Crea tu cuenta gratis y disfruta de una semana de videos de primera calidad en PornHub Premiun

Los grandes almacenes

Aquel dia, recibí una llamada perdida de mi ama. Yo estaba trabajando, pero busqué un momento para devolverle la llamada y ver que solicitaba mi señora. La llamé, y despues de presentarle mis respetos y mostrarle mi sumisión y obediencia, esperé sus ordenes. Sin apenas pausa,mi ama me dijo que tenia ganas de ir de tiendas, quizas a comprarse algo de ropa para la temporada de otoño, y necesitaba un esclavo para llevar los paquetes. Que me esperaba mañana a las 6 de la tarde en las puertas del Corte Ingles.
-Como ordene sra, allí estaré puntualmente- le respondí sin rechistar. Tras lo cual colgó, dejandome un poco preocupado, que deseaba mi ama? iriamos a un lugar público…..
Al dia siguiente antes de las 6 yo ya estaba en la puertaq del Corte Ingles, esperando, algo inquieto. A les 6 y 5, aparecció mi ama, descendió de un taxi, y se acercó hacia mi. Elegante como siempre, llevaba unos zapatos con un alto tacón de aguja que me hizo suspirar. Se acercó a mi, y sin decir palabra me tendió la mano, que bese sumisamente, y me entregó la bolsa que llevaba para que la cargara. Tras lo cual, siguió adelante, entrando en los almacenes. Yo la seguí a solo un paso de distancia.

Subimos por las escaleras mecanicas, hasta que ante mi sorpresa nos detuvimos en la planta de caballeros. En esa planta aunque mayoritariamente habia hombres vendiendo y comprando, tambien vimos muchas mujeres buscando ropa y algunas dependientas.

Mi ama entonces mi dijo -vamos a ver si encontramos algo para ti perro- y fuimos hasta la seccion de deportes, y mi ama empezó a buscar un par de bañadores para mi. Ante mi sorpresa, vi que cogia tallas pequeñas.- Vamos entra en el probador , sacate los pantalones y el slip y ponte este bañador-
Obedecí. Y entré, me desnudé …..y entonces mi ama entreabrió la cortina, de manera que las personas que pasaban por delante podian ver sin esfuerzo como yo intentaba ponerme un bañador demasiado pequeño para mi talla.
Mi ama sonreia perversamente ante mis dificultades y mi turbación al ser observado por la gente que pasaba.
Cuando por fin conseguí meterme dentro de aquel bañador, que dejaba notar el bulto de mi polla semierecta por la situación, mi ama llamó a una de las dependientas para que se acercará y le diera su opinión sobre el bañador y como me quedaba. Cuando las vi a las dos abriendo la cortina y mirandome, casi me caigo del susto. La dependienta, casi sin quererlo bajo su mirada a mi entrepierna y enrojeció, balbuceó algunas palabras sobre la talla, y se fue a por un bañador mas grande.
-Sacate ese bañador ahora- me ordenó mi ama,-para que cuando vuelva la chica te encuentre desnudo-
Y asi fué cuando la chica volvió, con el bañador y se acercó al probador, yo estaba toitalmente desnudo. Ella sonrió con complicidad a mi ama, le entregó la prenda y se marchó sin dejar de sonreir.
Tras ese episodio, me volví a vestir y salimos de esa sección. Pensé que ya habiamos terminado, pero no, aun faltaba lo mejor…..
Subimos a la planta de moda femenina. Allí si que habia mujeres, muchas mujeres, buscando entre las ropas, probandose, dependientas atendiendo a las clientes, etc.
Mi ama,buscó una falda y una blusa para ella, y seguida por mi se dirijió a un probador.Entró, y me hizo entrar con ella. Era un probador amplio, de esos que tienen como un pequeño banco dentro para sentarse o para dejar las prendas que se llevan.
Allí empezó otra historia. Primero mi ama me hizo arrodillar y besarle los pies. Lo hicé, esperando que en aquel momento no entrara nadie….
Luego me ordenó que le desabrochara la blusa que llevaba y se la sacara, para ponerse la nueva, que tambien debia poner y abrochar yo.
Cuando la tuvo puesta, llamo a una dependienta, una mujer madura, con una mirada de morbosa que la delataba. Entró y sin asombrarse de encontrarme allí, comentó con mi ama que le quedaba bien aqauella blusa. Mi ama le mostró la falda, y le pidió su opinión sobre el conjunto. La dependienta le dijo que le caeria muy bien ya que la combinación de los colores era muy lograda. Que se la pusiera y entonces veriamos el efecto con el conjunto puesto.
Mi ama, entonces, dirigiendose a mi me ordenó -vamos perro! ya has oido a la señora dependienta, sacame esa falda y ponme la otra. La mujer sonrió con un brillo de morbo y malicia en sus ojos, sin moverse del sitio, mientras yo terriblemente humillado, empezé a desabrochar la falda. Tambien tuve que arrodillarme para sacar sus zapatos de tacón para poder bajar y sacar la falda, despues de eso, cogí la nueva se la pusé y otra vez de rodillas para ponerle de nuevo los zapatos.
MI ama se contempló en el espejo, mientras la dependienta no dejaba de mirarme a mi.
Mi ama entonces le dijo- que le parece? me queda bien?-y luego, como ella no dejaba de mirarme- le comentó, si ya ve, es mi mayordomo, mi esclavo, vaya. Lo uso para todo, me lleva los paquetes, me sirve, etc, etc….y pobre de el si no obedece o se porta mal.
Mi ama que aquel dia estaba generosa, le dijo -si quiere de lo puedo prestar un ratito; ya verá, sientese aqui, y descanse. Supongo que despues de todo el dia de trabajo, yendo para arriba y para abajo , atendiendo a la gente, estará cansada…tendrá los pies destrozados…verdad?
-La verdad, es que si, acabo el dia con los pies hinchados, hechos polvo, y con estos zapatos….-
-Juper, ya sabes lo que tienes que hacer, complace a esta señora con uno de tus masajes-
Yo no podia creer lo que mi amame ordenaba, pero sabia que debia obedecer. Me arrodillé ante la dependienta, y empeze a besar sus zapatos. Luego le cogi un pie, le saqué el zapato,y empecé a besarle el pie. Estaba sudado y olia un poco, pero seguí besando. Empecé a lamerlo de arriba a abajo. Y luego a chuparlo, la planta, el empeine…y los dedos, uno y otro, mas y mas, chupando y lamiendo…….
Luego cogi el otro pie, y lo mismo. Le saqué el zapato y empece a besar, lamer y chupar…los dedos..uno a uno…todos a la vez…..me ponia casi todo el pie dentro de la boca y lo humedecia con mi saliva…..
Ella empezó a suspirar…a gemir……cerró los ojos…..y se relamió los labios con la lengua. Mi ama miraba  tranquilamente, consciente de su poder sobre la situación y sobre mi.
Segui lamiendo, mientras la dependiente deslizó su mano por debajo de su falda, y empezó a tocarse por encima de las bragas…..empezó a masturbarse…..mientras yo le chupaba los pies y mi ama la miraba. Parecia que llevaba mucho tiempo sin esa experiencia por que al poco rato estalló en un gran orgasmo que la sacudió de arriba a abajo.
Entonces mi ama me separó de sus pies, y le dio un papel con su numero de telefono. -nos volveremos a ver- le dijo. y cogiendo los paquetes salimos del probador.
Fuimos a la caja, donde mi señora pagó, y en voz alta dijo -lleva las bolsas esclavo- y asi salimos de los grandes almacenes. Ella delante….y yo detras con las bolsas encima y la lengua y la boca secas de tanto lamer los pies de la dependienta.
Juper
Mejora la calidad y duracion de tus erecciones con Vigrax


Un comentario en “Los grandes almacenes

  1. que humillante y asqueroso es esto yo le ccorto la cabeza ahi mismo a una mujer asi. no se si esto en la realidad se da pero me dio asco que una persona se deje humillar asi

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*