Crea tu cuenta gratis y disfruta de una semana de videos de primera calidad en PornHub Premiun

Las aventuras de Laura

Hola me llamo Laura Angelica, soy una chica de México , les quiero platicar de una de mis aventurillas; un sábado por la mañana estaba yo trabajando y me metí al Chat, estuve platicando con algunas amigas, en eso estaba cuando me contacto un hombre, me agrado su forma de abordarme y con eso estuvimos platicando como dos horas en el chat, me agrado mucho su platica además del hecho de era mayor que yo (me encantan mayores) pues yo tengo 36 años, total que en la platica me pidió que nos viéramos por la noche ese mismo día , estaba yo tan a gusto con el que accedí, en cuanto salí de trabajar me fui de compras, yo ya tengo mucha ropa y cosas en casa, pero quise estrenar algo nuevo, total que salí del centro comercial y me fui a mi casa, en esos días tenia la casa para mi sola, llegue saque las cosas que había comprado, y me fui a darme una ducha, quería estar completamente limpiecita para mi hombre, ahí estaba yo en la regadera y aproveche para depilarme algunas partes de mi cuerpo, ya que estaba lista salí y comencé a arreglarme, primero me puse una tanga negra de hilo dental (eso si me monte, para que no se notara mi paquetito) un brasier negro, un liguero negro con medias color juvenil y una faja negra para acentuar mi cintura, de ahí empecé a maquillarme lo mas sexy que pude, me aplique la base de maquillaje, continué con mis ojos colocándome las sombras, el delineador y por ultimo el rimel, que por suerte tengo largas y chinas las pestañas, ya después continué delineando mis labios y colocándome el lápiz labial, ya por ultimo me puse el rubor.
Ya que estaba totalmente maquillada comencé a ponerme una de mis pelucas, estuve probando varias para ver con cual podría yo sentirme mas atractiva para mi hombre, total que escogí una de rayitos medio ondulada no muy larga debajo de los hombros, me encanto como me veía vestidita en ropa interior, bien maquillada y peinadita, luego seguí con los accesorios, aretes, colguijes, y pulseras, además de anillos, ya después comencé a probarme vestidos, faldas y blusas, hasta que encontré un conjunto amarillo mostaza tipo secretarial con una falda a medio muslo que me pareció bastante atractivo, eso si nada vulgar, pues parecía que venia yo de la oficina como buena secretaria, ya después para terminar escogí unas zapatillas cerradas de tacón de aguja de 10 cm, total que estaba yo como una reyna, normalmente me tardo en arreglarme como una hora, pero ese día puse mucho empeño en mi arreglo así que me tarde como 3 horas en quedar preciosa , así estuve hasta que me dio la hora de que saliera a mi cita, ya para entones era ya de noche , así que tome mi bolso como buena chica con todo lo que una chica necesita.
Ya en la puerta de mi casa me asome para ver que no hubiera ningún vecino por ahí, salí y tome mi auto y emprendí el camino, me sentía como toda una princesa manejando viendo como se me subía la falda cada vez que metía el clocth (la verdad de noche si paso como cualquier chica) total que llegue al punto de mi encuentro y estuve esperando un rato y llego el, se bajo de su auto y se acerco al mió, aunque no había mucha luz, el se asomo a mi ventanilla y me saludo, me dijo que me veía muy linda, ya de ahí nos fuimos cada quien en su auto a un motel que estaba cerca de ahí, entramos y yo metí mi auto a la cochera, el como buen caballero lo dejo fuera, el se acerco al encargado y le pago, nunca se dio cuenta de mi condición, ya cerro la cortina y yo me baje del auto, no sin antes enseñarle algo de pierna (dicen que tengo unas piernas muy bonitas) total que ya me vio con luz y se me acerco y me saludo de beso, se quedo atónito, dijo que me veía guapísima, ya después de eso nos dirigimos a las escaleras que nos llevarían al cuarto, el venia detrás de mi y me di cuenta que me venia viendo las nalgas y se le notaba la excitación a leguas, ya estando dentro nos sentamos en un sillón comenzamos a platicar y saber uno del otro, me trato excelentemente, como cualquier mujer que esta en espera de que la seduzcan, mientras platicábamos nos fuimos acercando mas y mas hasta que después de un rato el ya me estaba acariciando las piernas, decía que me veía súper femenina con mis piernas cruzadas invitándolo a que las acariciara, después comenzamos a besarnos cada vez mas intensos y con mas pasión, el me metía la lengua y yo a el, lo estábamos disfrutando mucho ya con la excitación me monte encima de el y comencé a desnudarlo, me hinque frente a el y le saque aquel bulto que deseaba desde entramos al cuarto, era una verga como de unos 17 cm, eso si muy gruesa, comencé a chuparlo, lamerlo y a mamarlo muy rico lo disfrutamos ambos al máximo ya después de un rato de saborearlo así, el me levanto y se coloco detrás de mi, me beso el cuello, las orejas, me acariciaba deliciosamente los pechos y comenzó a restregar toda su verga en mi trasero, me puso contra un espejos de cuerpo entero del cuarto, mientras disfrutaba como me la restregaba yo me veía en el espejo, veía mi cara llena de placer al mismo tiempo que veía la cara de el y lo estábamos disfrutábamos muchísimo, ya luego el me cargo y me llevo a la cama, todavía estaba yo vestida completamente, el me recostó y me comenzó a quitar la blusa y la falda, me quede en ropa interior, nos seguimos besando y acariciando en la cama, me incline hacia su bulto y se la seguí mamando rico ya después de rato el me volteo y me puso de perrito y comenzó lamerme mi culo y empezó metiéndome los dedos para dilatarme, yo estaba que me retorcía de placer, sentía riquísimo como iba explorando mi culo ya después se coloco detrás de mi y puso la cabeza de su verga en la entrada de mi culo, que ya para entonces estaba enorme, dura como piedra, empezó meterme esa verga que yo ya anhelaba, que pedía a gritos que me la diera, yo ya estaba bien excitada y entro solita, como si siempre hubiera estado esperado a esa rica verga, empezó a meter y sacar yo me seguí retorciendo, gemía, jadeaba y gritaba de puro placer, mordía la sabanas por la misma desesperación, el estaba que ardía lo mismo que yo, cambiamos de posición varias veces, una de esas me tenia empinada en la cama y el se monto arriba de mi aforrándose a mis caderas, sentía como me penetraba, estaba yo que ardía, estaba yo en la gloria sentía que me partía en dos, pero no quería dejar de disfrutar toda esa carne que tenia dentro, le pedía mas y mas, le decía cosas como: “ así mi amor, dámela si papi, la quiero toda dentro, no dejes nada afuera, mmmmmmm, aahhh, me matas corazón ” sentía como sus huevos golpeaban en mis nalgas cada vez que entraba en mi, así seguimos hasta que el estaba a punto de terminar, se aferro mas a mis caderas cuando estallo dentro de mi y me lleno de leche todo el culo, yo estaba también a punto de llegar al sentir toda esa leche hirviendo e invadiéndome por dentro, me derrame a chorros, estábamos exhaustos y bien sudados ya después nos quedamos un rato en la cama abrazados y besándonos, me sentía yo plena, dichosa, satisfecha de haber disfrutado y hacer disfrutar a todo un hombre.
Ya después comenzamos a vestirnos yo estaba en espera de que me dijera que nos volviéramos a ver y así fue, el me dijo que tenia mucho tiempo de no disfrutar a una hembra tan entregada como yo, eso me encanto y me le colgué del cuello y lo seguí besando, ya después nos despedimos y nos fuimos de nuestro primer nido de amor, las demás veces ya son otra historia…….

Besos y cuídense.

Laura Angelica

Mejora la calidad y duracion de tus erecciones con Vigrax


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*