Crea tu cuenta gratis y disfruta de una semana de videos de primera calidad en PornHub Premiun

El concierto de Britney / Segunda parte

El siguiente es un relato ficticio, inspirado en una persona real, lo que de ninguna manera quiere decir que esto haya ocurrido. Es mas, esto no ocurrió jamas, salvo en la imaginación del autor del relato, y debe ser entendido como una situación ficticia.

Britney jadeaba de placer. Mientras mi polla dejaba regueros de semen en su boca, sus orgasmos eran cada vez más intensos. Mi boca chorreaba su flujo, denso, suave y caliente… Cuando tuve el último orgasmo, me levanté súbitamente, aún con la polla erguida.

Britney se asombró de mi reacción, y la vi ahí, completamente desnuda, tumbada sobre el diván, con las piernas abiertas, sus preciosas y redondas tetas cubiertas de semen, sus labios inundados en él.. su coñito con mediana pelambrera absolutamente regado en sus flujos y mi propia saliva. Sus hermosos muslos completamente mojados; su cuerpo lleno de chupetones y lametones, inclusive el tatuaje chino hallado poco más arriba de su triángulo púbico… Brit aún gemía de placer, y quería ma·s de mi pene, nuevamente renovado y completamente enhiesto. Se sentó sobre el diván, con los pies apoyados en el suelo y sus manos sobre sus muslos. Me dejaba a la vista sus erguidos pechos, sus duros pezones y su prominente chochito, que rozaba la mojadísima sábana que cubría el lecho.

Se acercó restregando su rajita por la sábana… me tomó la polla desde la base y la guió de nuevo a la cueva que hasta hace unos segundos había estado. Mi glande estaba en su espléndida garganta, aquella que habÌa sido nominada por tres veces a los grammys, mientras su culito latía de ganas de pene.

Una vez me hubiera provocado el éxtasis de nuevo, se giró cual leona amaestrada, y mostró sus imponentes nalgas, en forma de pompa, y sus lustrosos muslos para que mi falo se levantara de nuevo en explosión súbita.

Totalmente excitado me acerquéa ella, agarré las tetas má·s codiciadas del mundo, notando sus impresionantes pezones, y guié mi miembro hasta su ano, aún virgen y de estrechas dimensiones. Afortunadamente, mi polla estaba bien cubierta de semen, saliva y flujo de la vagina de la princesa del pop. Y su culito estaba dilatado, exaltante ante la llegada inminente de dolor y placer. Primero, le metí el glande, poco a poco, mientras notaba sus jadeos y suspiros suplicantes.

– Métela, métela sin piedad – decÌa ella

Le tomé de la palabra. Introduje mi miembro poco a poco en cada estrecha pero dulce gruta, notando como los flujos que cubrÌan mi polla hacían de vaselina para que mi Britney sufriera lo menos posible… Se le oían susurros estertóreos de placer y dolor, pero no se quejaba… llegué a introducirsela hasta que mis testículos tocaron plenamente sus nalgas, sus hermosas, grandes, duras y tiernas nalgas. Yo seguía capturando sus tetas, y ella habÌa comenzado a masturbarse, a pasar el dedo por su increíble y maravilloso chochito, de labios prominentes y siempre erecto clítoris.

Comencé a moverme rítmicamente, al son de la melodía de Baby One More Time, llegando a las embestidas más virtuosas cuando la canción (ubicada en mi mente) afirmaba a través de la garganta más virtuosa del planeta: “hit me one more time”…

Mientras embestía su trasero, masajeaba sus senos con una mano, acariciaba su musculada barriga, y le ayudaba en su faena de llegar al orgasmo a través del toque de su rajita. Así llegó al éxtasis en poco tiempo, pero yo aún no había explotado en su ano… y decidí seguir a mis anchas… Ella no sólo no protestó, sino q comenzó a cantar como pudo “Oops… I Did It Again”… eso no hizo sino ponerme más cachondo todavía y comencé a notar como mi miembro empezada a disparar semen a espuertas. Tanto disparó, que a pesar de haber tenido ya incontables orgasmos con la verdadera princesa de la música, su recto se llenó y rebosó el cremoso líquido hasta inundar de nuevo mi miembro, aún ubicado entre sus nalgas.

Britney debía irse ya. Cuando me lo dijo, fue una pena increíble. Debía regresar al aeropuerto, para tomar un avión a Las Vegas, donde actuaría mañana mismo en la noche. Pero, antes, le supliqué si podía acompañarla a ducharse, y bañarnos juntitos…

Continuará…

britneysex5@hotmail.com

Mejora la calidad y duracion de tus erecciones con Vigrax


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*