Crea tu cuenta gratis y disfruta de una semana de videos de primera calidad en PornHub Premiun

Juanse

Hola, soy Juanse tengo 21 años soy de Bs.As. 1,70 mts de altura soy mas bien delgado pero con una pancita cervecera, pelo corto, y peso aproximadamente 60 kg.

Siempre me gustaron los gorditos y musculosos, de hecho los delgados no atraen mi mirada me gustan que sean peludos y muy masculinos, no me gustan las locas, soy activo y by sexual

Desde chico me atrajo mi hermano mayor de 40 años, alto, gordo, con unas pierna y una cola terrible, siempre jodiamos y él me tocaba el culo o la verga por sobre la ropa como yo hacia lo mismo también pero todo en joda, el es casado mientras que yo soy soltero y sin novia, porque también me gusta mucho curtir con mujeres.

Nunca le havia visto la verga mas que por encima del slip, mientras que a mi no me importaba andar desnudo delante de él porque de hecho era mi hermano, ¿que podía pasar?, Hasta que un día el andaba mal con su esposa y decidió tomarse un tiempo y se vino a vivir a mi casa, estaba triste y yo intentaba consolarlo, después de tomar unas cuantas cervezas le dije mañana nos vamos a pescar y el acepto, nos fuimos a dormir en la misma habitación pero en distintas camas hacia calor además de el alcohol ingerido, se desnudo y quedo solo en calzoncillos slips, yo hice lo mismo pero no podía dejar de mirarlo y me estaba haciendo los ratones, mi pija ya estaba re parada pero no me quería zarpar, entonces desperdicie la oportunidad, y me fui a dormir yono pude pegar un ojo en toda la noche fantaseando.

Al otro día nos levantamos desayunamos algo y nos fuimos a un balneario a pasar 2 días, íbamos en el auto y en medio del camino le digo que se detenga en una estación de servicio para ir al baño, entro al baño y me pongo a mear y él aparece y se pone a mear al lado mío mientras él meaba y se descontracturaba del viaje yo haciéndome el boludo giro la vista para espiar un poco mas y veo que el viaje y las ganas de mear se la había puesto algo dura y le digo “epa que paso” en tono amigable, y el me dice y bueno es la naturaleza del hombre.

Boludeamos todo el día al llegar al camping después de comer algo y charlar de los problemas de cada uno, y estar en la playita mirando y hablando de mujeres al caer la tarde le digo -che yo me voy a duchar- a lo que él responde -espera que bamos los dos- íbamos caminando para las duchas y elogiando los cuerpo de las mujeres en bikini de la playita, entramos al bestuario y estaba lleno de machotes duchándose, yo al ver todos esos cuerpos mojados desnudos y esas porongas colgando estaba que no daba más, quedaron un par de duchas libres y allá fuimos uno al lado del otro, las duchas no eran individuales asi que era una delicia ocular, yo estaba re cachondo y era la primera vez que lo iba a ver completamente desnudo, para mi sorpresa este al sacarse la bermuda veo sobre los interiores que también estaba medio excitado (yo creía que era por las mujeres de la playa) yo no me animaba a desnudarme porque iba a quedar al descubierto mi pija completamente erecta, al mirar a mis costados parecía que el tiempo había pasado volando porque solo quedábamos en las ducha mi hermano y un oso hermoso y un musculoso, yo tímidamente me saque la ropa y apareció mi verga parada a lo que mi hermano dijo -que te paso hermanito te calentaste con algo -mientras se enjabonaba su verga, (como burlandose) yo sin aliento no sabia que contestar y no quedar como una loca, en ese momento a él no le importó los otros osos y me agarro de la verga y me dijo -hace rato que te tengo ganas- y me puso un beso de osos en la boca, fue algo inexplicable, luego reaccione y me di cuenta que los oso nos estaban mirando y no me importo, entonces lo abrase y le agarre su pija ya erecta a lo que el exclamaba gemidos de placer le empece a chupar la tetillas de a una por ves mientras con una mano le pellizcaba la otra y con la otra mano le estaba haciendo la paja, él también me chupaba las tetillas y me tocaba el bulto, pero para mi sorpresa yo comencé a sentir mas manos que me tocaban, levanto la vista y eran los dos osos que se sumaban a la fiesta, (al tenerla re parada mi hermano le calcule aproximadamente unos 20cm y unos 6 de diámetro era una pija hermosa, la mia no sobrepasa los17 cm y 5 de ancho) Diego así se llama mi hermano comenzó a besarme el cuello y fu bajando lentamente para detenerse en mi falo, mientras uno de los otros osos el de mayor edad super redondito con unas nalgas re peluditas, comenzó a besarme desenfrenadamente, el otro super musculoso con pelos en el pecho y sus piernas como dos pilares de duras comenzó a tocarle el culo a Diego mientras se sobaba la pija, yo estaba en un estado terrible, con mi hermano haciéndome un terrible pete y dos osos mas era algo alucinante, pero mi conciencia regreso y les dije en vos alta paren paren, puede llegar mas gente (aloque respondieron como un coro “mejor”), porque no vamos a las carpas, pero solo padiamos ir a la nuestra porque los otros osos estaban en el camping con sus respectivas parejas, así que nos vestimos así nomás y nos fuimos a nuestra carpa, todavía no havia anochecido, así que se podía ver perfectamente adentro de la carpa, al entrar nos sacamos los short y quedamos completamente desnudos, yo deseándolo a Diego me lanzo contra él mientras Hernán y Jorge (esos eran sus nombres, Hernán el oso, y Jorge el musculoso) se empiezan a conocer, luego de recorrer todo el cuerpo de mi hermano con mi lengua y labios me detengo en su verga para empezar a mamársela, primero le daba unos pequeños besitos, luego saque mi terrible lengua y se la empece a pasar por el borde de la cabeza a lo cual este exclamaba de placer después lo introduje completamente en mi boca y empece a succionarlo cual asmático al ventolin, mientras le tiraba la goma fui inspeccionando con mis dedos su agujero el gordito me agarraba la nuca y acompañaba mis movimientos y exclamaba
Así juanse, así que bien que la chupas.

No estuve mas de 5 minutos succionando que me lleno la boca de leche y subí a besarlo y compartir su leche con él, nuestras lenguas se confundían con la biscosa sustancia.

Por otro lado Hernán y Jorge estaban en un 69 terrible.

Luego Diego me empieza a chupar la pija me tira el prepucio hacia atrás y comienza a salir el liquido preseminal y dice -Mmmm que rico- y se zambulle tratando de hacer lo mismo que yo le hice a él, mientras que yo estaba sentado en el piso de la carpa él estaba en posición de perrito a lo que Hernán se coloca detrás de él y le empieza a dar un beso negro, y Jorge se arrodilla a un costado mío para que yo le practique una muy buena mamada, después de que Hernán lubrico bien el orto de Diego este se acuesta boca arriba y dice Juanse rómpemelo, yo sin dudarlo y con la verga re lubricada por su mamada me coloco entre sus pierna y le abro las piernas y le meto de apoco un dedo y apoyo mi verga en su agujero, saco el dedo y empujo la verga despacio para que se valla ambientando, ya pronto siento como la cabeza de mi verga atraviesa esa cueva y empiezo amoverme con mas rapidez, mis huevos se golpeaban y los pelos de mi pubis chocaban contra su piel, él estaba excitado y mientras me lo cogía lo pajeaba, al instante acaba otra vez pero en mi pecho, esto me éxito muchisimo y largue mi primer chorro llenando sus entrañas de leche, al sacarlo Jorge acerca su boca a mi pene y limpia todo lo manchado, mientras que Diego le empieza a chupar la pija a Hernán.

Diego Después de descansar un rato y contemplar como yo me cogía a Hernán y este le tiraba la goma a Jorge se sumo a nosotros y se escupió sus 20cm, lo dio vueltas a Jorge y se lo emperno, Jorge gemía de placer mientras se hacia una paja que luego de un rato me mancho la espalda de leche, yo seguía cogiendo con Hernán y al momento de acabar saco mi pene y le acabo en la boca nos besamos y me dedico a mamarle la verga a Hernán era una verga pesiosa cuasi 22 cm toda llena de venas y muy gordita se la lubrique y Diego se sentó arriba de ese pedazo de carne, mi hermanito gemía como un condenado, hasta que le llenaron el orto de semen.

Estabamos agotados y transpirados los cuatro y nos dimos cuenta que ya había pasado mucho tiempo entonces Hernán y Jorge se vistieron y se fuero otra ves a las duchas para asearse nuevamente ya que sus esposas iban a sentir el tremendo olor a hombre y sospecharían.

Diego y yo nos quedamos besándonos y nos dormimos abrasados como dos osos en su cueva.

Esta no es una historia real, pero me encantaría que lo fuera.

Los que me quieran escribir para tener sexo casual escríbanme a juanse41@yahoo.com.ar

Ya saben como me gustan los osos, yo soy activo no pasivo.

Espero que les haya gustado mi historia y díganme que les pareció.

Mejora la calidad y duracion de tus erecciones con Vigrax


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*