Mi único amor

Ese dia me habia metido a la cantina a tomarme unas copas y al salir como a las 2 de la mañana, me sorprendio ver que sergio, junto con otros cuates de la palomilla me estuvieran esperando, sergio era un muchacho moreno, de 18 años, para mi era muy guapo y siempre habia sentido un atractivo especial por el, pero nunca me habia atrevido a decírselo, ya que el no presentaba ningun signo de que le gustaran los hombres, a veces el me desconcertaba ya que de repente me abrazaba, jugaba conmigo y luego pasaban dias y no me hablaba, pero ese dia con el valor de la copas me dije ahora o nunca, y decidi decirle lo que sentia.

Al llegar a la vecindad donde viviamos, le pregunte que si podia quedarse, que queria hablar con el, me dijo que si, nos despedimos de todos y al quedarnos solos le dije mira checo, no se como empezar, no te vayas a enojar, pero hay algo que ya no aguanto y que quiero que lo sepas, se me quedo viendo y me dijo a ver dimelo, lo mire a los ojos y le dije mira es que cuando te tengo cerca siento algo extraño dentro de mi, siento deseos de abrazarte, de besarte, de acariciarte, se sorprendio y me dijo cálmate, cabron que te pasa, a mi no me gustan los hombres estas mal, para mi eres mi amigo y ya.

Sin embargo yo insisti le dije que lo soñaba, que no lo podia apartar de mi mente y de mis fantasias, poco a poco fue poniendo menos resistencia, yo le pedi que por favor me entendiera le pedi que nos metieramos al terreno baldio que estaba junto a la vecindad en la que viviamos, me siguio como no queriendo y al llegar al final del terreno lo abrace, me separo, me volvi a acercar y le dije cierra los ojos no vamos a hacer cosas que tu no quieras, los cerro y me acerque para tocarle sus labios con los mios, no puso resistencia se los bese despacio, los mordi pase la punta de mi lengua sobre ellos, lo bese despacio haciendo cada vez mas intensa la caricia, lo abrace del cuello y el me abrazo de la cintura, esos besos, me hicieron estremecer, el ya no ponia resistencia, y cual no seria mi sorpresa al sentir que su lengua se introducia en mi boca, a lo que yo respondi, abrazándolo mas fuerte y metiendo mi lengua en su boca, senti sus labios suaves se los mordi se los bese y asi estuvimos un rato hasta que empezamos a juntar mas nuestros cuerpos y senti como tenia parada la verga, la tome con una mano y senti la gloria, se la acaricie encima del pantalón que rico era tener esa verga en mis manos le dije checo que rica verga tienes me gusta acariciarla, quiero sentirla en mis nalgas, no dijo nada solo me volteo y me abrazo poniendo su verga en mis nalgas, besándome el cuello al mismo tiempo que decia esto es lo que querias cabron pues siente mi verga en tus nalgas me apreto fuerte y me dijo te quiero coger, metértela toda, le dije lo que tu quieras papacito, pero antes déjame besártela, chupártela, mamártela, sin decirme nada me volteo, puso sus manos en mis hombros e hizo que me hincara.

De inmediato le baje el cierre de la bragueta y desabroche el cinturón baje sus pantalones, como en ese tiempo la costumbre era no usar ropa interior, de inmediato salio su verga, al verla solo pude emitir unos gemidos me abrace a sus piernas y empece a besarla, senti un liquido que le salia de la punta y me lo comi su sabor no me desagrado, segui besándosela hasta, llegar a sus huevos les pase mi lengua, los meti en mi boca.

Voltee a verle la cara y con la poca luz de la luna, pude ver que estaba con los ojos cerrados, y decia muy quedo asi cómetela, mámala que rico te la comes la meti en mi boca poco a poco, hasta que me la trague toda, me tomo de la cabeza y empezo a meterla y a sacarla, al tiempo que decia mámala chúpala, eso querias no?, Pues cómetela hasta que me venga en tu boca cabron, la saque un momento de mi boca y dije pero también me coges si papito? Por favor, no sabes cuantas ganas tengo de sentir esta hermosura dentro de mi, he aguardado mucho este momento asi que cojeme por favor si?, Me dijo esta bien pero primero te comes mi leche.

Con esa promesa segui mamándole la verga, que era uno de mis sueños, le bese las piernas los huevos hasta que de pronto se puso tenso me agarro muy fuerte la cabeza y senti como se venia dentro de mi boca, senti que sus chorros de esperma me llegaron hasta la garganta, al principio senti asco sin embargo estaba con el hombre que siempre habia querido y deseado asi que me los trague todos, le limpie con mi lengua su verga dándole unos besitos de despedida. Se quedo recargado en la pared estaba exhausto y respiraba muy aceleradamente, me puse de pie y lo abrace, paso su brazo por mi cintura y dijo muy cerca del oido “nunca pense que la mamaras tan sabroso”, dije papito por ti soy capaz de cualquier cosa, despues de hoy ya no me importa nada que no seas tu.

Me tomo de la cara y me beso, le susurre sergio, te quiero siempre te he amado.

Me siguio besando y me apreto muy fuerte contra su cuerpo, no decia nada pero yo presentia que le gustaba, despues de mas besos le dije, acuérdate que prometiste que me ibas a coger, al mismo tiempo que bajaba mi mano y le tomaba su verga, se la acaricie, y se puso tensa nuevamente, en ese momento me dio un poco de miedo de que me la metiera ya que al tenerla entre mis manos la senti muy dura, sin embargo solo de pensar sentirla dentro de mi, me excito aun mas, entonces me bajo los pantalones, me volteo y como yo tampoco usaba ropa interior de inmediato senti la tibieza y la dureza de su verga en mis nalgas, la paso por las nalgas, por las piernas, yo gemia de placer, hasta que me dijo agáchate para podértela meter, me agache y senti como la acercaba a mi ano, le dije antes déjame ponerle un poco de saliva para que me duela menos, me hinque la tome entre mis manos y me la lleve a la boca le unte saliva con mi lengua la bese nuevamente, me pare y le ofreci mis nalgas diciéndole ahora si papito hazme lo que tu quieras, la comenzo a introducir y senti como me iba separando las nalgas, al principio me dolio, le dije despacito, sin embargo el ya estaba muy caliente y no paro, de repente me la dejo ir de un solo golpe, senti como me desgarro el ano, pero al sentir esa verga dura, caliente adentro de mi, senti la gloria, el empezo a meterla y a sacarla, en ese momento se me salieron las lagrimas no supe si por el dolor o por haber cumplido mi sueño de hacerlo mio, me dijo levántate, me levante pero no me la saco, acerco su boca a mi nuca y dijo asi querias cabron?, Esto querias?, Al sentir su aliento me retorci y me movi empujando su verga hacia mi, dije si papacito eso queria que rico es tenerte dentro de mi, y segui moviéndome acariciándole las piernas, me apreto mas, me acaricio los pezones, pense que cojidota me esta dando, asi estuvimos un rato hasta que empezo a ponerse tenso y senti algo caliente dentro de mi, fue la cosa mas divina sentir como mi ano recibia sus espermas, el permanecio agarrándome de las caderas y apretándome contra su verga, yo no queria que la sacara y le decia asi, asi papito que rica cogida me diste, que cojidota, eres mio para siempre, sergio.

Poco a poco empezó a bajársele lo tenso hasta que la saco y dijo, puta madre que cojidota te di, sabes? Yo pense que tu me querias coger, no que yo te cogiera, eso era lo que querias? Si papito eso era lo que yo queria, durante mucho tiempo soñe que me lo metias, que yo te la mamaba, en las mañanas amanecia mojado solo de soñar contigo, muchas veces me masturbe pensando en ti, cuando me voy a bañar a los baños publicos me masturbo y me meto el dedo en el ano imaginándome que es tu dedo y que me vas a coger, pero todo eso quedo en sueños ya que hoy se hizo realidad, el dijo sabes que me gusto, vamos a hacer realidad tus sueños en los baños, solo dije papito lo que tu quieras, tu eres mi hombre., Me beso muy suave yo me abrace a su cuello lo senti muy pegado a mi me abrazo de la cintura y me apreto muy fuerte contra el, me dijo me gustas cabron nunca te lo habia dicho pero siempre me gustaste, no sabia interpretar ese sentimiento hasta el dia de hoy. Me beso, lo mire a los ojos y dije siempre te he amado, todo lo que yo he vivido han sido trivialidades, tu eres mi hombre y a ti solo te voy a querer.

Me dijo yo tambien descubri hoy algo que me tenia confundido y nos despedimos, llegue a mi casa y me acoste, no podia creer lo que me habia sucedido.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*