mira..ayer que lo hize contigo y con Daniel..fue como si, como si..como decirlo, como si hubiera renacido, yo era una mujer frigida y aburrida y lo de ayer, te puedo decir que hablando de sexo fue la mejor experiencia que haya tenido (el asentia a todo) y derrepente me siento como si quiciera vivir de nuevo, siento como una necesidad enorme de probarlo todo….
– y todo significa todo??? O a que te refieres??
-to-do!!!…… respondi
-bueno. Dime…..alguna vez te lo han hecho por detras??
En eso fui yo quien lo abrazo por la cintura…me acerque a su oido y le dije…
-no..pero seguro que tu me enseñaras.
Derrepente nos vimos en mi habitacion, besandonos con pasion, el sobre de mi, yo ya sin la blusa y sin el sosten, el solo en calzonzillos, despues de besarme se dirigio a mis tetas, chupaba una y magullaba la otra, succionaba tanto mi teta derecha que ya me ardia, con su otra mano entre el pulgar y el indice daban vueltas a mi pezon como si intentara habrir una caja fuerte, yo con la cabeza hacia atras, ojos cerrados y soltando sollozos. Bajo su lengua por mi abdomen y luego hasta mi monte de venus, ya con los jeans desabotonados y la braga deslizandose lentamente hacia abajo, pense que jugaria alla abajo con su lengua o sus dedos, pero no, no lo penso y me penetro, su cosa entro con facilidad ,habia sabido tocar mis pechos, pero no follaba con la misma intensidad del dia anterior, eso me dio tiempo para ponermeva pensar, lo veia a los ojos y no podia creer que un viejo cincuenton, moreno, horrendo y con tremenda barriga estubiera entrando y saliendo dentro de mi, en otra epoca jamas lo hubiera permitido, pero yo ya no era yo, era solo mi cuerpo poseido por algun demonio que hacia que yo aceptase la verga de quien fuera. mientras meditaba eso y mas cosas, el ya me volteaba.
-segura que estas lista??
-si……pero porfavor ten cuidado empezo metiendo un dedo y uns sensacion electrizante atraveso mi cuerpo,era ligeramente doloroso pero placentero, empezo a moverlo haciendo circulos y eso me gustaba, luego sin consultarlo metio un segundo dedo que me hizo soltar un respingo
– espera!!, no tan rapido. Le dije.
Volvio a sacar uno, y con el otro lo sacaba y metia lentamente, segun el para acostumbrar a mi estrecho ano, estubo como 40 segundos mas repitiendo ese ejercicio, solo su dedo indice y mi ano, cuando habia asimilado aquello le autorize que podia seguir, despues muy amablemente me aviso cuando hiba a intruducir su falo, no sin antes escupir sobre el, y luego untar su escupitajo alrededor, luego la punta de su pene entro, dolia pero no mase cuando habia metido su dedo, despues metio mas cantidad de su organo en mi, aunque su pene era bastante pequeño, (lo habia notado desde ayer) era un poco ancho, poco a poco fue metiendo mas hasta llegar a la mitad, yo le suplicaba que con eso era suficiente, el muy cortesmente no protesto y asi empezo con su mete saca, lento e incompleto, me dolia cada que su pene entraba, pero no era un dolor muy fuerte, por otro lado el placer que sentia era poco, mi dolor empezaba a menguar con el correr de los minutos, fue cuando le sugeri que podia intentar meterlo todo, el muy maldito lo hizo de un golpe, esta vez el dolor fue mas intenso, mi espalda se arqueo y mi boca soltaba algunas groserias, pero no habia mas, su pene estaba dentro, empezo entonces a hacer su movimiento, entraba y salia despacio, tenia sus manos extendidas sobre mis nalgas y me las estrujaba, a mi me dolia mucho, pero tambien empezaba a sentir rico, derrepente y sin avisarme empezo a metermela a un ritmo acelerado, esto porque el ya estaba excitadisimo, pero a mi me dolia demasiado.
– aahhh ahh porfavor Manuel ya detente.
El no me hacia caso y gritaba para si mismo.
– ohh si puta, que rico culo tienes, ahhh, ufff si, ahhhaaaaaa!!!
Despues de pedirselo varias veces y al ver que no ne haria caso, empeze a moverme con el esperando que terminara pronto, cuando vio que yo empezaba a cooperar, empezo a hacerlo mas fuerte, A mi me dolia mucho, pero si me movia y gritaba con el, el dolor disminuia, asi que me movia con el y el empujaba, tenia sus manos puestas en mis nalgas, hasta que tomo mis caderas y se acomodo mejor,si que aquello dolia, el placer que sentia era poco, algunas lagrimas ya atravesaban mis mejillas.
– porfavor Manuel ya no puedo….
– aaaahhh!! callate puta y sigue moviendote aaaahhhaaaa!!
hubo quiza unos tres minutos de de accion con Manuel, luego empezo a gritar.
-me vengo, me vengoooooo!!!!
Y asi lo hizo, senti alguna sustancia caliente dentro de mi , que me hizo arquear la espalda, pero mas que nada senti un gran enfado,voltee para abofetearlo.
-pero que crees que haces???!!!!!
Cayo al suelo sobandose la mejilla, note que su pene tenia restos de sangre, luego se levanto furioso.
-tu que crees vieja pendeja…..!!!
– me estabas lastimando, eso ya no era sexo Manuel, ademas no te di permiso de que te corrieras dentro, eres idiota???
-pense que querias experiencias nuevas no??
-sera mejor que te largues ahora!!
Tomo su ropa, medio se vistio y se fue enfadadisimo, no sin antes gritarme
-puedo entender a las viejas…pero nunca he entendido a las putas…
No pude evitar llorar, no por el comentario si no por la accion, me ardia el ano, no podia caminar bien, y aparte me sentia usada, yo le habia entregado mi cuerpo, el me habia desvirgado el culo y aun asi se atrevio a romper las reglas, se corrio dentro de mi y luego me llamo puta, me senti como una tonta.
Pasaron los dias, mi extasis sexual se habia disminuido quizaa por aquella mala experiencia,trate de olvidarme de Manuel y seguir, papá habia estado fuera de casa muy seguido, fue hasta el otro jueves cuando volvio a quedarse en casa, ese dia el argumentaba estar cansado y dijo que queria quedarse en casa, yo le dije que saldria por un momento a despejarme, regrese mas pronto de lo que esperaba, quize entrar sin hacer ruido creyendo que papa necesitaria descansar, sin embargo al subir me lleve una gran sorpresa. Hiba subiendo la escalera, cuando escuche que papa hablaba solo, descubri que aquellos ruidos provenian de mi habitacion, y entonces lo vi. Papa se estaba follando a una muneca de latex!!! Lo hacia desnudo y sobre mi cama, eso me impacto pero no solo habia eso, la muñeca tenia una de mis tangas dobre la cabeza, era una tanga negra con detalles en azul, medio transparente y con un moñito en la parte de enfrente, ademas en la mano tenia el bra que hacia juego con esa tanga, que era igual azul con negro, lo olia, y lo besaba, pero lo que me causo mas impacto fueron sus palabras mientras follaba….
-olivia…si mi amor, toma esto mi vida…oh si, no sabes cuanto te he querido follar….
Y seguia diciendo mas vulgaridades, a veces dejaba de decirlas para oler el bra que tenia en la mano, y a veces tambien besaba a la muñeca, pero en realidad besaba a la tanga de su cabeza…osea la mia. Por su ritmo entendi que hiba a correrse ya, asi que pense en salir de ahi, era una de las situaciones mas extrañas de mi vida, por un lado descubria que papá era un depravado y que estaba loco por mi, pero por el otro lado sentia una curiosidad extraña, incluso me sentia un poco exhitada, y veia a papa con lastima, pero una lastima diferente, no lo supe explicar en ese momento, y antes de irme quize llenar un poco de esa necesidad que les dije, quize ver su miembro. Espere a que se incorporara y entonces lo vi, increible!!! Era un falo tremendo, quiza de 25 cm, largo, moreno, lleno de venas y erizados vellos canosos, aquella cosa le colgaba triunfante de su cuerpo, era como 5 veces rmas de la que Manuel me habia metido hace unos dias, sali de ahi apresurada. Cuando volvi a entrar a la casa como fingiendo hacerlo por primera vez, me tope con papa sirviendose una copa en el minibar…entonces lo pense: una copa a las doce del dia y una muñeca de latex para saciar su calentura…..papá si que estaba deprimido.
Pasó otra semana antes de que volviera a ver a Daniel, esa semana me había sentido algo incómoda en casa, papá cada vez perdía más el pudor conmigo, o me masajeaba los hombros, o desaparecían mis tangas, o hacia comentarios subidos de tono como:
-ay hija que apretado se te ve ese pantaloncito.
-hija no vayas a salir con ese escotazo, nada mas vas a andar causando erecciones por todos lados.
En otra ocasion tambien entro mientras me vestia, alcanze rapidamente a cubrirme las tetas con las manos, el no se apeno en absoluto, de hecho hasta se ofrecio para abrocharme el sosten, al final no lo deje ayudarme, pero cada que me vestia me aseguraba que el no andubiera por ahi.
Me estaba cansando, me sentia como una playmate viviendo con un puberto, papá era un verdadero depravado, lo aguantaba un poco por lastima otro poco, porque solo faltaban cuatro semanas para regresarme a Puebla.
Volvi a ver a Daniel un viernes, fue a buscar a papa para pagarle un dinero que le debia. El me saludo como si nada, yo unpoco mas nerviosa, estubo un rato hablando con mi padre y luego paso a retirarse, sali a la calle para alcanzarlo.
-oye…parece como si ni nos conocieramos…o ye te olvidaste de…
-no te he olvidado. Me interrumpio. Pero pense que no recordarias nada.
-pues ya ves que si…vas a alguna parte??
-nnnnno, porque?? No me digas que estas disponible hoy??
-claro….
El volteo hacia la casa, como para ver si mi padre no nos veia..
-esta bien. Ve por tus cosas te espero en el auto.
Subi por mi abrigo y le pedi permiso a papá, que ya estaba en su estudio trabajando
-ve con cuidado mi amor.
Ya en el auto hibamos platicando, Daniel era un tipo muy inteligente y educado, me llevo a su departamento, un lugar muy elegante, tambien tenia un minibar, una sala bonita y una vista muy linda hacia la calle, a diferencia de Manuel, daniel no penso en encamarme a la primera, charlamos, reimos y bebimos durante un buen rato, hasta que llego el momento, nos fuimos a su habitacion, la dinamica fue similar a como habia sido con Manuel, solo que Daniel no me follo por el culo, lo hicimos en tres posiciones distintas, una con mi culo en pompa y sobre la cama, otra de frente y la ultima lo monte, al final se corrio en mis tetas de nuevo, no hubo sexo oral ni nada, sin embargo habia sido mas hermoso, mas erotico, con mas amor, menos forzado, con Manuel habia sido para bajarme la calentura solamente. Al final quedamos desnudos en su cama, tapados y charlando, yo recargada sobre el, ya habiamos quedado en que dormiria con el esa noche y me llevaria a casa al otro dia, platicabamos de cualquier cosa, luego ya un poco mas tarde charlabamos de temas mas eroticos y fue cuando se me ocurrio sacarlo, sacar aquello que me molestaba por dentro….
-oye dani…
-dime….
Me levante y la sabana cayo, dejandome los pechos al aire, me levante porque lo que iba a decirle era importante, el tambien se dio cuenta y retrocedio, como quien va a recibir una noticia trascendente…No sin antes tocarme una teta…
-vaya…jamas voy a dejar de decirte como me gustan tus chichotas…
-espera esto es serio….Puedo confiar en ti verdad??
-claro linda….porque??.
Seguia sobandome mi teta derecha
-es que. Creo que mi padre…..bueno, como que….como decirte..
-que?, que le gustas?? Interrumpio el
-como lo sabes, te lo ha dicho??!!!
-bueno, tuvimos una platica de hombres hace una semana, el Esteban y yo.
-y que te dijo???!!! Dime!!!
-bueno…perdon que te lo diga, pero hablabamos de lo buena que estabas, de hecho el fue el que comenzo con la platica, yo no creia lo que oia, porque tu sabes..despues de todo tu eres su hija, pero esteban le seguia dando cuerda, luego esteban nos conto que el tambien esta loco por su hija…que tiene 16 años, nos conto que le roba su ropa interior y…..
-haber, haber….no te desvies. Que te dijo mi padre??
-ok. Tranquila. Jaja, la verdad no se si decirte, no por tu padre, que apenas y lo conozco..si no por ti
-creeme que no me ofendes dani, tu cuentame..
-bueno, aqui voy…………………..