Crea tu cuenta gratis y disfruta de una semana de videos de primera calidad en PornHub Premiun

Otra compañera de trabajo

Deberas que uno tiene suerte cuando ya esta por casarse, estaba en mi oficina y una compañera me visitaba mucho y iempre se ponia detras de mi silla como para darme un masaje de hombros, nunca note nada extraño, hasta eun dia antes de marcharme de vacaciones en las cuales me casaria….. Entro a la oficina, cerro la puerta y comosiempre fue a darme unos masajes de hombros y de pronto la note sus manos bajar por mi pecho y acariciarme o masajearme de más, y me dijo al oido,
– Voy a extrañar darte estos masajes porque ya vas a estar casado-

y se pude delante de mí, yo todavia estaba sentado y con un nudo en la garganta, solo pude decir

– yo tambien-

y la tome de las nalgas que era lo que me quedaba a mi alcance, no sabia si me iba a soltar un golpe o le iba a gustar, pero ella no me dijo nada ví como le dio gusto que mis manos la acariciaran y se safó de mi y se fue a la puerta, antes de llegar a la puerta la intercepté , la voltié y le agarre sus tetas y la bese en el cuella, ni yo mismo me la creia, y ella esta super excitada me decia, se tuvo que calmar un rato para poder salir de ahí sin que lo notaran alguien.

Regresamos de vacaciones y yo ya casado , pero sin dejar de pensar en esas tetas y culo que se me ofrecian , y asi eguimos dandonos nuestras calentaditas hasta que un dia llegue a su casa en la noche , antes de entrar le hable por telefono a lo cual me contesto que saldria cuando los niños se hubieran dormidos, y si, como 1 hora despues salio y nos fuimos a dar un
paseo cerca de su casa, compramos unas bebidas y nos fuimos a su casa a tomarlas, etando ahí ella s epuso alegre y se me acercaba y se insinuaba cada vez mas, hasta que ya no puede y la tome del brazo y la tire al sofá, empezamos las caricias y ella me pidio que ahí no, que fueramos al otro cuarto , ahí ella tenia un colchon en elk suelo (me imagino que para lo que
se ofreciera) nos desvestimos, acariciamos, y al estar introduciendo mi miembro en ella, le provocaba dolor porque decia que el de su marido era mas pequeño , y que no estaba acostumbrada a uno más grande, asi que tuve que hacerlo con delicadesa al principio, Nos dimos tremendo revolcón, porque eran las ganas de hace ya tiempo que nos traiamos y ademas en la infidelidad se sabe más rico… Me despedi de ella y me fui a mi casa sabiendo que más adelante seguiria teniendo ese cuerpo para cuando se me ofreciera algo fuera de casa.

atte.
Rigo

Mejora la calidad y duracion de tus erecciones con Vigrax


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*