Crea tu cuenta gratis y disfruta de una semana de videos de primera calidad en PornHub Premiun

Envia tu relato

Puedes enviarnos tu relato por mail, a sexycuentos @ gmail.com

Recuerda:

Lo ideal es que lo envies en formato .doc

Aclara en el asunto del mail cual es la sección donde crees que debe publicarse

No olvides ponerle un titulo

Cuida la ortografia lo mas que puedas

Tomate tu tiempo para escribirlo, desarrollalo, que tenga una extension de mas de 10 lineas

No pongas nombres y apellidos ni datos personales de nadie, una vez publicado el relato no se borrara

No me mandes pedofilia

 

Mejora la calidad y duracion de tus erecciones con Vigrax


68 comentarios en “Envia tu relato

  1. El Trombonista

    En la secundaria asistía a una escuela sólo para hombres. Era toda una lucha contra mi miembro durante las duchas, luego de la clase de gimnasia. Se paseaban por esa pasarela húmeda apretados culos, paquetes enormes y los hombres más bellos.

    Yo era parte de la orquesta sinfónica de la escuela, de hecho, un miembro más o menos consagrado. Intimidaba a la mayoría de mis compañeros músicos, pues soy de actitud muy seria, lenguaje solemne y de tema filosófico y complejo. Sin embargo yo no me sentía superior ni nada parecido, al contrario, me divertía reflexionando sobre la imagen que proyectaba, puesto que los que me conocen saben que soy de carácter muy afable y jocoso con los amigos. Entre los que intimidaba estaba un trombonista de 17 años que me llamaba mucho la atención. Era un macho hermoso, increíblemente desarrollado para su edad; era musculoso y rellenito, como rugbysta, de menor estatura que yo y como achatado, la cantidad de vello corporal era impresionante, los pelos del pecho le desbordaban la camisa, y parecía que la barba le crecía durante el día. Sin embargo su cara era muy dulce; ojos verdes y de párpados caídos, cejas rectas, labios gruesos, nariz recta y pequeña, de fondo una piel morena y dorada, toda esa obra de arte enmarcada por una cara redonda pero de menton y quijada agresivos y cubierta la cabeza por un cabello ondulado, corto y castaño oscuro. En conclusión, un espécimen exótico, bellísimo y escaso.

    La única vez que hablamos lo hacía con un respeto que me divertía, y a la vez me calentaba, pues era toda una paradoja tener a un macho recio besándote los pies. Lo miraba y fantaseaba todos los ensayos, los más discreto que podía.

    Un día sucedió algo maravilloso. Vi al hombre en las duchas completamente desnudo. No pude evitar la erección y tuve que sentarme y cubrirme con la toalla. Tenía un culo apretado, grande y redondo, las piernas enormes, musculosas, con esa típica pelota en las pantorrillas; El pecho gorilesco y fuerte, una barriguita discreta, los brazos gruesos y musculosos, la espalda ancha, un pene grueso, unas pelotas grandes y todo lo anterior cubierto de abundantes pelos negros.

    Desde ese día me masturbé todas las noches pensando en ese exquisito gorila.

    A finales de año hacía un calor terrible. En uno de esos días de verano, un Sábado, fui a la escuela para el ensayo acordado. Cuando llegué solo estaban el gorila y un violinista. Este último hablaba por teléfono con el director de orquesta, y al momento nos informó que el ensayo se había suspendido y que eramos los únicos no enterados. El violinista se fue, el gorila se quedó alegando que tenía que ensayar y yo le seguí. Ahí estábamos los 2 ensayando, hasta que decido pararme y hablarle. Lo notaba tímido. Andaba vestido con bermudas, camiseta sin mangas y sandalias, así que podía observar bastante bien ese enorme cuerpo. Le pregunte si practicaba algún deporte adulando sus musculosas piernas y me respondió que sí, que practicaba rugby. Seguimos hablando estupideces, hasta que noto su short tensado por una terrible erección. No me lo esperaba, parecía 100% hetero. No lo pensé 2 veces y me lo comí a besos. Estaba muy sudado, y ese olor me calentaba como volcán. Comencé a recorrer con mis manos ese cuerpo peludo y duro, lamí sus tetas, y bajé hasta llegar a su pene. Ahí comencé a devorar esa enorme polla hasta que el hombre no pudo más y con un rugido bestial llenó mi boca con su viril néctar. Nos besamos con esa esencia varonil y nos acostamos en el suelo completamente sudados. Me acomodé en su regazo y nos acariciamos hasta quedarnos dormidos.

  2. Me coji a Mi vecina Bianca
    Todo empezó hace un par de meses cuando mi vecina Bianca empezó a quedarse más tiempo sola en su casa debido a que su marido consiguió un nuevo empleo fuera de la ciudad y sus 2 hijos asisten a la escuela por las mañanas. Bianca es una madurita de 35 años, no es una súper modelo pero para muchas pijas aun, mas la mia, ella es morena de pelo liso, tetas algo chicas pero paraditas aun, un par de gruesas y lisas piernas y un trasero de infarto, grande y paradito a pesar de sus hijos y del largo tiempo de estar casada, pues Bianca vive en la casa de enfrente a la mía, yo tengo 23 años, soltero, estudiante universitario y no mencionare mi nombre.
    La verdad desde hace mucho tiempo ella me llamaba la atención pero por desgracia todo era normal, nada más que relación de vecinos. En una ocasión un Domingo una mi tía organizo una fiesta a mi prima e invito a Bianca y su familia, la fiesta fue por la noche, recuerdo bien que Bianca llego con una falda muy corta con la cual me dejo con la boca abierta, no solo a mí a muchos en la fiesta y claro llego con su marido. Después de un par de horas y unos tragos de mas, su marido se salió de la fiesta y me pude dar cuenta que pasaba el tiempo y el no regresaba así que tome fuerzas y la invite a bailar y ella acepto rápidamente. Mientras bailábamos le hice conversación y note que ella ya traía varias copas encima entonces le pregunte por su marido y me dijo que se había ido a dormir ya que estaba totalmente ebrio y debía trabajar al día siguiente por lo cual ella se quedo sola con los hijos en la fiesta, mientras bailábamos cada vez con más confianza y mas pegaditos le ofrecí un trago ya que aun había mucho en la mesa ella dijo que ya no quería pero después de que me acabe el mío ella acepto ir por otros tragos. De pronto le pregunte que tal estaban ella y su esposo a lo que ella me contesto, pues normal y que el acababa de conseguir un nuevo empleo fuera de la ciudad y que pasaba mucho tiempo sola por las mañanas. Seguimos platicando con más confianza, yo sabía que íbamos por buen camino y eso me excito mucho que creo que ella lo noto cuando bailábamos juntitos, pero para mi sorpresa ella se pegaba más y más a mí, como a eso de las 11.30 se estaba empezando a ir todo mundo y yo ya estaba bien excitado al igual que ella, yo ya había comenzado al sobarle todo lo que se podía pero cuidadosamente porque habían muchos conocidos y sus hijos. Cuando era hora de que Bianca y sus hijos se fueran les ofrecí acompañarlos a su casa que estaba cerca por cierto ella acepto sin pensarlo, al llegar sus hijos entraron y creo que por las copas y por lo excitado que estaba la comencé a besar y para mi sorpresa ella respondió mi beso y me dijo que se había dado cuenta claramente de que yo había tenido la pija parada casi todo el tiempo y que le éxito muchísimo saber que ella éxito a alguien mucho menor que ella, pero que no podíamos hacer nada en ese momento y me dijo ven mañana por la mañana cuando me dijo eso yo sabía que nos esperaba un gran polvo y le di un gran beso nuevamente siempre cuidando que nadie me viera ya que mi casa está enfrente. Casi ni dormí de la emoción de que me iba a coger a una tremenda hembra. Al día siguiente a primera hora Bianca llamo a mi casa, le conteste y me dijo que llegara a su casa en ese instante. Cuando nomas llegue la puerta la dejo entreabierta a propósito la cerré y que la voy viendo con una pequeñísima licra negra, una camiseta y sin sostén porque se le marcaba muy claro sus pezones por sobre la camiseta. Me le acerque rapidísimo y antes de besarla ella me dijo que esto tenía que quedar en secreto y que debíamos ser cuidadosos a mí eso me sonó a que tendríamos sexo frecuentemente eso me termino de excitar y comenzamos a besarnos y tocarnos. Me tomo de la mano y mientras nos dirigíamos al baño me confesó que había tenido alguna fantasía conmigo y que trataría de cojerme alguna vez a pesar de la diferencia de edades. Ya estando en el baño la comencé a desvestir lentamente y cuando los dos estábamos desnudos frente a frente le dije que yo también la había fantaseado miles de veces y que mi sueño era coger con ella, entonces comenzó a besarme y le empecé a acariciar la espalda y poco a poco baje hasta tener esas redondas y suaves nalgas en mis manos, la verdad era increíble por fin luego de años tenía a Bianca para comérmela yo solo, empecé a besarle las tetas lentamente y con mi mano a acariciarle su rajita a lo que ella soltó un pequeño gemido que me la paro aun mas, entonces le lamí las tetas cada vez más rápido hasta que note que sus pezones estaban totalmente duros y paraditos entonces les di una pequeña mordidita por lo que ella soltó un gemido mas fuerte esta vez, eso basto para que la acostara sobre unas toallas en el suelo, le abrí las piernas y note que su rajita se ponía cada vez mas húmeda a lo que no me resistí y comencé a lamerle el clítoris lentamente de arriba abajo, ella cada vez mas excitada empezaba a moverse y a acariciarme la cabeza y la espalda la sensación era increíble, luego de un rato comencé a introducirle los dedos despacio en su rajita y aumente la velocidad cada vez más al mismo tiempo que seguía comiéndole el clítoris bastaron unos minutos para que ella soltara un gran gemido, se contrajo y llego a un delicioso orgasmo que la dejo toda mojada y lista para la penetración, entonces ella me dijo que era mi turno por lo que introdujo mi pene en su boca, todo era increíble parecía ser una experta ya que me chupaba más de la mitad comencé a sobarle el cabello mientras ella me seguía dando una mamada luego se detuvo y me hizo la paja más rica de mi vida incremento tanto la velocidad de la paja que me vine en sus tetas y su estomago, ella me sonrió me limpio y me dijo que esto apenas empezaba, nos dirigimos a un cuarto de visitas que ella tiene en su casa, aun desnudos comenzamos a besarnos y acariciarnos por unos 2 minutos hasta que mi erección era grande de nuevo, me dijo que ahora si nos disfrutaríamos y que lo haríamos diario si yo quisiera pero siempre cuidando que nadie se enterara entonces la tumbe sobre la cama le abrí las piernas las cargue con mis brazos y le metí la pija hasta el fondo por lo que ella gimió aaaaa comencé a embestirla lentamente pero era tanta la excitación que de inmediato acelere y se oía el clásico ruido cuando chocan ambos cuerpos desnudos, ella de inmediato comenzó a moverse de un lado a otro mientras yo la embestía rápidamente, era una escena y una sensación increíble luego Bianca dijo que era su turno, me acosté ella tomo mi pija y se la metió todita en su rajita empezó a moverse lento por un par de minutos en los que yo aproveche para tocarle y lamerle las tetas apasionadamente, luego ella gemía cada vez mas y empezó a cabalgarme de una forma desenfrenada yo comencé a moverme también y ella me sonreía y me decía que no quería hacerlo con nadie más que conmigo y qué bueno que había ido a la fiesta, ambos estábamos sudando por todo el tiempo que ya llevábamos y entonces decidí ponerla boca abajo y le dije que quería metérsela por atrás ella dijo que no, que si quería atrás seria en otra ocasión al oír eso entonces solo le coloque una almohada debajo y así sus nalgas y su rajita se levantaron mejor y la penetre en esa posición ella daba un par de gemidos que cada vez eran más seguidos ya que yo la embestía cada vez más rápido, su olor me enloquecía ella comenzó a moverse mas y mas hasta que soltó un gran gemido y pude sentir como las contracciones de su vagina apretaban mi pija con lo cual sentí que me venía entonces aumente la marcha y cuando estaba a punto de acabar no me contuve y acabe dentro de Bianca, ella no dijo nada al contrario me dio un apasionado beso se levanto nos vestimos y me dijo que me preparara para todo lo que haríamos la despedí de un beso y me fui a mi casa eso fue el inicio de nuestra aventura sexual.

  3. Bueno hace una semana fui a una libreria a comprar unos utiles para mi hijo, y me atendio una señorita muy amable algo gordita pero muy sexy con un busto talla 42DD, y un culote de 60 pulgadas gordo pero parado y muy grande, en el momento mi mente comenzo a volar, ella fue muy amable y note que estaba subiendo unos afiches a un desvan, por lo que me ofreci ayudarle , ella me djo que era raro eso, ya que los hombres solo ayudan a las chicas bonita, aproveche para hacerle una milesima de cumplidos que ella acepto con risas y sonrojamientos, me hice muy amigo de ella, y a la siguiente semana le pregunte si ella se ponida lenceria de aumento y me dijo que no y para que le creyera me dijo que me enseañaria y comenzo a desvestirse en ese punto fui a cerrar la puerta de la libreria, cuando regrese estaba solo con ropa interior, me avalance sobre ella chupandole los grande pezones cafes, a lo que ella empezo a gemir, y con una mano masajeaba su clitoris y con la otra le acariciaba el culo, aprovechando meter el dedo anular en su orificio, me saque mi berga que mide 19 cms de largo y 8 de anchos, se sorprendio y me djo que gruesa y me la mamo con ganas, de repente me acuesta en un escritorio y se clava toda mi berga en su panochita, comenzo a moverse y acabo mojandome toda la pelvis, despues se di vuelta y comenzo a cabalgarme de frente a los minutos se vino nuevamente y me dijo que lo dolian las piernas y que era mi turno de terminar, asi que la recoste sobre el escritorio con ese gran culo y le pregunte donde queria que le hechara el semen y me dijo,: ” Donde tu queiras papi”… sin pensarlo dos veces me escupi en la mano, restregue la punta de mi berga con esa saliva, y se la pongo en el orificio del culo, y se la meto de un solo golpe, cuando sintio que aquel enorme intruso se abria paso por su estreño agujerito , solto un grito y me dijo que era virgen del ano, la meti unos 4 cms mas de berga , a lo que ella se resistio estrechando las paredes del ano, algo que me ocasiono mucho placer, metiendole a fuerza mis 19 cms de berga templada, solo pujaba y lloraba , jadeaba y me decia “me duele papi, despacio es mi primera vez, quiero ir al baño”, mis arremetidas eran feroces y salvajes el culo se lo rompia a cada puyon, cuando de repente siento como mis tubos seminiferos se preparan para trasladar el liquido tan deseado por las hembras….y ufff…. que rico hice como cuatro descargas de semen en ese culo , la muy puta me decia : “que caliente papi, cuanto tiraste… que barbaro papi, “… le saque la berga del culo y vi aque orificio bellamente dilatado y desfloronado, el semen comenzo a salir y a correrse por sus piernas, nos comenzamos a besar y nuevamente a los 15 minutos se la estaba metiendo por el culo otra vez,… despues de un mes llegue a buscarla y ya no la encontre, hasta la fecha no la he vuelto a ver , pero creo que donde quiera que este pensara en mi como el cabron que le desflorono el ano por primera vez.

  4. Ese día había trabajado hasta tarde en la oficina, antes de irme revise mi correo electrónico, y además revise mi facebook, ya que los ex compañeros de la Universidad estábamos organizando una actividad para el fin de semana, con ocasión de los 15 años de haber ingresado a la Universidad.
    Tenía 2 notificaciones, una a propósito de esta actividad y la otra justamente de la hija de una compañera de Universidad, Antonia. La compañera era mayor que todos nosotros, por lo que su hija era un poco menor. Yo a la hija la había conocido hace unos años a propósito de un trabajo que ella debía hacer para su Universidad y estuvo en mi oficina. Luego esta niña se titulo y me pedía un par de cosas, le conteste, le mande un par de cosas por correo, y a partir de allí nos escribíamos todos los días.
    Al cabo de unas semanas por razones laborales tuvo que venir a mi ciudad, y nos juntamos a almorzar, nos reímos, nos tomamos unas copas, y nos sentimos muy cómodos. Ella volvió a su ciudad. A partir de ese día comencé a sentir una atracción por Antonia.
    Seguimos comunicándonos por correo y ocasionalmente hablábamos por teléfono. Hasta que un día me dice que por trabajo tenía que estar en Viña una semana completa, por lo que debíamos de vernos. Quedamos en ir a tomar algo un día. Pero me pidió que la sorprendiera.
    Al segundo día acá en Viña la invite al Bar del Hotel Sheraton, quedamos de juntarnos alla.
    A las 8:00 en punto llega Antonia, se veía espectacular, y había algo de ella que me gustaba mucho, y era su forma de caminar. Pero hasta ese día no me había dado cuenta, allí si.
    Se sentó en mi mesa, mirando el mar, pedimos algo para tomar, nos pusimos al día de lo que nos había ocurrido, pedimos otra copa cada uno, cuando me dice que la había sorprendido, que el lugar que había escogido era maravilloso, y me queda mirando, como esperando algo, pero yo le digo que todavía no terminaba de sorprenderla. ¿Como? Me dice ella.
    Yo le digo que le tengo otra sorpresa.
    ¿Cual? me pregunta ella.
    Pago la cuenta, La tomo de la mano, y la llevo hacia los ascensores, ya adentro marco 4 piso, y le doy un tremendo beso, llegamos al piso, y entramos a una habitación que había reservado, donde yo ya había estado.
    A partir del momento que se cerró la puerta, toda la tensión que teníamos acumulada en el tiempo fluyó, fuimos desnudándonos uno a otro, allí fue cuando la tome de espalda y empece a besar su cuello, allí sentí cambiar la textura de su piel. Luego le desabroche su sostén donde salieron sus senos, que comencé a tocar primero con delicadeza, para sentir como se endurecían sus pezones.
    Estaba en eso cuando empiezo a sacar sus calzones, los que cayeron al piso, toco sus nalgas, redondas y tersas. Llega el momento y me separo de Antonia, la doy vuelta y la acuesto en la cama, comienzo a recorrerla con mi lengua, lentamente, sus labios, su cuello, sus pechos, sus brazos su abdomen. Comienzo a bajar, saltándome por ahora el premio mayor, pero comienzo a recorrer sus muslos, dándole leves mordisqueos, cada vez Antonia estaba mas y mas dispuesta, al cabo de un rato me acerco a su vagina, y comienzo a besarla, mi lengua comienza a recorrerla de arriba a abajo, a veces lento, a veces rápido, hasta que me concentro en su clítoris, allí sentí como se venía, sentí un gran y largo suspiro.
    Antonia al cabo de unos segundos se recompone, y comienza a darme un mamón de antología, comienza a recorrerlo, con suavidad primero, un poco mas fuerte después, al cabo de unos minutos decide montarme, y comienza a besarme, besos húmedos y calentones, no quiere despegarse de mi, tomaba mi cabeza, revolvía mi pelo, mientras yo la tomaba fuertemente de sus nalgas. Comienza a cabalgar nuevamente, pero comienza ella a frotar su clítoris, siento que sus piernas me aprietan cada vez mas fuerte, y se mueve con mayor frenesí, hasta que un nuevo largo suspiro se adueña de su boca. Y mira con una cara de calentura, cuando se baja de mi, y comienza un nuevo mamón, yo alcanzo a moverme para quedar en un perfecto 69, yo sentía que faltaba poco, pero querías seguir besando esa hermosa y linda vagina, pero ya no daba mas y Antonia, con sus labios, logró un gran explosión de placer, mi semen fue directo a su boca. Se paró, fue al baño y al cabo de unos segundos llegó a mi lado, abrió las cortinas de la habitación y apagó la luz, y me dijo “Cuando tu estabas en la Universidad fuiste compañera de mi madre, y se que cuando ella se separó tuvieron algo por un tiempo, ahora yo me separé hace un par de semanas y quería saber que sintió mi madre, por eso estoy contigo ahora”.-
    Yo no supe que decir, sólo la abrace y comence a besarla, ya que con su madre lo hicimos muchas mas veces

  5. Lucia se vio tentada por aquel negro que vino de visita y a ella le correspondio atenderlo, venia de otro pais y una prima de su esposo le pido el favor de que le ayudara a conocer lugares en su pais.

    Lucia se vio tentada por aquel negro que vino de visita y a ella le correspondio atenderlo, venia de otro pais y una prima de su esposo le pido el favor de que le ayudara a conocer lugares en su pais.
    La prima de mi esposo le aviso con anticipacion que un amigo de ella viajaria a nuestro pais, asi que el esposo de Lucia le dijo a ella que si lo podia atender ya que el estaba muy ocupado. Ella accedio y bueno, el amigo de la prima la contacta por correo, le manda algunos datos, ella le contesta e inician una relacion por correo.
    Un dia antes de que llegara Jhon el amigo de la prima de mi esposo, el empieza a hablarme con doble sentido, diciendome que voy a ir a recoger a un desconodico al aeropuerto y que eso era un morbo rico, no le di mucha importancia pero al rato empece a pensar en aquellas palabras, en la noche estabamos en la cama y yo tenia ganas de coger, el me siguio entonces empezamos un rico toqueteo y ahi empezo mi esposo a decirme que le parecia rico que tuviera que atender a jhon. asi que empezo a decirme que me portara abusada, que ensenara tetas y que me vistiera sexy, que me depilara el panocho y mientras me la metia y sacaba cada vez me mojaba mas de pensar en aquellas escenas.
    Cogimow rico esa noche, al dia siguiente sali temprano a hacer unos mandados y ya tenia una cita con jhon en el hotel, asi que llegue a mi casa me duche y me depile bien mi panochita, mientras lo hacia pensaba en todo lo que hablamos cogiendo en la noche y me moje, pensaba en que decian que los negros la tienen grande y la verdad tenia ganas de agarrar una verga asi, tambien tenia ganas de comerme otra picha que no fuera la de mi esposo, mas mojada me ponia, meti dos dedos en mi concha mojada y empece a msturbarme un poco, lo deje a medio camino por que la hora de la cita se acercaba.
    Me puse una falda, una blusa que dejaba ver mis deliciosos pechos y mi ropa interior transparente. Llegue al hotel, pregunte por el rapidamente llego y nos presentamos, bastante joven, no era mucho mi tipo, pero se veia agradable, me pidio que salieramos a conocer unos lugares, lo lleve a varios sitios, mientras caminabamos yo podia sentir su mirada en mi culo y mientras comiamos veia sus ojos sobre mis pechos, eso me empezo a excitar.
    Pasadas unas dos horas sin hablar ni pasarle un mensaje a mi esposo, le escribi saludandolo y de inmediato me pregunto como me iva con jhon,le dije que bien, que muy tranquilo y que solo verme el culo y las tetas, eso lo calento y me contesto que lo templara, que me pusiera complaciente con jhon, aquel permiso me excito mucho y pues queria probar, asi que me puse un poco carinosa con nuestro njuevo amigo, ya sus manos me rosaban la espalda, me agarraba por la cintura para crusar las calles y asi me iva gustando mucho sentir sus manos sobre mi ropa.
    Caminando un poco me dijo que era muy bonita y le conteste picara, tu tambien loo eres y tienes un bonito cuerpo, el tipo se quedo viendome y me dijo pues el tuyo esta mucho mejor, sonrei y le di chance de que siguiera con sus cumplidos, anadio que tenia unas piernas muy lindas, entonces acordandome de mi marido, abusada, le dije y solo mis piernas y el dijo bueno si me dejas decir mas te puedo decir y le dije a ver que mas seria, jhon sin pensar mucho me dijo, tienes unos pechos muy lindos, sin dejar por fuera tu cola, que te la he estado viendo todo el camino, aquello estaba muy acelerado y yo ya no queria dar muchas largas, queria sentir aquellas manos sobre mi, asi que le dije, gracias por tus cumplidos y donde mas quieres ir y me dijo que estaba cansado y queria regresar al hotel.
    Regresamos en mi automovil y llegamos al hotel, me pregunto que si conocia el hotel le dije que no, pero que me gustaria conocerlo, me invito a asar a su habitacion, accedi y rapidamente estabamos entrando en su pieza del hotel, jhon es bailarin, asi que cuando entramos y cerro la puerta me dijo que le gustaria ir a bailar, le dije que yo no bailaba mucho y el dijo que el queria invitarme a bailar, para verme mover mi cuerpo, le volvi a decir que no bailaba mucho, me tomo de las manos y me dijo ven y te enseno, puso musica, una salsa, me enseno unos pasos faciles los hice, pero lo que mas me gustaba era sentir su cuerpo cerca, estaba excitada, cambio la musica ya que es una apasionado d la bachata, me pego mas a el y ahora si estaba sintiendo su cuerpo sobre el mio, sus manos sobre mi cintura y en algunos momentos su paquete, su verga sobre mi pierna, se sentia bien buena.
    Seguimos con los pasos, hasta que me dijo que tenia que hacer un paso mas atrevido y claro yo habia visto bailar bachata, tenia que meterme en su pierna con las mias abiertas, le dije que no ahbia problema que m ensenara y el con suavidad me bajo y senti su pierna en mi concha, dos veces, ttres veces y ya estaba bien excitada, o tardo en subirme y pegarme a su pecho, el sabia que estaba excitada y bien caliente, ppor lo que no tardo en darme un beso, bien rico, metio su lengua, yo la mia y nos fundimos en un rico beso, seguia sin separar sus labios, me tomo de mi culo rico apretandome, no habia vuelta atras ese negro me tenia loca y queria darle y que me diera placer, me aprecia apresurado el avance, pero al dia siguiente salia de gira por el pais y regresaba un dia antes de irse, asi que segui ahi pegada a su boca, me chupaba mis labios ocn una delicia que me tenia excitada al maximo, sus manos sobre mis nalgas, paso de coger mis nalgas a tocar mis tetas con esas manos firmes, ah, delicoso placer sentirlo sobre mi.
    Seguia tocando mis tetas y una mano bajo otra vez a mis nalgas, las apretaba con fuerza, entonces me decidi y deje caer mi mano sobre su picha, agarre aquella verga deliciosa, garnde, bien dura y parada, empece a subir y bajarmi mano por aquel rico paquete,no paraba de sobarla, el me dio vuelta y puso mi culo sobre su verga, encima de la ropa, sentia aquella rica polla entre mis nalgas, lleve mi mano atras y segui tocandola, no queria soltarla, su mano bajo a mi entrepierna, subio mi falda y metio su mano direta a mi cincha humeda sobre mi tanga, empezo a apretar mi panocho, rico, era un placer intenso, me lo agarraba, apretaba, acariciaba todo a la vez, dspojo mi falda, me quede en una tanguita de hiloo transpparente, desabotono mi blusa y quede con mi brasier tambien transparente fente a el, me sentia rica deseada, vista por otro hombre que no era mi esposo, estaba muy excitada y no tarde en bajar su pantalon, aquella verga se veia dscomnal, igual segui avanzamdo saque su camiseta, para disimular un poco, pero lo que queria era dejar su verga libre, asi lo hice baje su boxer y aquella verga quedo frente a mi grande parada con liquido en su punta, que rico donde la vi, el no tardo en sacar mi brasier, libarar mis pechos, tocarlos y empezar a chuparlos sus labios tapaban gran parte de mis pechos, mamaba delicioso, bajo mi tanguita y me dejo como me gusta desnuda, sin nada, ahora si me sentia la mas puta, apunto de coger con aquel negro rico, me detuve le pedi un momento para ir al bano y el se fue a la cama.
    Me lleve mi celular al bano y le pase un mensaje a mi esposo, y le puse estoy desnuda, en el bano, ya me toco toda, me besoi rico, me metio la lengua rico en la boca y ya mamo mis tetas, ahora que regreso este negro me va a coger, que te parece. Entro el mensaje de vuelta, mi marido decia, se te cumplio putita, vas a tragar verga y buena como la querias, puta, perra, vayya coja, esas palabras me calentaron mas mi panocho que estaba a reventar, sali del bano y deje mi cel sobre la mesa y llegue a la cama ahi estaba aquella verga como para isar una bandera, la agarre con mis manos, subia y bajaba mis manos sobre ella, rica, no tarde en bajar hasta ella y meterla en miboca, empece a mamar como desenfenada, me la metia todo lo que podia en mi boca, me la queria tragar, no tardo jhom en darme vuelta y me vi en un 69 descomunal, me metia la lengua en mi panochita, rico era como si me estuviera cogiendo con la lengua, seguui mamandolo, hasta sus huevos, todo estaba bien rica aquella verga y bolas, no paraba, soy una mamona experta, auel placer lo hacia gemir y a mi tambien su rica mamada me tenia bien caliente, nos mamamos por largo rato hasta que nopodia esperar mas por tener esa verga entre mis piernas, me di vuelta cai de espaldas a la cama y el se vino sobre mi encima mio y acerco su verga a mi panochita empapada, empezo a meterla, ya la queria toda, la vi muy grande y pense se me entraba y no tardo mas que acercarla y empezo a entrar rica mas y mas, me la trague aquella vergota, empezo a bombear y bombear ahora si me estaban cogiendo rico, una buena verga, un desconocido y mi esposo de acuerdo, duro me empezo a dar, gemia como loca, le pedia que me cogiera, que me la metiera toda, y asi lo hacia, aquel negro con su vergota me tenia clavada hasta los guevos, me agarraba las tetas las mamaba y yo estaba a excplotar tube un orgasmo rico, seguia y yo pedia mas y mas que me diera, paramos un momento y el se dio vuelta tomo mi lugar me levanto y me sento sobre el, d inmediato me sento sobre su verga, me encanta canbalgar, me subi en aquella vergota y empece a bajar despacio hasta que me asegure que me la habia tragado toda empece a moverme suave, m,as rapido y luego ya bien acomodada empece ferneticamente a moverme, rico, duro me queria partir ahi encima, aquella picha era mia toda estaba loca moviendome encima del negrito rico, me apretaba las tetas, me agarraba el culo, me acariciaba toda, sus manos andaban por todo mi curpo, me regue otra vez abudantemente, le bajaba por sus piernas mi leche, alcance un tercer orgasmo y cambiamos de posicion, me puso en cuatro como una perrita, me agarre del respaldo de la cama y empezo a jugar con suverga sonbre mis nalgas, la paso suave y la senti en la entrada de mi culito que estaba humedo por la leche que habia salido de mki concha, me gusto sentirla y se me pedia el culo se lo daba al negrito rico, me acerco la verga a mi concha y de un golpe me la metio, me empezo a envestir con fuerza, cada vez mas duro, levantaba mis nalgas, sus bolas pegaban en ellas, rico me estaba cogiendo, me decia al oido que queria cogerme el culo, yo le dije que si pero que hoy no, que se lo reservaba para el dia antes de irse, eso lo excito mas y sus envestidad se aumentaron, me regue otra vez entones jhon me dijo estoy muy excitado y me voy a regar, me sali de su verga me di vuelta y empce a mamarsela rico, me la meti bien rico en mi boca, subia y bajaba mis labios sobre aquella verga delicios, no tardo en soltar su leche caliente, blanca gruesa en mi boca, se me salia por toda mi boca su leche, le limpie la verga con mi lengua, caimos tendidos d tanta excitacion, me dio un beso rico y me dijo acuerdate de tu promesa un dia antes de irme me das tu culo y le dije si me voy a dejar culear por ti, rica ytarde de sexo, cogi con el negrito rico, con el permiso de mi esposo y asi termino mi tarde, en lanoche tube que corresponder a una cogida mas cuando le conte a mi esposo lo que habia pasado, esto sera segunda parte junto con la culiadita. luciadeli@hotmail.es

  6. pues mi historia sexual comenzo cuando tenia 14 años, hoy en dia tengo 18… a las 14 años tuve mi primer enamorado 7 años mayor a mi hasta la fecha de hoy sigo con el, el siempre me tokaba mi vagina debajo de la mesa en la cocina… hasta ke un dia noss encontramos solos en mi kasa y me comenzo a besar me bajo el interiios y con sus dedos me comenzo aa tokar la rayita me sentia en las nubes gritaba jadeaba y me enkantaba gritaba kmo loka hasta ke llegue al orgasmo!!!… luego se inclino hacia mi vagina y mme comenzo hacer el oral fue mas riko aun… ya no podia mas le imploraba ke me lo metiera, se trepo encima mio y comenzo despues hasta ke comenzo a moverse mas rapido en ese momento venia mi orgasmo me sentia en las nubes gritaba komo loka hasta ke el termino y me comenzo a besar, asi el fue mi unico hombre hasta ke llegue a la universidad, estando en el pre conoci a un chico de mi edad comenzamos habllar y el se me comenzo a insinuar luego de un mes me comenzo hacer señales de ke tengamos sexo yo me resistia hasta ke un dia fuimos a la biblioteca de la U en el ultimo piso staba llena y speramos un momento en las escaleras yo sentada adelante y el atras hay comenzo a besarme hasta me metio su dedo en mi vagina, me comenzo a tocar el clítoris me tenia kmo loka, estaba super mojada, me deje llevar x la emocion y la pasion ke meti mi mano en su pene ya no podiamos mas y nos fuimos al baño a laado de la biiblio stabamos detras de una pared… el seguia con la mano en mi vagina luego con la otra me toko un seno mientras me besaba… yo de puro impulso me baje le desabroche el pantalon y se lo chupe el gemia del placer de repente se escucho un ruido speramos una rato y salimos… despues de 4 dias fuimos de nuevo a la biblio y esta vez entramos a un curso ke staba a lado del baño de la biblio cerramos la puerta… y nos comenzamos a besar kmo lokos, me alzo la blusa y me chupo los senos… bajo su mano a mi vagina y me tocaba el clitoris hasta ke llegue al orgamos… luego nos trepamos encima del escritorio y el se puxo el preservativo y me cogio kmo loko comenzo suave y luego fue mas rapido y mas rapido hasta llegar a otro orgasmo yo keria gritar y no podia el me besaba para ke no gritara hasta ke termino… luego noos kedamos hay un rato besandonos y akariciandonos…. luego de esto salimos y entramos a la biblioteca para amagar un chanxe y bajamos cada uno x distiintos lados… asi lo hiximos unas 3 veces…. hoy en día es mi compañero en el semestre pro ya no hemos vuelto a esos encuentros… seguimos nuestras vidas claro ke el kiero y yo tb pro me mantengo al margen de el…..

  7. Hola,me llamo Arianna y tengo 23 años.
    Soy rubia,con los ojos azules y la verdad es que soy bastante tetona,tengo un culo bastante rico la verdad.Mi novio se llama Cristian y la verdad es que tiene el pene bastante grande,para ser sincera el más largo que vi en toda mi vida,le mide 19 cm y es bastante ancho.Él y yo jamás llegamos a tener sexo,pero casi.El día de nuestro aniversario nos lo pasamos genial,comida exquisita,las velas,todo era genial.
    Decidimos trasladar la fiesta a la cama,estaba llena de pétalos de rosa,perfume por la habitación,la luz estaba apagada y había velas y aceite corporal y un condón que disimule no ver. Mi novio me agarro por la cintura dándome besos en los labios,bajaba sus manos hasta mi culo y entonces me agarro del trasero y me acercó hacia el dejando su pene totalmente apegado a mi vagina que estaba un poco marcada por el vestido tan ajustado y corto que llevaba.Me quite los tacones y el sus zapatos,el se empezó a quitar la ropa y yo también,nos quedamos totalmente desnudos…La situación era muy excitante,pero yo era virgen y él no,la verdad es que recordé las palabras de mi amiga,que es su exnovia.Dijo que si teníamos sexo me iba a romper la concha y la cola porque la tiene enorme.Y el cogió el aceite corporal (no tomamos precauciones porque no estábamos en un día fértil) y me chorreaba todo el aceito por el cuerpo,me echo 3 botes ENTERITOS por todo el cuerpo,estaba muy sexy según el y el también hizo lo mismo…De repente me dijo que me pusiera de rodillas.Él me agarro del pelo y me llevo hasta su pene,era tan enorme…Mi conchita empezaba a chorrear … Y entonces el me dijo:
    -Jalame la polla amor.
    Y yo lo miré pero le obedecí,tenia el pene muy caliente y era muy rico el sabor,me gustó.
    -La jalas muy rico mamacita.
    Y antes de que yo pudiera hacer nada me dio un empujón a la cama y colocó su pene en toda mi boca,el empezó a moverse y me metió TODO el pene,que me provocó una gran arcada.Y entonces de un empujón que no dolió que me puso super perra me tiro al suelo, y se colocó encima mía,me apretó las tetas y metió su enorme tranca entre mis tetas,y en un momento salió disparado de su enorme pene mucho mucho semen.
    La verdad que me agradó el sabor.Después me dijo que lo que iba a hacer me dolería pero que tenía que confiar en él y que iba a ser hermoso.
    Me cogió muy romántico a diferencia que todo lo anterior y me tumbo en la cama,me abrió de piernas y por si las moscas comenzó a lubricar mi concha durante 7 minutos. Y entonces el metió la cabeza de su pene en mi concha,yo empezó a gritar un poco por el dolor.
    -No más,me dueleeeeeeeeee….
    Me empecé a quejar,porque sentía como mi agujero se abría porque su pene era muy ancho.
    -Tranquila mi amor… y me dio besitos.
    Cuando ya estaba algo más calmada de repente metió la mitad del pene.
    En ese momento sentía que me partía en dos y me la metió entera de sopetón.
    -AAAAAAAAAAAH AH AH AAAAAAAAAAAAAH NO MÁS,SACALA YA POR FAVOR ME ME MUERO,ME PARTO EN DOOOOOOS.
    Y el tapó mi boca,sentía como se me partía el himen,después de sangrar y todo,me empezó a meter su pene un poco lento y la verdad es que era muy placentero,y empezó cada vez más y más y más deprisa.
    -AY PAPI SI,DAME MAS DAME MAS CABRON,HAZME GRITAAAAAR PAPI SIIII.
    Y la verdad que me la estaba metiendo como un loco,sentía sus huevos rozándome el ano y eso me excitaba y de repente sentía un placer increíble y me corrí,nos corrimos a la vez.
    -NO PARES,SIGUE MÁS FUERTE QUE NUNCAAAAAAAA SII POR FAVOR NO PARES SIGUELE POR FAVOR SIGUELE SIIIIII AH AHHH AHHHH
    Y nos corrimos 2 veces y el no paraba hasta que la velocidad fue disminuyendo…Nos fundimos en besos hasta que el me dijO.
    Amor,esto te va a doler como nada,pero…
    Y de un movimiento brusco me puso a cuatro patas.
    Lubricó mi ano y me la iba metiendo despacito,pero yo rompí en llanto me dolia MUCHO MUCHO MUCHOOO
    Pero después resultó todo super placentero y al final fue la mejor noche.
    Despues del sexo anal tuvimos sexo de nuevo por mi concha y nos corrimos en total 7 veces.
    Y ahora lo hacemos todos los dias super salvajemente

  8. Hola,me llamo Arianna y tengo 23 años.
    Soy rubia,con los ojos azules y la verdad es que soy bastante tetona,tengo un culo bastante rico la verdad.Mi novio se llama Cristian y la verdad es que tiene el pene bastante grande,para ser sincera el más largo que vi en toda mi vida,le mide 19 cm y es bastante ancho.Él y yo jamás llegamos a tener sexo,pero casi.El día de nuestro aniversario nos lo pasamos genial,comida exquisita,las velas,todo era genial.
    Decidimos trasladar la fiesta a la cama,estaba llena de pétalos de rosa,perfume por la habitación,la luz estaba apagada y había velas y aceite corporal y un condón que disimule no ver. Mi novio me agarro por la cintura dándome besos en los labios,bajaba sus manos hasta mi culo y entonces me agarro del trasero y me acercó hacia el dejando su pene totalmente apegado a mi vagina que estaba un poco marcada por el vestido tan ajustado y corto que llevaba.Me quite los tacones y el sus zapatos,el se empezó a quitar la ropa y yo también,nos quedamos totalmente desnudos…La situación era muy excitante,pero yo era virgen y él no,la verdad es que recordé las palabras de mi amiga,que es su exnovia.Dijo que si teníamos sexo me iba a romper la concha y la cola porque la tiene enorme.Y el cogió el aceite corporal (no tomamos precauciones porque no estábamos en un día fértil) y me chorreaba todo el aceito por el cuerpo,me echo 3 botes ENTERITOS por todo el cuerpo,estaba muy sexy según el y el también hizo lo mismo…De repente me dijo que me pusiera de rodillas.Él me agarro del pelo y me llevo hasta su pene,era tan enorme…Mi conchita empezaba a chorrear … Y entonces el me dijo:
    -Jalame la polla amor.
    Y yo lo miré pero le obedecí,tenia el pene muy caliente y era muy rico el sabor,me gustó.
    -La jalas muy rico mamacita.
    Y antes de que yo pudiera hacer nada me dio un empujón a la cama y colocó su pene en toda mi boca,el empezó a moverse y me metió TODO el pene,que me provocó una gran arcada.Y entonces de un empujón que no dolió que me puso super perra me tiro al suelo, y se colocó encima mía,me apretó las tetas y metió su enorme tranca entre mis tetas,y en un momento salió disparado de su enorme pene mucho mucho semen.
    La verdad que me agradó el sabor.Después me dijo que lo que iba a hacer me dolería pero que tenía que confiar en él y que iba a ser hermoso.
    Me cogió muy romántico a diferencia que todo lo anterior y me tumbo en la cama,me abrió de piernas y por si las moscas comenzó a lubricar mi concha durante 7 minutos. Y entonces el metió la cabeza de su pene en mi concha,yo empezó a gritar un poco por el dolor.
    -No más,me dueleeeeeeeeee….
    Me empecé a quejar,porque sentía como mi agujero se abría porque su pene era muy ancho.
    -Tranquila mi amor… y me dio besitos.
    Cuando ya estaba algo más calmada de repente metió la mitad del pene.
    En ese momento sentía que me partía en dos y me la metió entera de sopetón.
    -AAAAAAAAAAAH AH AH AAAAAAAAAAAAAH NO MÁS,SACALA YA POR FAVOR ME ME MUERO,ME PARTO EN DOOOOOOS.
    Y el tapó mi boca,sentía como se me partía el himen,después de sangrar y todo,me empezó a meter su pene un poco lento y la verdad es que era muy placentero,y empezó cada vez más y más y más deprisa.
    -AY PAPI SI,DAME MAS DAME MAS CABRON,HAZME GRITAAAAAR PAPI SIIII.
    Y la verdad que me la estaba metiendo como un loco,sentía sus huevos rozándome el ano y eso me excitaba y de repente sentía un placer increíble y me corrí,nos corrimos a la vez.
    -NO PARES,SIGUE MÁS FUERTE QUE NUNCAAAAAAAA SII POR FAVOR NO PARES SIGUELE POR FAVOR SIGUELE SIIIIII AH AHHH AHHHH
    Y nos corrimos 2 veces y el no paraba hasta que la velocidad fue disminuyendo…Nos fundimos en besos hasta que el me dijO.
    Amor,esto te va a doler como nada,pero…
    Y de un movimiento brusco me puso a cuatro patas.
    Lubricó mi ano y me la iba metiendo despacito,pero yo rompí en llanto me dolia MUCHO MUCHO MUCHOOO
    Pero después resultó todo super placentero y al final fue la mejor noche.
    Despues del sexo anal tuvimos sexo de nuevo por mi concha y nos corrimos en total 7 veces.
    Y ahora lo hacemos todos los dias super salvajemente

  9. Este relato que voy a contarles es completamente real se darán cuenta ya que es 0% fantasioso, quiero compartirlo con ustedes ya que me sucedió hace apenas una semana y quisiera saber mas allá de si les excita o no el relato, que opinan sobre esta situación. (Lo siento si es muy largo pero recomiendo que lo lean todo, tal vez les guste tanto como a mi me gusto hacerlo)
    Para que me conozcan mejor mi nombre es Nicole pero se pronuncia Nicol, tengo 16 años, cabello castaño y lacio hasta los hombros, ojos verdes grisáceos y soy delgada.
    Mi madre me tuvo soltera, era la amante de mi padre, un hombre de muy buena situación económica casado y con 2 hijos un par de años mas grandes que yo. Ella era hermosa, y no lo digo solo porque era mi madre, todos lo dicen, lamentablemente falleció de cáncer hace apenas 4 meses y la extraño mucho ya que he vivido junto a ella todo este tiempo y éramos inseparables, mi amor por ella era tan grande que ahora que la perdí me siento vulnerable y desprotegida, quizás fue por ello que me deje llevar la semana pasada con el asunto de mi hermano.
    Nuestra situación económica no era muy buena, digamos que apenas podíamos comer todos los días y comprar lo indispensable de ropa y útiles para la escuela, por ello fue que después de su muerte mis abuelos decidieron que lo mejor para mi seria que me quedara con mi padre y no con ellos porque sabían muy bien que no podrían encargarse de mi solos. A mi padre no lo conozco muy bien, solo se que es un buen hombre y se preocupa mucho por mi, cuando mi madre estaba viva solía llevarme dinero pero ella a veces no lo aceptaba, siempre tenia su orgullo por delante, decía que podía criarme sola mucho mejor que acompañada, de todas formas nunca me falto nada. Solía irme en las vacaciones de verano un par de semanas a la casa de mi padre, recuerdo que desde que era pequeña pasaba las vacaciones junto a él, pero en la temporada escolar no lo veía casi nunca. Con respecto a esas vacaciones, las pasaba muy bien, siempre me compraban juguetes y me trataban muy bien, solía jugar con mis hermanastros, Sebastián y Tomás (hermanos gemelos) me he llevado muy bien con ambos desde niños, siempre fueron muy lindos, tienen los mismos ojos verdes grisáceos que yo, ya que los sacamos de nuestro padre, la diferencia es que ellos son rubios y yo soy castaña como mi madre. Sebas me cae muy bien, es mas hasta creo que somos algo así como amigos, es muy gracioso, se la pasa haciendo bromas y casi siempre esta de buen humor, en cambio su hermano Tom es todo lo contrario, “la oveja negra de la familia” es malhumorado, casi nunca me habla es mas… no se ni siquiera si le habla a los demás a veces es muy agresivo con Sebastián y le grita todo el tiempo, hace unos años atrás solía pelearme todo el tiempo con el, hasta recuerdo que una de esas vacaciones, habré tenido unos 7 u 8 años le tire un pote de pintura en la cabeza y se enojaron mucho conmigo porque no se la podían sacar ni con querosén, pobre no recuerdo mucho pero seguramente que quedo todo colorado y con un olor asqueroso.
    Hacia ya 3 años que no iba a quedarme en la casa de papá en las vacaciones porque mi mamá y el estaban peleados y luego de su fallecimiento cuando le dieron finalmente la tutela a mi padre tuve que mudarme a vivir con el, cuando llegue a la hora de la siesta estaban solos el y mi nueva madrastra que por suerte hasta ahora es muy buena conmigo, me ayudaron a subir las maletas y me mostraron mi nuevo cuarto que estaba casi vacío, solo estaba la cama y un armario. El resto de la tarde me la pase ordenando la ropa y poniendo algunas cosas personales para sentirme un poco mas “en casa”, tenia una sensación algo rara, sabia que iba a comenzar una nueva vida e iba a extrañar mucho todo lo que dejaba atrás… mi antigua casa, mis amigos…mi escuela etc.
    Me había quedado dormida y cuando me desperté como a las 6 de la tarde escuche sus voces, eran mis hermanastros que habían llegado de la escuela, no podía esperar para ir a saludarlos hacia mucho que no los veía y ya extrañaba los chistes de Sebas. Cuando baje me lleve una sorpresa y muy linda… No solo estaban cambiados sino que habían crecido mucho y eran aún mas lindos de lo que los recordaba, vale agregar que aunque son gemelos son muy diferentes, no les gusta verse igual, Sebastián tiene el pelo un poco largo y con un jopo, suele hacerse una cola de caballo y a mi madrastra le desagrada tanto que vive pidiéndole que se lo corte, también es un poco flacucho y usa lentes, y Tomás tiene el pelo corto, le gusta hacer deportes y es… no se, a mi gusto un poco mas sexi, no se si por su forma de vestir, sus gestos, sus actitudes o simplemente porque lo es. No podía despegar mis ojos de Tomi, hace poco que cumplió 18 y le van muy bien, siempre e sido un poco… no se como decirlo… “Me gusta el sexo” en pocas palabras, veo videos pornográficos cada ves que puedo, y cuando hago zapping no puedo evitar detenerme en Venus, me gusta mucho masturbarme y lo hago seguido, ¿Sera por eso que me excita la idea de que me guste mi hermanastro? Sé que esta mal… o por lo menos eso pensaría mi madre, pero tengo muchas ganas de seguir con esto tan lindo que me esta pasando aunque al principio tenia miedo, porque en realidad yo soy muy tímida y todavía no he tenido ni un solo novio, me cuesta mucho hacer amigos, imaginen lo que me cuesta encarar a un chico.
    El primer mes fue muy normal, ayude a Roxana con las cosas de la casa y me dedique a estar en la computadora más de 4 horas por día, Facebook y demás redes sociales, sin contar las páginas porno que siempre visito, no se porque pero me excitan mucho los videos de lesbianas aunque yo no sea lesbiana pero ver a dos chicas besarse y tocarse me calienta mucho.
    En el segundo mes todo comenzó, necesitaba masturbarme así que me encerré en el cuarto y me empecé a tocar, siempre sobre la ropa interior porque me da un poco de miedo meterme los dedos, estaba en la mejor parte frotándome con entusiasmo mientras veía un video muy cachondo de dos chicas que se lamian sus pezones, cuando tuve que detenerme porque escuche unos ruidos en el pasillo, no me pareció raro ya que eran como las 11 de la noche y hacia poco que habíamos terminado de comer, Roxana estaba lavando los platos, mi papá y los chicos viendo la tele, fácilmente cualquiera de ellos podría haber subido a su cuarto a dormir, pero para asegurarme de que nadie entrara me asome a la puerta y vi la luz del cuarto de Tomás prendida, me metí de nuevo a habitación y seguí con lo mio, esta ves lo hice con muchas mas ganas sabiendo que él estaba cerca en su cuarto seguramente en ropa interior a punto de dormirse. Cuando termine me fui a bañar para dormir más tranquila y fresquita ya que es verano y hacia un calor tremendo, me saque la ropa y me envolví en un toallon, me fui directo al baño pero cuando entre estaba el cepillándose los dientes, le dije algo así:
    _Hay… perdón pensé que no había nadie.
    Termino de cepillarse, se enjuago la boca y me dijo: _No, esta bien, quédate si yo ya salgo…
    Note como me miraba algo raro. Al principio me sentí un poco incomoda pero luego note en su mirada algo cachondo que me excito mucho, aunque no estaba muy segura de que esa mirada significara lo que yo estaba pensando por eso trate de que no se notaran mucho mis ganas de comérmelo a besos, luego sonrió, me deseo buenas noches y se fue. Esa noche me bañe imaginando que el me espiaba y me masturbe en la ducha pensando en ello.
    Después de esa noche no podía dejar de pensar en que tal ves el sentía la misma atracción por mi que yo sentía por el, quería sacarme las dudas si o si, mientras comíamos lo miraba disimuladamente por si por las dudas se le ocurría mirarme, me ponía mi ropa mas ajustada para ver su reacción, pero nada funcionaba, casi ni me miraba, tampoco pasaba mucho tiempo en la casa, salía todo el tiempo con sus amigos y volvía tarde. Ya había perdido las esperanzas y estaba segura de que solo habían sido puras fantasías, cuando el 25 de diciembre por la noche mientras brindábamos por navidad note que me miraba de nuevo muy cachondamente, esa noche llevaba un escote pronunciado y sus ojos no se quitaban de él, así que nuevamente sentí esa fuerte excitación viendo como mi hermano me miraba tan directamente los pechos sin disimular ni un poco. Esa noche tuve muchos sueños eróticos con el, y ya estaba casi segura de que por lo menos algo de mi le atraía, pero como ya dije anteriormente yo soy muy tímida, otra en mi lugar tal ves lo hubiera encarado, pero aunque me guste insinuarme poniéndome ropa ajustada y provocativa me pongo muy nerviosa cuando estoy a solas con un chico y no se como actuar.
    Pasaron varios días, comenzamos un año nuevo y nuevamente había perdido las esperanzas, Roxana me hizo levantar muy temprano para ir a medirme el uniforme del colegio nuevo, el mismo al que va el, se supone que este año tengo que entrar nueva a ese colegio privado que seguramente esta lleno de gente que no me va a gustar conocer…. El uniforme consta de una camisa blanca, una falda a cuadros estilo escocesa, el típico uniforme de los colegios privados, la verdad es que siempre soñé con tener uno así, he tenido muchas fantasías en las que soy una colegiala inocente y me acuesto con mi profesor, así que cuando llegamos a la casa no pude evitar subir corriendo con la bolsita del uniforme, probármelo de nuevo frente al espejo y tocarme un poco, me acomodaba los pechos, me miraba si la falda me quedaba bien de atrás y me la subía un poco… cuando note que alguien me estaba mirando.
    _Te queda bien- me dijo-
    Estaba apoyado en el marco de la puerta y me miraba otra ves con esa mirada que me volvía loca, me moje toda cuando se paso por mi cabeza que tal vez también me vio mientras me cambiaba.
    _ ¿Hace cuanto que estas ahí? ¿No viste nada no? –le dije-
    _Hace un par de minutos, estaba la puerta algo entreabierta y me quede mirándote ¿Esta mal?
    _No, va… no se, no tiene nada de malo pero podría haber estado sin ropa, ¿Sabias que no se espía los cuartos de las chicas? –fue algo así lo que le dije en tono de broma y el solo se rio y se fue- Pensé que se había enojado por lo que le dije y por un momento me arrepentí de no haber actuado de otra forma diferente. Quería encontrármelo de nuevo así que salí al pasillo y no lo vi, baje y no lo vi, pensé que había salido así que subí de nuevo cuando se me ocurrió espiar si estaba en el baño, me asome a la puerta y tampoco estaba, el único lugar que me quedaba era su cuarto pero me daba vergüenza entrar porque podía enojarse conmigo o decirme que era una buscadora o algo así, además no tenia ninguna excusa para entrar a buscarlo a su cuarto ni mucho menos, pero decidí arriesgarme, me gustaba mucho y quería hablarle, capas me animaba a decirle lo que sentía. Abrí la puerta y me asome lentamente, vaya sorpresa me lleve cuando lo vi arrodillado sobre la cama medio desnudo, sin remera, y metiendo su mano por debajo de sus pantalones, cuando me vio no se preocupo mucho pero dejo de hacerlo. Me dio mucha vergüenza la situación y seguramente se me noto mucho porque me pregunto si me sentía bien y yo le dije: _Si perdón por entrar sin golpear te estaba buscando quería hablar con vos, pero te interrumpí estabas en algo, perdón, enserio perdón.-le dije muy nerviosa, no sabia que hacer, si irme o quedarme, si decirle o no, las manos me sudaban y estaba re nerviosa. _Esta bien, no te hagas problema, ¿Qué nunca has visto a un hombre haciéndose la paja?-me dijo. _No, digo… no en persona. Pero si queres me voy, no te quiero molestar.-le respondí. _No mejor quedate y contame lo que me tenias que decir. _No era nada importante, mejor me voy y después hablamos. -le dije y me fui apurada, me encerré en mi cuarto y me metí a face a pedirle un consejo a una de mis mejores amigas, después de un rato de estar hablando, mi madrastra me llamo a almorzar, le dije que estaba descompuesta que no tenia hambre y me quede hablando con ella. Cami, mi amiga, me dijo que era una tonta, que no fuera tan cagona, que me dejara llevar, y que si lo que me detenía era que somos medios hermanos que no importaba que era algo normal y que en casi todas las familias pasaban casos similares pero no se daban a conocer, que buscara en internet y que leyera relatos… entonces busque y comencé a leer diferentes relatos de incesto y algunos eran muy calientes, eso fue lo que me hizo dar mas ganas de seguir con esto, entonces me decidí y lo fui a buscar para hablar, cuando baje estaba Sebas con su notebook jugando a un juego online y le pregunte donde estaba Tomás pero ni me contesto porque estaba muy concentrado, solo hizo un gesto con la cabeza señalando al patio, eran como las 3 de la tarde y el sol estaba muy fuerte, igual que el… estaba sentado mojándose los pies en la piscina, sin remera, yo me acerque y le pregunte si podíamos hablar, me dijo que me sentara a su lado y que le contara…
    _Mira, es muy complicado lo que te quiero decir. Ni siquiera se como decírtelo. –le dije- Entonces se empezó a reír de nuevo sarcásticamente y me dijo : _¿Y es por eso que me estuviste evitando y no quisiste bajar a almorzar?… seguramente te incomodo mucho pensar que yo me estaba masturbando porque me calentó verte como te tocabas frente al espejo-. Cuando dijo esto casi me muero, me había dejado sin palabras no sabia que decirle o que hacer, si fuera mas caradura tal vez… pero como soy tan tonta…. No le dije nada solo quería que me tragara la tierra. Se me acerco y me dijo al odio “Vos me gustas”, yo seguí callada, todavía no sabia si me estaba hablando enserio, cuando me agarro la cara y me acerco a el para darme un beso, primero me beso lento y luego metió su lengua en mi boca y la recorrió centímetro a centímetro, yo solo seguí el beso, era la primera ves que besaba a un chico y no sabia como hacerlo pero me deje llevar por el y de a poco también metí mi lengua en su boca, tenia la respiración agitada y sentía como mi vagina comenzaba a mojarse, me calentaba mucho el tan solo pensar que cualquiera podría vernos ahí besándonos, luego el paro de besarme y esta ves fui yo la que hablo, ya no tenia dudas, ese beso me lo había dicho todo… _Vos también me gustas mucho solo que no sabia como decírtelo.
    _Ya lo se, me di cuenta, pero me gusta eso de vos… que seas tan…. –se quedo un rato en silencio y eso me puso nerviosa- inocente…..-dijo finalmente-
    _No soy inocente, nada inocente, solo soy un poco tímida e insegura.
    _Sos virgen todavía ¿No? ¿O me equivoco?
    _Si, pero ya quiero dejar de serlo… hace mucho tiempo que deseo tener sexo. Ya no es tan placentero masturbarme.
    _Yo te puedo enseñar algunas cosas si queres, pero no te preocupes que no voy a ir muy rápido, te voy a esperar podemos ir de a poco.
    Después de eso le dije que si, que me parecía muy buena idea y luego nos metimos a la casa a seguir con la rutina normalmente, pasamos varios días sin tocar el tema y comportándonos normalmente. Hace un poco mas de una semana, justamente el sábado pasado, yo estaba escuchando música en mi cuarto, ya que casi nunca salgo de acá, eran tipo 5 de la tarde y el entro de repente sonriendo. _A que no adivinas. –me dijo- _¿Que? ¿Qué cosa?. _Estamos solos, mis viejos salieron al centro y nuestro hermano se fue a la casa de un amigo. –dijo sin borrar la sonrisa de su boca- _Que bien. –le dije- y entonces se sentó junto a mi en la cama y me dijo mientras me miraba cachondamente _Enserio que e estado esperando esta oportunidad hace tiempo, no sabes las ganas que tengo pendeja, pero quería que estuviéramos solos para poder hacerlo mas tranquilos.- Cuando me dijo eso, me puse de nuevo muy nerviosa aunque me moje mucho, no estaba lista aún para que me quitara mi virginidad aunque tengo que admitir que me encantaría, pero tengo miedo… _Pero yo todavía no se si quiero hacerlo. –le dije- _No, solo vamos a jugar un poco, te dije que íbamos a ir despacio, veni- me hizo señas para que me acercara a el- Entonces yo me acerque y nos besamos de nuevo solo que esta ves me empujo hacia atrás y se tiro sobre mi, me empezó a besar el cuello y a meter su mano por debajo de mi remera, me acariciaba de tal forma que hacia que me estremeciera, jamás un hombre me había tocado, él era el primero y sus manos me recorrían todo el cuerpo, su lengua lamia mi cuello y yo le quite su remera para poder acariciarlo también, toque su pecho, sus abdominales y su espalda, luego volvió a besarme en la boca y comenzó a quitarme mi remera, yo misma me quite el short y me quede en ropa interior para el. Sentía como su bulto se endurecía cada ves mas entre su pantalón y entonces me anime a bajar mis manos hacia su miembro y metí una de ellas por dentro de su pantalón, comencé a tocarlo por fuera de su bóxer y el comenzó a soltar unos gemidos tan sexis que me pusieron a mil, nunca había escuchado gemir a un hombre de placer gracias a mi, entonces metí mi mano por dentro de su bóxer y comencé a masturbarlo, estaba muy duro y era muy grande y grueso, no lo veía pero lo sentía y entonces el me desprendió mi corpiño y comenzó a tocarme los pechos y luego los lamia uno a uno y con su lengua hacia círculos alrededor de mis pezones que en ese momento estaban duros y parados por la excitación. No paraba de lamerlos y de vez en cuando los mordía provocándome que me excitara mucho y me mojara cada ves mas y mas, además era tanta la calentura que solté su miembro y le saque el pantalón él se arrodillo frente a mi y me dijo que si se lo quería chupar, yo nunca antes lo había hecho pero había visto videos y sabia como hacerlo solo me faltaba ponerlo en practica así que afirme con la cabeza y él lo saco y lo puso frente a mi, estaba tan duro, tan grande y jugoso que quería comérmelo a bocados, lo metí a mi boca con desesperación y lo comencé a succionar con rapidez, el gemía muy rico y me había tomado del cabello, me pedía que no parara, que lo estaba haciendo bien, y yo lo metía y lo sacaba de mi boca, jugaba con mi lengua y lo apretaba fuerte, quería que entrara entero en mi boca pero no podía ni siquiera llegar hasta la mitad, quería que acabara en mi boca, quería tragarme toda su lechita pero el me empujo hacia atrás fuertemente y se tiro sobre mi. Por un momento pensé que me iba a penetrar y cerré mis ojos fuertemente, pero no lo hizo, solo me beso muy apasionadamente y me dijo al oído _”Ahora te toca” Así que continuo besándome pero esta ves bajo una de sus manos a mi sexo y comenzó a acariciarme, sus dedos me frotaban muy duro y rápido y yo estaba tan mojada que se resbalaban fácilmente haciendo que fueran aún mas rápido. Comencé a sentir cosas inexplicables, sensaciones nuevas, no era lo mismo que cuando yo me tocaba por encima de la ropa, además sus manos eran más grandes y más fuertes…. Y oh por dios que sabia usarlas muy bien, luego de escuchar que mis gemidos era cada ves mas fuertes bajo rápidamente y me comenzó a lamer de una forma muy deliciosa, parecía que quería comerse mi conchita así de la misma manera en que yo me quería comer su rico pene, entonces comencé a temblar y me agarre de las sabanas, era una sensación hermosa, fantástica, sentía que su lengua se movía muy rápido, cada ves mas rápido, que su saliva se mesclaba con mis jugos y se me succionaba al mismo tiempo que yo me retorcía de placer, no pude evitar soltar un gemido muy fuerte mientras arqueaba mi espalda, me elevaba un poco y llegaba al orgasmo.. Luego de unos segundos sentí un estallido de placer que me hizo retorcerme aún mas y dejo mi conchita latiendo fuertemente por un largo rato, el subió de nuevo y me sonrió… luego caí a la cama rendida y mi respiración estaba muy agitada, él se quedo sobre mi sostenido por sus brazos y me beso lentamente mientras mi respiración se normalizaba. Luego se paro junto a la cama y yo me senté en la orilla a terminar con lo que había empezado para que luego acabara con un gemido de placer y su tibio liquido en mi boca que luego de saborearlo trague todo lo posible y lo otro callo choreando de mi boca. A los pocos minutos de habernos vestido llego Sebastián con un amigo y Tom bajo a saludarlo, yo me fui a bañar para sacarme la calentura que me había quedado y luego baje a ver una película con los chicos, durante la película el me tomo de la mano, pero yo lo solté porque estaban los chicos, además lo que menos quiero es sentir algo por el… El sexo es una cosa pero no quiero sentir amor por el, aunque me va a ser difícil porque siento que es muy especial, creo que detrás de toda ese frialdad hay un chico muy tierno, lo noto por como me trata además de cuando me mira con deseo, a veces me mira con ternura y eso me hace pensar de dos formas o solo quiere sexo e intenta convencerme de que me entregue fácilmente o verdaderamente siente algo mas por mi. No niego que tengo muchas ganas de que me penetre y me llene de su leche, de cabalgar sobre el y de que me agarre contra la pared de que me lo haga salvajemente y me deje sin aire, pero a la ves tengo miedo y no sé que hacer. Espero sus opiniones ¿Continuo con esto y dejo que me desvirgue o termino con todo?

  10. Hola soy Juanka tengo 16 años y os voy a contar mi historia. Soy un chico alto un poco gordito con el pelo castaño. Bueno hace dos años estabamos en 2ºESO y me quedo Ciencias Sociales igual que a mi amigo JM y como lo veiamos injusto fuimos a hablar con la profesora. Era una madurita de 40 años normal de altura con unos pechos que invitaban a palparlos pelirroja con el pelo rizado. Bueno pues JM y yo fuimos alli y nada mas llegar vimos a la maestra con un escote con el que se le veia toda la parte de arriba de sus delicioso pechos y un canalillo muy sexy. Empezamos a hablar y empezo de repente mientras pediamos explicaciones, la maestra (llamemosla Raky) empezo a bajarse un tirante porque le “picaba la etiqueta) entonces JM y yo nos quedamos boquiabierto y Raky se dió cuenta pues de repente se quito la camiseta y el sujetador y le vimos esos pechos con unos pezones que llamaban al deseo, entonces dijo:
    -Trabajaos el aprobado.
    Nada mas oír eso me acerqué rapidamente y le empeze a chupar las tetas a Raky mientras JM todavía sorprendido se bajo los pantalones y empezó a pajearse. Raky se bajo la falda y las bragas que llevaba puestas fue entonces cuando se acercó Jm y empezó a besarle los pechos y entonces fue cuando bajé hacia llegar a ese coño depilado con un olor que me imnotizaba y empeze a chuparle el coño mientras que con la otra mano empeze a pajear a JM que seguia mordiendole los pezones a Raky. tras un buen rato asi nos intercambiamos y volví a los pechos mientras JM me pajeaba. En ese momento Raky se agachó y empezo a chuparme la polla y pajear a mi amigo y viceversa. JM y yo nos corrimos casi al mismo tiempo y tras ver eso Raky se levantó y se sentó encima mía para colocar su coño en mi polla y empezó a saltar y a gemir y eso me calentó bastante. Tras 10 minutos me corrí con una sensación que nunca olvidaré. Después intercambié mi sitio con JM. En mi boletín de notas apareció un 9 igual que el de JM :D.

  11. Me llamo Yesenia tengo 23 años , soy morocha, bajita delgada y tengo un enamorado el se llama Damian tiene 27 años, llevamos mucho de novios la semana pasada el me dijo que un amigo estaba en el país y que quería presentármelo antes que el viajara, así que me dijo que me arreglara porque en la noche nos íbamos a ir una fiesta, me arregle linda me puse una camisa linda que me queda apretadita a le gusta esa camisa porque me hace ver un lindo cuerpo y una faldita normal con unas sandalias altas con taco. Llegamos a unos departamentos algo retirado del centro, subimos al tercer, amor te presento a mi amigo Maicol, Maicol ella es Yesenia, había poca gente con nosotros éramos ocho personas en total nos sentamos, los muchachos eran súper chéveres la fiesta se puso en su punto bailamos conversamos ya una pareja se sentía mareada y se dispusieron a marcharse, al poco rato la otra pareja se despidió y cuando me di cuenta solo quedamos mi enamorado yo y Maicol, Bajo el volumen de la música para poder charlar mejor y cuando me di cuenta las luces estaban bajas por no decir algunas apagadas, Maicol estaba sentado al frente nuestro y nos reíamos de anécdotas de ellos yo estaba media mareada como no tomo mucho pero ellos estaban más que yo, en eso Maicol se para y le dice a Damián espérame 3 minutos voy a sacar un trago delicioso para nosotros, aproveche que el se fue para decirle a Damian que su amigo era encantador y nos besamos éramos más intensos así que le cogí su bragueta y note que la tenia dura y se ponía mejor, me levanto y me llevo a un costado de la sala donde estaba más oscuro me recostó en la pared y me besaba, su lengua entraba en mi boca y yo jugaba con la mía mientras sus manos recorrían mi cintura llegando a mis nalgas, piernas y con una mano me desabotonaba la camisa yo no dejaba de cogerle su tronco que estaba a mil le baje el cierre el cual salió como un prisionero pues el no usaba calzoncillos, el me dijo chúpamelo veje despacio y se la comencé a chupar me estaba poniendo a mil y por un instante pensaba si su amigo que llegaría y nos vería pero como las luces estaban bajas en todos los ambientes me tranquilizaba un poco volví a subir para besarlo y así acabar con una mamadita que se podía hacer en otro lado a solas pero para él no era su intención dejarlo así porque seguía recorriendo mi cuerpo sus manos terminando de desabrochando mi camisa y sacando el broche del sujetador Mis pechos estaban al aire el comenzó a besarme el cuello sabiendo que es mi punto débil me estaba mojando me comenzó a lamber mis pezones yo me dejaba llevar en eso puede percatarme que su amigo estaba mirando no savia que tiempo llevaba allí parado observándonos no sé porque no me moví tenia en mi mano la pinga de mi enamorado moviéndola el tenia una mano en mis nalgas la otra en unos de mis pechos y su boca en unos de mis pezones de repente sentía unos pasos que se acercaban, sentía manos que tocaban mis pechos, nalgas me piñizcaban los pezones en eso siento barias manos tocándome no savia que hacer en eso siento la mano de mi enamorado que me cogía la mano derecha la cual no tenía nada en ella y me la llevaba para un costado donde choque con una barriga, retrocedí mi mano pero el me la sujeto y me la comenzó a bajar hasta encontrarme con un pene fue tanto mi asombro que en mi cabeza pasaban muchas cosas me estaba excitando pero a la vez vía que estaba mal pero el me la estaba dando me la hizo cogerla sentí un enorme pene, era gruesa más que la de mi enamorado yo la cogía con miedo pero quería saber cómo era tenia la mano de Damián encima mio y hacia que recorra ese pedazo de carne que estaba bien dura creo q era un poco más grande que la de damian pero esta era cabezona y más gruesa el me besaba apasionada mente me deje llevar por sus besos así q cuando el vio que me dejaba llevar saco su mano de la mía, asi que pude acariciar mejor el pene que me ponía muy nerviosa tenía los ojos cerrados de la emoción y del miedo que recorría mi sangre la excitación era tremenda nunca vía sentido esa sensación que hacía sentir a mi cuerpo una electricidad que mi corazón palpitaba a mil y allí me encontraba yo con ellos dos y esas dos vergas en mis manos que me hacían sentir el centro del universo no savia que iba a pasar pero quería que pase ya estaba mojada y recontra excitada para dar marcha atrás cuando en eso ciento que la boca de Maicol chupaba mis pezones como un niño hambriento, abrí mis ojos y pude ver Maicol con sus manos bajaba mi falda y Damian se puso detrás mío sacando mi falda por completo con mi calzoncito que estaba empapado de mis líquidos producto de tremenda excitación yo me encontraba parada frente de Maicol con una de mis manos en su tronco el cual no podía cogerla por completo por ser gruesa ps no nunca avía tenido una así en mis manos y el no dejaba de mamarme mis pechos y eso me ponía a mil cuando en eso ciento a Damián atrás mio ya desnudo por completo y dejándome completamente desnuda solo con mis sandalias altas, me beso la boca sentía su pinga parada en mis nalgas yo estaba excitada y con mis dos manos recorría la pinga de Maicol dejo de besarme, Maicol me introdujo uno de sus dedos en mi conchita la cual estaba afeitada y lubricada, Damián atrás mío besándome y Maicol metiendo un denos mas dentro mío y en eso siento otro dedo era de Damian que estaba jugueteando con mi anito lo introdujo despacio me gustaba me apretó contra el pecho de su amigo Maicol mis tetas chocaron con su pecho velludo me movía despacio sintiendo esos dos cuerpos pegados con el mío en una situación de sanguche jejejeje eso era, en eso mi novio me dice amor dale una mamada a nuestro amigo haciéndose para atrás y jalándome la cintura inclinándome en una posición de perrito y encontrándome frente a esa enorme pinga y sin dudarlo le metí una lambida en esa enorme cabeza recorriendo centímetro a centímetro toda, que rica pinga y sintiendo ese liquido saladito que me gustaba mucho, Damian lambia mi culito y mi conchita metiéndome unos de sus dedos el chuchita yo me movía despacio cuando me ponía a tragarme esa pieza abrí la boca lo más grande que pude y trague todo lo que pude, comencé a subir y bajar mi cabeza como loca, podía escuchar como lo estaba disfrutando, mientras Damián aprovechaba mas aun la situación y mi posición cada vez sus dedos se clavaban mas dentro de mi, pero en eso Maicol le dice a mi novio: Damian si tienes razón si que es una buena chupadora, es muy buena mamandola esas palablas me puso recontra arrecha y comencé a chupársela como una puta en celo Viendo eso Damian me comenzó a metérmela en pose de perro se sentía rico tener una pinga en la boca y la pinga de mi papi en mi conchita dándome un rico placer sentía un orgasmo mmmm ufff rico seguía cogiéndome cada vez más duro en eso Damian me jalo de la cintura hacia atrás al mueble yo no quiera soltar la pinga de su amigo, me quede con la boca abierta y las manos estiradas mmm, me sentó en el mueble y me dijo esta es tu noche note la cara de lujuria en su mirada no savia que me iban y su amigo se disponía a recorrer mi conchita de una forma que nunca me habían hecho su lengua era muy juguetona gemía de placer y Damian me puso su pinga en mi boca la cual la lleve adentro y le daba una buena mamada luego Maicol se sentó me alzo de las piernas como un juguete para introducírmela yo solo lo agarré su pinga con las dos manos y la puse en la entrada de mi conchita que estaba botando liquido de la lubricación comenzó a entrar poco a poco sentía era riquísimo sus manos la tenía entre en mis nalgas, el sentado y metiéndola despacio no podía creer sentía q me partía en dos, mis caderas se abrían yo gritaba de placer mmm…ahhh que rico, pude ver a Damian grabando esa penetración y diciéndome bb enséñale de que estas echa la metía y la sacaba y aun no llegaba al fondo cuando llego al fondo era un dolor rico que no quería que se fuera poco a poco comencé a moverme subía y bajaba mis pechos se movían de arriba abajo miraba la cámara con gran excitación y decía así mi papi te gusta así, ven ponme tu rica pinga en mi boca que no aguanto más dejo la cámara para q nos grave al frente y se la comencé a chupara mientras me movía en esa pinga q me estaba sacando orgasmos el se movía también al compas mío, luego de un barios minutos me saco y me volteo me la metió de nuevo esta vez entraba fácil y empezó a mordisquearme los pezones que estaba a punto de reventar se hecho más atrás dejando mi culito para Damian el cual se acerco la puso en la entrada de mi culito y en peso a metérmela despacio era increíble sentir como entraba por atrás y nuevamente me dijo vamos amor no me hagas quedar mal en ese momento sentí que entre en un transe sexual, como poseída, por algún dios pagano de la india. Decía cosas cochinas, como: dale amor cógeme así rómpeme la colita papito, dale, me gusta ser la putita de los dos estos machos, si que revientan bien me gustan, que ricas pingas que me estoy comiendo mmmm..uf! Tuve otro orgasmo y decía Chúpame las tetas…….. te gustan mis tetas ??? Te gustan cabrón, nunca había sentido semejante placer, dos pingas, llenándome los agujeritos, dos pedazos de carne que me penetraban una y otra vez, saciando mi imaginación, la que no sabía que llevaba dentro mío y que esa misma noche se despertó. Nos movíamos al mismo compas los dos en eso cuando me sentía por explotar sentía como ambos se venían dentro mío era un placer inexplicable los tres al mismo tiempo llegando a un orgasmo al mismo momento sentía como cada pinga botaba y palpitaba dentro mio el primero en salir de mi fue Damian se sentó al frente en el fofa y luego me levante de enzima de Maicol aun están caliente y pude ver su enorme pinga aun un poco erecta me arrodille en el sofá de costado porque el estaba sentado se le saque el condón y empecé a limpiarlo con mi lengua de arriba abajo me la metí a la coca me la estaba tragando toda con un poco de dificulta pero lo hacia, Damian me miraba excitado por la reacción que tuve le mire y le dije déjame complacer a tu amigo papi si un ratito mas, el tomo la cámara y comenzó a filmar se la chupaba con gran pasión que empezó a crecer dentro de mi boca cada vez más rápido por algo el me decía que era buena chupadora de pinga jejejeje así que se paro me tumbo boca a arriba me abrió de piernas y me la metió duro me dolió pero me gusto subió mis piernas hasta sus hombros y empezó a bombearme sentía rico gritaba de placer le decía si vamos carbón te la voy a dejar exprimida te voy a enseñar como es una buena mujer y mi papi me decía vamos amor no te dejes dale duro demuéstrale lo arrecha que eres, si amor mira como coge tu putita mírame papi como me lo como a tu amigo ahhhhh mmmm a lo que Maicol dijo así eres ruda vamos a ver me volteo dejándome en cuatro patas levanto mis caderas y me la puso por detrás en la entrada yo dije por atrás noooo… a lo que el me la metió sin decir nada salió un grito que casi me desmayo Damian decía eso querías bb vamos no te rindas tu puedes, el ánimo de Damián me motivaba a moverme y lo cual lo hacía diciendo así vamos mas duro así se acerco Damián a ponerme su pinga en mi boca la cual estaba parada comencé a mamarla por buen rato hasta que Maicol la saco y también quería que se la mame, volvería a tener dos pingas en mi mano nuevamente y esta ves tenia que complacerlas a las dos chupaba una luego la otra hasta que sentía como se iban a venir el primero fue Maicol me la metió y sitia como llenaba y mi boca de su leche choreándome por la boca me trague la mita después Damian tirándome las en mis pechos se las limpie y ambos se echaron en el mueble cansados me pare media tumba leca por las envestida que recién mi cuerpo me cobraba le di un beso a Damián el cual me respondió con lengua y le dije gracias papi estuvo grandioso camine al baño con mi ropa y me tire un baño me cambie y cuando salí no encontré a Maicol Damian me abraso me dijo vamos amor ya es tarde salimos del departamento abrasados después el video se lo avía pasado a Maicol el cual nunca más lo vimos me dejo en mi casa nunca mas se repitió algo similar pero tengo muchas mas historias como cuando estuvimos en el taxi el demasiado borracho es otra historia que ya les contare espero les guste
    boletin_pajeroncio@hotmail.com

  12. PERFIL BAJO
    Es martes cerca del mediodía, Lidia la hermosa gerente de aquella empresa de servicios está concentrada en su trabajo rutinario, el teléfono está sonando una y otra vez; es entonces que recién repara que la secretaria ha tomado el día de descanso, ella deja la computadora por un momento y levanta el fono.
    – Omega Servicios, en que le puedo servir?
    ¿Aló? Con El Ing. Aliaga, por favor.
    – El Ing. Aliaga no se encuentra, ¿con quién hablo?
    Mi nombre es Claudio Motta, represento a Medusa una empresa dedicada a la construcción de casas pre fabricadas, me encuentro de paso en Carabobo por unos días; uno de los huéspedes del hotel donde me alojo me comentó de su empresa, no quise dejar pasar la ocasión para conocerla.
    – ¿Por cuantos días se quedará de visita, Sr Motta?;
    La verdad es que ya casi estoy por salir, ¿con quién tengo el gusto?
    – Qué mala suerte, el Ing. Aliaga acaba de salir de viaje y estará de regreso recién el fin de semana, le habla la Sra. Lidia Pino, Gerente de la empresa.
    Me gustaría al menos conocer sus oficinas y recoger algunos datos de su empresa,
    – Encantada de poder atenderle, ¿cuándo vendría por aquí?
    No conozco la ciudad, ¿podría enviar a alguien a recogerme en el Hotel?
    – Sr Motta, me encantaría, pero en estos momentos todo el personal se encuentra asignado y mi secretaria, tuvo un percance el día de hoy; ¿en qué Hotel se encuentra alojado?
    En el Hotel Coronado Suites, ¿lo conoce?
    – Claro, está muy cerca de aquí, a Ud. le sería completamente fácil llegar, ¡caminaría solo un par de cuadras!
    Excelente, en un momento saldré para allá.
    – Mientras tanto, yo le tendré listo el material que Ud. Necesita, ¿ok?
    De acuerdo, estaré allí en media hora.
    Lidia abre unos cajones de su escritorio y en unos segundos ya tiene lista las referencias que el visitante espera recibir.
    Se dirige al tocador, acicala su cabello, un fino rocío de Deep Red le da a esta bella Gerente su toque de personalidad; se sirve un té helado pero no lo bebe, solo juega con el sorbete; se sienta en la Recepción a esperar al visitante, instintivamente hojea algunas revistas.
    Suena el intercomunicador y Lidia se apresura a contestar.
    – ¿Dígame?
    Es Claudio Motta, tengo una entrevista con la Sra. Pino
    – Si claro, lo estaba esperando, ¡pase Sr. Motta! – una chicharra suena y de inmediato la puerta se desbloquea
    En unos segundos, Lidia esta allí tras la puerta esperando al empresario, tocan y en cuanto ella abre, alguien esta parado bajo el pórtico, con una sonrisa amplia; lleva un ramo de flores y una pequeña caja, ella lo mira fijamente y recién repara que es un rostro conocido.
    – ¡Pepeeee, qué sorpresa, pensé que eras un empresario que me acaba de…… ¡Pepe!, ¿eres tú la persona que llamó diciendo que eras Claudio Motta?
    Si, responde el visitante, soltando una carcajada
    – ¡Eres un idiota, me has tomado el pelo! Ja ja ja; – de inmediato ambos personajes se funden en un cálido abrazo, un intercambio de besos en ambas mejillas le dan un aire europeo a este inesperado encuentro.
    – ¿Cuándo llegaste?
    Llegué esta madrugada y tras el vuelo, me di una ducha y me tiré a dormir.
    – Qué hermosa sorpresa, me da mucha alegría verte aquí.
    Ja ja ja, igual que a mi, Lidia; tenía muchas ansias de verte.
    – ¿De verdad? La distancia hace que yo sienta que son solo arrebatos tuyos y que al instante me olvidas.
    Para nada; cada charla contigo ha sido siempre una emoción distinta y fresca, Anoche me dormí pensando la manera de llamarte sin que nadie supiera, quería sorprenderte y robarte un momento para mí. Resulta que la sorpresa me la llevé yo, todo tu personal ocupado por allí afuera.
    – Así es; Segundo salió ayer, ha ido a ver un contrato en Puerto Rico y además asistirá a una Seminario de actualización, estará de regreso este Domingo.
    Qué bien por él… y por ti.
    – ¿Por mí? Al contrario, eso implica quedarme presa en esta oficina; no tengo tiempo para nada. Al regresar a casa, debo de cocinar para la familia, me traigo mi propia comida a la oficina, los fines de semana enseño Mukimono a unos alumnos. Mientras Lidia habla con Pepe, le sirve una limonada helada, lo que la visita agradece.
    Pobre, debes de estar estresada mi querida gatita
    – La verdad que sí, Pepe; ¿sabes? a veces deseo escapar de aquí, salir de esta rutina que no cambia, Segundo es el Director de esta compañía, pero yo soy todo el soporte y aún así, mantengo un perfil bajo. Deseo olvidarme de mis interminables obligaciones y ser un poco más egoísta, pensar solo en mí, pero….no puedo.
    Mientras hablan, Pepe y Lidia no dejan de mirarse fijamente a los ojos, Pepe ha tomado la mano de Lidia, quien se siente rara por ese gesto, mira instintivamente a la puerta cuidándose de la llegada de algún empleado de la oficina, pero termina cediendo ante el encanto de aquel atrevimiento de Pepe.
    – ¿Te sirvo más limonada?
    Humm, no sé, ¿qué bebías tú?, pregunta Pepe, mirando el vaso sobre la mesita de centro.
    – Té helado, solo té
    No te preocupes, compartimos ese té; Pepe coge el vaso de Lidia, le da un sorbo y acerca el vaso a Lidia; coloca el sorbete sobre sus labios recién pintados, las miradas de ellos se entrecruzan; nerviosamente ella le da un nervioso y fugaz sorbo al té, con su lengua aprisiona el sorbete contra sus dientes; en esos momentos se genera un chispazo en el ambiente.
    Pepe se reclina y besa la mejilla de Lidia, ella no sabe qué hacer; solo sabe que un calor delicioso ha estremecido todo su cuerpo; cierra los ojos.
    Pepe se acerca y murmulla cosas que Lidia no entiende, pero que erizan su cuerpo desde aquel pallar de su oreja, atrapado ahora por los labios del visitante, hasta la última vertebra de su espalda.
    Lidia libera bruscamente el sorbete y eso provoca un pequeño salpicón de té sobre su cara y pecho, entonces se separa bruscamente de su visitante Pepe saca un pañuelo, se arrodilla y con mucha delicadeza seca el pecho de Lidia, quien solo atina a cerrar los ojos.
    Cuidadosamente, Pepe acomoda su pañuelo debajo del sostén de Lidia, lo deja allí mientras sus dedos recorren lentamente los contornos de aquel seno; Lidia suspira y siente desfallecer cuando los labios de Pepe se posan sobre el botón de su blusa, la lengua de Pepe se desliza sobre algunas pecas que tiene Lidia en su pecho, ella se quiebra hacia atrás e inmediatamente la hinchazón de sus pezones no se deja esperar.
    Lidia reacciona, toma conciencia del lugar donde se encuentran e intenta resistirse, aparta a Pepe de su lado.
    – No seas loco, alguien podría entrar
    ¿Quién?
    – No sé, algún visitante; la secretaria, si decide regresar; mis hijos, que están fuera de la ciudad….pero podrían llamarme si necesitan algo, o quizás Segundo…no sé; ¡Pepe, es muy peligroso!.
    Lo sé, pero tanto tú, como yo, somos atraídos por esta deliciosa sensación de peligro que nos enerva
    – Siiii, pero alguien podría….
    Pepe no deja terminar de habrá a Lidia, busca sus labios y eso es el detonante, Lidia deja de resistirse y entrecruza su lengua con la de Pepe, sus salivas se intercambian, la desesperación los embarga.
    Pepe toma a Lidia de los codos y la ayuda a reclinarse, entonces Pepe con increíble rapidez y con la ayuda de ella, le levanta totalmente la blusa en color estampado que viste en ese momento.
    Sin dejar de acometer con su lengua, Pepe baja los tirantes del sostén de aquella hermosa mujer, sus manos entonces no encuentran mayor resistencia para que los senos imponentes de Lidia puedan respirar libremente, sus pezones emergen cual submarino lo hace en altamar.
    Y allí van los dos, ambos se estrujan Pepe lame los pezones de Lidia:
    Son deliciosos, no sabes cuánto los he extrañado
    – Mentiroso, ¿de verdad?
    Pepe no responde, solo muerde delicadamente aquellos erectos pezones mientras contempla las aureolas que hay alrededor de ellos, Lidia se quiebra ligeramente hacia atrás y permite que ambos vientres arremetan uno contra el otro; el haber podido provocar aquel bulto en el pantalón de Pepe hace que Lidia se sienta toda una hembra.
    Ella introduce ligeramente sus dedos entre los botones de la camisa de Pepe, acaricia los vellos que hay poco más debajo de su ombligo; el olor a sexo se va apoderando de aquel ambiente, ella estrecha esta vez las caderas del visitante para luego acariciarle apasionadamente sus nalgas; Pepe está mamando desenfrenadamente las tetas de Lidia, cuyos pezones se han hinchado como muy pocas veces, eso hace que ella vuele de placer.
    – ¡Qué rico, es delicioso, le dice a su amante.
    Pepe arremete aquel bulto una y otra vez contra el vientre de ella, dibuja círculos alrededor de las entrepiernas de Lidia, ella jadea de placer.
    – Mi amor, ¡aquí no!, repite ella; mejor vamos más adentro. Acto seguido y cogiendo su blusa de aquella mesita, Lidia toma la mano de Pepe y lo guía poco más adentro de las oficinas, es el depósito que usan para guardar el equipo profesional del personal.
    La lámpara del corredor está encendida, es luz suficiente para transformar aquel depósito en un excelente nido de amor para esta pareja de amantes.
    La blusa de Lidia cae al suelo al igual que su brasier, Pepe no se cansa de mamar y de arremeter con aquella saeta el vientre de Lidia; ella desabrocha el pantalón de Pepe y él hace lo mismo con el pantalón de ella. Finalmente lo consiguen, ambos quedan solo con ropa interior y se toman un respiro.
    La verga de Pepe está totalmente erecta, su pequeña trusa se asemeja a la carpa de un circo sufriendo los estragos de una llovizna hecha de la abundancia de líbido, la roza suavemente contra el húmedo bikini de Lidia; la sensación que provoca conectar la humedad de ambos es indescriptible, Lidia suspira teniendo aquel bulto entre sus piernas, una leve sonrisa aflora en sus labios y entonces ella termina de olvidarse del mundo exterior.
    Aquella pareja de amantes se devoran irracionalmente bajo el umbral de aquel refugio, el sonido que provoca el desenfreno de sus lenguas entre tanta saliva es enervante.
    Pepe desliza sus manos sobre las caderas de Lidia, coloca sus dedos bajo la banda elástica del bikini y juega con él, aquel duro falo entre sus piernas sigue provocando el éxtasis en Lidia; la prenda íntima de Lidia empieza a deslizarse, ella a su vez coloca su mano bajo las entrepiernas de Pepe, siente dos bolas que se contraen al sentir sus caricias y esa sensación la excita aún más.
    Pepe lame la parte baja de los senos de Lidia y al mismo tiempo, termina de desvestir a Lidia halando suavemente de su bikini.
    Entonces mordisquea las costillas de Lidia, mientras ella le acaricia su cabello; la lengua de Pepe se detiene un momento en el ombligo de ella, pero solo para retomar su ataque, acometiendo con lengüetazos el vientre de su amante.
    Aquella lengua de desliza con rumbo al sur y no se detiene hasta tener muy de cerca los labios mayores, lubricados por un abundante fluido viscoso, el pubis de Lidia está desprovisto de vello por la rasurada de la noche anterior.
    Pepe llega hasta allí, dibuja círculos alrededor de esa apetecible ostra, se dirige al botoncito que estuvo escondido entre los labios menores, pero que ahora hinchado por la excitación, es imposible que siga oculto; lo mordisquea, lo lame, absorbe aquel elixir del que está untado, eso incrementa el placer de Lidia pues el ruido que provoca aquel lambetazo es de lo más lujurioso.
    Pepe divisa las toallas que se encuentran en uno de los estantes y los acomoda sobre uno de los embalajes que hay en el almacén; entre embate y embate, dirige a Lidia sobre aquella improvisada litera, ella no se resiste pues en esos momentos solo razona con sus entrepiernas.
    Mientras la lengua de Pepe, aun sobre el vientre de aquella gatita, hace un veloz recorrido de regreso en dirección norte, sus manos ayudan a Lidia a recostarse sobre las toallas; el espectáculo es bellísimo, los labios menores de Lidia están totalmente lubricados por aquella sobre sobre dosis de placer; lo que sigue es una vorágine de brutal Cunnilingus, Lidia descansa sus talones al filo del embalaje mientras sobre Pepe horada profundamente aquella almeja que tiene frente a su falo. El olor que despide aquel manantial le provoca un deleite indescriptible.
    Las manos de Pepe se posan sobre los senos de Lidia, lucen erguidos; sus pezones están tan hinchados, tanto como su clítoris, entonces decide presionarlos un poquito, los pellizca con cuidado y Lidia reacciona de inmediato.
    – ¡Qué delicioso, me eriza cuando haces eso!
    Entonces, Pepe aumenta la presión y sin dejar de lamer la cueva de Lidia, sacude aquellas grandes tetas otro poquito más
    – Así, qué rico, ¡más ¡ – demanda Lidia
    Pepe tiene sus dedos índice y pulgar de ambas manos ocupados en aquel juego, ha aumentado el ritmo del vaivén de aquellos senos y los sacude como si fueran maracas en melodioso ritmo caribeño.
    Pepe juega con las nalgas de Lidia, la ayuda a que ella coloque sus piernas sobre sus hombros y luego con otra ayudita más, Lidia recoge sus rodillas hacia sus senos; esa posición de pollito a la brasa deja su tímido ano a merced de la lengua de Pepe, transformada ahora en una insaciable serpiente cascabel.
    Con sumo cuidado, aquel ofidio se acerca a la gruta que Lidia aloja entre sus nalgas; con su dedo índice, Pepe recoge algo de la humedad que hay en aquella concha y la desliza sensualmente hacia abajo; la yema de su dedo acaricia el ano de Lidia haciendo pequeños círculos, la deja lista para un delicioso ataque lingual.
    Pepe se reclina y como un verdadero colibrí empieza a horadar en esa hermosa cueva, la cual se contrae solo por un momento, para después relajarse y rendirse ante tanto placer.
    – Pepe, qué rico, hoy no tengo miedo, hoy es para ti, dice Lidia.
    El sonríe y sin dejar de lamerla, estira su mano buscando su pantalón que está por el suelo, saca de allí una bolsita; Lidia tiene los ojos desorbitados por aquel anilingus y ni se da cuenta de lo que él busca.
    Pepe abre el paquete y acaricia con él, las entrepiernas de Lidia.
    De pronto suena el celular de Lidia, quiere reclinarse, pero Pepe no la deja, en cambio le alcanza el aparato que se encontraba en su pantalón; ella reconoce el número de la llamada entrante y palmea los nudillos e Pepe, quien solo atina a mirarla por un segundo para volver luego al festín en que se encuentra.
    – ¿Aló?
    Hola cariño, soy yo
    – ¿Segundo? – responde nerviosamente a su marido mientras con gestos se le hace notar a Pepe
    Estoy viajando en un taxi ahora y aproveché para llamarte, estoy regresando de hacer unas compras y me dirijo ahora a una vista a una planta de ensamblaje del cliente, ¡vamos a ver, que pasa!
    ¿Todo bien por la oficina? Te llamé al teléfono y no me respondías
    – Lo que pasa es que estaba en el almacén y no me di cuenta de tu llamada
    Aquel beso negro ha conseguido dilatar notoriamente el ano de Lidia, entonces Pepe le introduce su dedo otro poquito más, a lo que ella da su consentimiento con una sonrisa de lo más arrecha
    ¿El almacén?, ¿algún problema allí?, pregunta Pepe
    – Nooo, al contrario, todo está excelente por aquí, lo que pasa es que me puse a hacer algunas cosas aquí y tu llamada entró justo cuando andaba literalmente gateando sobre unos cajones, su amante sonríe al escuchar aquello.
    Como un gato y evitando hacer ruido Pepe acerca su verga a la cola de Lidia, quien ha vuelto a recoger sus piernas contra sus senos; le da unos pequeños golpecitos entre sus nalgas, Lidia lo mira con ansiedad.
    Esa llamada ha disparado el líbido en ambos y Pepe no espera más, coloca su duro miembro en aquel umbral; la lubricación y las ganas hacen el resto.
    Una y otra vez arremete contra ese preciado hoyito de Lidia, es un embolo que entra y sale, la intensidad sube y sube, el ruido que provoca aquel pistón hace que Lidia desfallezca de placer.
    Estuvo lloviendo por aquí, ¿cómo está Carabobo?
    – Aquí hace muchísimo calor, ¡como nunca¡ – dice ella mientras es sacudida por los embates de su amante
    Ja ja ja, ¿de verdad?, agrega Segundo
    – De verdad, – y mirando maliciosamente a Pepe, agrega – si me vieras, estoy toda húmeda.
    Ah, bueno, si todo sale bien, yo debo de estar viajando el Domingo al mediodía, ¿hay mucho trabajo?
    – Mucho, hoy estoy clavada en pleno depósito – eso deleita a Pepe
    El no espera más y saca finalmente lo que llevaba en el paquete; es un pequeño vibrador, lo conecta y de inmediato lo coloca sobre el marisco de Lidia, quien ya no sabe cómo moverse de tanto placer; pues al mismo tiempo su ano se está dando un festín con la verga de su amante.
    ¿Y ese ruido? pregunta Segundo al escuchar el zumbido del juguetito
    – Ah, ¿te refieres al ventilador portátil? lo tenía por aquí cerca y me animé a prenderlo por el calor que tengo
    Ah, entiendo cariño, ¿ya regresaste a tu oficina?
    – No, pero ya casi me vengo; responde ella arañando a Pepe
    ¿Casi te vienes?
    – Te quise decir que ya casi me regreso
    Entonces no te molesto más cariño, te llamo mañana, besitos.
    – Gracias, los estoy recibiendo aquí ahora, agrega Lidia, inyectada por aquella adrenalina. Bye
    Lidia sin dejar de moverse, coloca el celular a un lado de su lecho y acelera el ritmo.
    – Pepe, todo esto es demasiado placer jamás tuve sexo tan, pero tan rico. Déjame hacer algo que jamás hice y hoy se me antoja
    Claro, dice Pepe
    – Quiero que intercambiemos nuestros sitios – de inmediato ella se reclina de su posición -Tú colócate ahora aquí – le pide a Pepe
    Entonces, él se reclina sobre aquellas almohadas y deja su falo totalmente lubricado al alcance de Lidia
    Ella sonríe y lo empuña por un momento, lame el glande y sin dejar la empuñadura, se bebe el néctar que encuentra en aquella cúspide; entonces empieza a deslizar su mano en forma vertical, sube y baja una y otra vez, Pepe hace esfuerzos por no venirse.
    – ¿Te gusta, pregunta Lidia?
    Mucho, responde él
    Ella acerca su respiración a aquel enrojecido glande y lo calza en su boca.
    – Esta delicioso, mi amor!
    ¿De verdad? ¿Eso era lo que se te antojaba hacer?
    – Eso y algo más, mi amor.
    ¿Qué más?
    – Reclina tus piernas contra tu pecho, responde ella
    Pepe obedece; su endurecida verga se oculta entre sus muslos y entonces sus nalgas se levantan, dejan ver algo de vellosidad, pero además su ano queda expuesto, Lidia sonríe, le encanta ese espectáculo.
    Ella continúa con aquella felatio, con intervalos su lengua se sale del camino y se va en dirección sur, hasta acercarse a un par de bolas que se contraen y se expanden por el placer, como un juego de péndulos; las lame, juega con ella, se las mete a la boca.
    A Pepe se le eriza cada uno de los vellos que se encuentran frente al mentón de Lidia, ella continúa con aquel recorrido y baja otro poquito más; se detiene justo en el espacio que hay entre los testículos y el ano de Pepe, quien recién repara en lo erógena que es esa zona, una sensación totalmente agradable y desconocida.
    – ¿Te gusta?
    Sí, me gusta porque lo haces tú, eso no es de nadie más.
    Entonces ella se humedece los labios con su lengua y la acerca a ese virgen lugar, lo humedece, le da de su aliento, Pepe cierra sus ojos y duda por un momento, jamás le sucedió esto.
    Lidia hace círculos con su lengua alrededor de la cueva de Pepe, cuyo vientre se contrae del placer,.
    ¿Estas bien?
    Si, responde él
    Entonces Lidia empuja las piernas de Pepe otro poco más hacia atrás y toda la humanidad de su amante queda a su alcance, introduce su lengua otro poco y luego otro poco más. Lidia está excitadísima, está realizando uno de sus más secretos deseos, ha aguardado por esto desde sus días de despertar sexual.
    Así arrodillada como está, consigue abrir sus piernas e introduce un dedo índice en su vulva, está aún más húmeda que momentos atrás; acerca ese dedo a Pepe y le da de beber aquel fluido, mientras empieza a masturbarlo deliciosamente; su lengua no ha dejado de horadar la cola de Pepe.
    Se detiene por un instante y pregunta
    – ¿Estás listo?
    Hace rato, responde él
    Entonces ella, repite el ritual una vez más, entierra su dedo índice en su vulva y le da de beber el fluido a Pepe; ya no pregunta esta vez, solo vuelve a empuñar aquel falo y juega con él, lo lleva una y otra vez en movimiento vertical; lo masturba al punto que el glande de Pepe ha quedado completamente rojo, sus bolas van de un lado para el otro y su ano está siendo invadido al mismo tiempo de un placentero ritual.
    El éxtasis no se deja esperar, Lidia no ha dejado de lamer, siente el murmullo de aquella erupción que ya llega, escucha el gemido de Pepe, ella tampoco quiere esperar a más
    Un volcán lácteo alcanza su frente, Pepe lanza un gemido intenso y eso abre las compuertas de Lidia; ella se viene con un chorro de orines lechosos, su lengua ha dividido funciones entre chillidos y lambetazos al hoyito de Pepe.
    Ambos caen extenuados, se abrazan, sus lenguas se entrelazan, murmuran cosas y finalmente se quedan dormidos.
    (Continuará)

  13. Mi primer trió:
    Hola, soy un chico de alicante de 29 años, soy bisexual, sin pluma y sin salir del armario, nadie sabe lo mío. Tengo una pareja de amigos, de mi misma edad, la cual somos amigos de toda la vida y ellos llevan como novios toda la vida, pero parece que su relación se había estancado, porque la historia que os voy a contar a continuación me paso con ellos hace unos meses,
    Una tarde mi amiga Sonia me llamo para que quedáramos, que quería pedirme algo. Yo soy electricista y pensaba que sería algo para reparar así que sin más fui a su casa.
    Cuando llegue estaban ellos dos solos, la casa es de los padres de ella, pero ellos estaban de viaje, y mis amigos los encontré un poco nerviosos, nos sentamos en sofá y…
    -Te queremos hacer una pregunta -dijo ella, -claro lo que queráis-les conteste. Yo me asuste ya que en mi vida he tenido pocas novias y pienso que la gente piense que soy gay y me da vergüenza y me asuste. Ella prosiguió diciéndome tu eres….? te gustan….?, yo me quede de piedra y no supe que contestar, así que mi amigo, menos asustado continuo la conversación, no es lo que parece, no te asustes, lo que pasa es que, parece que nuestra relación se ha estancado un poco y hemos pensado en hacer un trió hmh, y hemos pensado en ti, yo nunca he estado con un tío, no se tu pero yo no y ella tampoco ha estado con dos tíos, nos da igual tu experiencias y no pasa nada en que nos digas que no, es una cosa fuerte de entender y no pasaría nada.
    Pasaron unos minutos en silencio y les dije que podríamos probar, que porque no. A ella se le puso una sonrisa en la cara y me dijo que al día siguiente también tendría la casa para ella sola así que sería el mejor día.
    Ella vive en una casa grande con piscina, era verano y quedamos sobre las 5 de la tarde para tomar café y ver que hacíamos, así que a la hora acordada llegue yo a su casa. Toque al telefonillo y me abrió la puerta diciéndome que estaban en la piscina que fuera allí. Entre y fui directo a la piscina y que me encontré, estaban los dos en el césped el con un bañador normal, pero ella estaba en topless y la parte de abajo era una braguita que le dejaba ver medio culo, esta impresionante, aunque éramos amigos era la primera vez que le veía el culo y las tetas. Pues yo no me he traído el bañador, les dije, y ella me contesto pues no pasa nada si hemos venido…. bañémonos desnudos. Primera prueba de fuego, mi amigo hizo caso a su novia que pillaba la iniciativa y se lo quito, dejando a la vista una enorme polla peluda y yo unos minutos después empezó a desnudarme también. Yo al si haber estado con algún tío voy enterito depilado así que al enseñar mi polla ella se quedo alucinada, parecerse que era la primera que veía así-solo he visto pollas así en las pelis porno, jejej-decia, -ya pero si queréis higiene esto es lo mejor, les conteste. Nos metimos en el agua unos minutos pero al salir ella se quito su braguita quedándose entera desnuda y ya nosotros dos fuera del agua se nos puso la polla muy dura y nos digo-vallamos para dentro que aquí nos pueden ver y parecerse que ya estamos listos.
    Los tres súper nerviosos entramos en la casa subimos a su habitación, y nos metimos en la cama. Ella empezó a besar y acariciar a su novio, yo empezó acariciar con una mano el sexo de ella y la polla de él con la otra, pero ni mas tocarle la polla se asusto, pero no me rechazo. Cuando dejaron de besarse le invite a él a que me comiera la polla y a ella que le enseñase, y los dos empezaron una gran comida de polla que me llevo a la gloria. Cuando el pillo mas la iniciativa ella me puso todo su sexo en mi boca, ni mas tocarlo con la lengua note que estaba súper húmeda y se lo comí todo hasta notar que estaba ya preparada y nos cambiamos. Me acosté yo en la cama y ella se puso encima mío clavándose mi polla y cabalgando a 100 por hora y mi amigo me dio su polla para que se la comiese. La poca practica parecía que no pillábamos el ritmo, al calor de verano nos hacia sudar, pero la excitación y no sé si por ser la primera vez, que de repente mi amigo se corrió en mi boca y al notarlo me excite yo y me corrí yo dentro de mi amiga, al igual que ella que también termino, menos mal que ella tomaba la píldora, y quedamos los tres en la cama reventados y………continuara¡¡¡¡

  14. Amor a la paja

    Hola!, me alegra y excita encontrar varones pajeros como yo. Levanto mi pija en reivindicación de la paja, el noble oficio de masturbase en honor al amor y sexo total con uno, sin vergüenzas ni pudores.
    Ahora escribo luego de acabar mirando en la computadora un video de travestis cogiendo entre ellas.
    Fue una paja sencilla, saqué mi pija (que bien erecta alcanza los 18 centímetros de largo por 4 cm de ancho) y luego de embardunarme los labios con el líquido preseminal, le di suave a mi pene hasta que comencé a sentir que me llegaba la leche. Ahí me detuve, puse la verga entre mis muslos y los moví pausadamente hasta que ví que en la peli la trava largaba su lechazo sobre la cara del hombre que la acompañaba; entonces si, me moví más rápido hasta que empecé a derramar mi lechita sabrosa, sabrosa porque me encanta tragarmela.
    Tengo 42 años, soy divorciado, periodista, sano, buen aspecto.
    En promedio me pajeo 4 veces por semana, aunque depende de las calenturas que junte, pues muchas veces me masturbo cinco o seis veces en un día. Cuando estoy muy alzado me pongo una tanguita y me siento sobre una zanahoria, para sentir en mi culo un bulto. No soy gay, sino pajero. Me gustaría hacer pajas cruzadas, mirando porno y gozando.
    Me excito con travas, conchas depiladas y lesbianas.

  15. SI BIEN ES SIERTO QUE DOÑA SUSY, TENIA EL PROBLEMA:
    sobre el como llevar a cabo su fantasía, también es cierto que muchas de sus contemporáneas, también lo resolvieron igual que ella, pero la gran mayoría sigue con ese detalle sin solucionar, por falta de quien las oiga, las guíe, y las lleve a feliz puerto.
    Por ello el que aconsejo que quien lea estas líneas no culpe o critique alas mujeres maduras de no saber, o no animarse a aprender formas nuevas (para ellas claro) de ser felices sexualmente. Es el caso de la señora Adriana, de la ciudad puebla, que en una de mis conferencias donde se trató el tema de “mujeres no satisfechas” hacia yo alusión de quienes nunca han conocido un orgasmo, así como aquellas a las que la insatisfacción las ha hecho presas del no cumplimiento de fantasías, o a veces el no ser escuchadas por su pareja, no importa que la fantasía no se cumpla, solo con el hecho de que la dialoguen, sería para ellas el desahogo y el impulso de una noche tórrida; otras, han optado por tener grupos de amigas o clubes, donde a manera de broma han salido a relucir fantasías, y que el hecho de compartirlas entre ellas, les han hecho bien y han frustrádose menos,

    Doña Adriana, me abordó al salir después de atender a un sin número de mujeres antes, y me dijo que… ¿si podía visitarme en el hotel en el que me hospedaba, por que ella quería consultarme en privado, que cuales eran mis honorarios, y a que hora podría ir? Le contesté que a partir de las 5:00pm en delante ya estaría descansado y comido, que la esperaba en el lobby del hotel, para tomar algo, y si quería entrar en detalles subiríamos ala habitación para ultimar detalles.
    Y así fue llegó puntual yo me acababa de instalar en una de las mesas de al fondo, cuando la vi aparecer en la entrada, me puse de pié le hice una seña de donde me encontraba, y nos reunimos… comenzamos con trivialidades a cerca de la conferencia, ella aduciendo lo bien que le había hacho ir, que una amiga le dijo de la existencia de ese tipo de conferencias, me señaló que era divorciada desde hace 5 años, los problemas que la llevaron al divorcio, entre otras cosas, cuando ya llegamos al tema principal de la razón de su visita, me pidió de favor que si lo podíamos platicar en mi habitación pues quería ser muy especifica y sin tapujos, con palabras concretas y sin sobre nombres al llamar a su problema por “su nombre”.
    Pedimos la cuenta subimos a mi cuarto de hotel, y la invité a sentarse en la salita de este, le invité una copa brandy, me contestó que si había tequila mejor, si había, y se la serví. Después de “un gracias, por nada” y de que se tomó el tequila de “un jalón” tal vez para agarrar valor, me senté frente de ella al borde de mi cama, comenzó a platicarme, que ella, tenía la fantasía de ver una película xxx y poder “calentarse” (según sus palabras) sin tapujos, y con toda la libertad, de hacer comentarios con “palabrotas” y que nadie le llamara la atención, por que eso la excitaba mucho, y que como si fuera una colegiala, se le permitiera hacer travesuras, como en el cine, tocando y siendo tocada como ha escondidas, “usted ya me entiende como “ me dijo, la verdad si la entendí y bien, por que en mis mocedades, “chacalié” a casi todas mis novias_ le hice esta comentario con cierta picardía que me agradeció, diciendo, “ya nos vamos entendiendo Profe” y se ruborizó, así que me pidió que no rebuscáramos palabras, pues quería que se hablara del tema “a calzón quitado” _ me parece muy bien le dije_ así que doña Adriana, puede comenzar a platicarme todo sobre usted, con todas las palabrotas que quiera, mientras le pongo al canal de las películas pornográficas, para que ella entrara en calor; a esas alturas la mujer ya llevaba tres tequilas, y cada vez se ponía más contenta y más atrevida, iba vestida con un traje sastre corto de falda y con una blusa bajo el saco del traje que si bien es cierto que los botones serraban hasta arriba junto al cuello, en ese momento aduciendo calor los desabrochó asta medio seno y con sus copas de mama que son aproximadamente del 36_c. pues se le veían unas apetecibles tetas desde el nacimiento de estas… apareció en dicho canal televisivo una especie de show donde era un bar para mujeres con un “chipen del” (solo para mujeres) donde una de ellas le hacia una felación al participante del show, ella comenzó a hacer los siguientes comentarios, “ que buena verga tiene ese cabrón” _ eso me dio la pauta y la seña de que ya deberíamos de entrar al terreno de “el calzón quitado” _ le dije_ Ady, ¿le gusta mamar?, _me encanta Profe_ me dijo… pero mi piche marido no le gustaba, no se imagina las veces que lo quise hacer buey pero no me animé, si me deja hacer ahora todo lo que yo deseo, le prometo que no se va a arrepentir_ por supuesto que le permitiría, de todo, ella estaba pagando honorarios.
    Adriana continuó con sus comentarios, “siempre he tenido espíritu de puta, Profe, pero nunca me he atrevido a soltarlo, hoy le voy a dar rienda suelta” adelante Arrianita adelante_ le dije_ nos sentamos en el mismo sillón, y apagué la luz, para simular que era el cine, le dije que podía hacerme todos los comentarios que quisiera, con picardía me dijo “¿solo comentarios, o puedo hacer algo más?” _ todo a su tiempo Arrianita _ le contesté_ entonces continuó diciendo, “si, Profe Marko, la verdad quiero calentarme ¡mire nada mas que mamada tan rica! Hay chiquito quien te tuviera en la boca para sacarte toda la leche, papi, que ricura de verga” y cosas así. Mientras hablaba me sobaba la pierna y casi llegaba a mi pene, se veían escenas muy subidas de tono y la mujer madura, se revolvía en su asiento, para no desentonar, le paseé el brazo, por el cuello y le tallaba muy suavemente por encima de la blusa sus enormes tetas. Ella seguía en su mundo diciendo groserías, y sobándome ya el pene, por encima del pantalón. Entonces le metí la mano a las tetas, y le desabroché la blusa casi toda, le saqué una y como a mis novias le comencé a mamar de una por una las tetas, ella ya resoplaba y decía cosas mas fuertes como: “ay quiero coger y mamar como una puta, en brama, debe ser muy cachondo que te cojan de a perrito, quiero saber que se siente ser una perra cojida desde atrás, ay que rico se ve quiero saber a que saben los mecos, en mi boca, ¿me los das papi? _ Y volteó a mirarme _ solo asentí pues estaba ocupado mamándole sus tetotas. La despojé de toda su ropa y yo de la mía, hicimos un 69 y mamamos hasta que nos vaciamos uno en la boca del otro, seguimos viendo la película por que ella era de carrera larga, me preguntó que si yo tenía alguna fantasía, ella me la cumpliría fuera la que fuera, le dije que no se comprometiera por que mi fantasía consistía en algo más fuete, “usted solo dígame”
    ”Que de conseguírsela yo me encargo” bueno_ mira Adrianita, siempre he querido que una mujer madura como tu, me consiga una muchachita tiernita, y con su permiso y presencia me ayude a seducirla y si bien es cierto que no pienso penetrarla si quiero inducirla a hacer varias cosas sexuales. “ya veo, usted quiere que le consiga una sobrinita o aijada, hijas no tengo puros varones, pero tengo una amiguita que si creo que le entre, y no sea mocho, diga todo por su nombre si quiere que se la mame, yo se la consigo, si quiere cojersela no hay pedo, si solo quiere seducirla pues ese es su gusto, yo le recomiendo que le meta el pito, que al cabo si les gusta solo que se hacen pendejas”.

    Eso me dio mas confianza y le pedí que nos fuéramos ala cama a echar un buen palo, no se hizo del rogar, pero quiso que fuera como “perra” y si, así fue, la puse a a gatas, y se la dejé ir toda, no era ningún trabajo, estaba muy mojada, pero se movía, como un demonio, pujaba y decía cada grosería como “ que bien cabrón, que rico se siente, ahora métemela por el culo, quiero saber por que se enculan la pinches viejas cuando las culean” y cosas por el estilo.

    Cuando le hice el sexo por el ano, bramó y chilló t dijo mas cosa, terminamos muy cansados pero satisfechos, por último, me dio una mamada hincadita en la cama, y me dijo que le gustaba que le dijera cosas cuando mamaba, por que quería sentir mi leche, en su boca y que cuando estuviera sucediendo esto, le dijera mas groserías, por que eso la haría terminar solita y casi orinar la cama, _bueno, se llevó el pene a la boca, y comencé a decir. “ pinche puta, cuantas veces hiciste buey a tu viejo, he perra descarada, ¿Cuántas veces te han de ver cojido entre mas de 3 hija de tu puta madre perra arrastrada, que te dejaron el culo escaldado desgraciada puta de mierda” con ello Adriana estaba que sorbía mi semen, y resoplaba, solo dejaba de mamar para decir “dime mas papi mas” y volvía a mamar, mucho mas fuerte. “sigue perra puta, cojelona de la chingada, que casta y pulcra has de ser, se me figura que hiciste bueyes a mas de 5 pendejos, ahora en castigo comete mis mecos perra, que te voy a llenar la boca como a tu sobrina, que ha de ser igual de puta que tu, me cae que tu las enseñas, perra cojida del culo” con eso terminé en su boca y ella casi se orinó en la cama pues se dio una corrida, que difícilmente lo hace una mujer de forma normal.

    Cuando terminamos exhaustos nos bañamos juntos y cachodeamos un poco solo por no dejar, ya para irse, me hizo la promesa que si para el día de mañana no me iba traería a su amiguita y me daría como regalo mi fantasía. Me pagó mis honorarios, me dio un beso muy lindo de despedida, y me dio las gracias por su terapia llevada a buen fin.

  16. Ese día nos metimos en un baño del parque roca a cojer con adriana se acostó en el colchón que avía en el suelo se bajo el pantalón y se puso boca arriba y yo me baje mi pantalón con la pija dura y me mira con cara de sorprendida diciéndome que si le iba a entrar mi pija en su concha ya que tenia la concha estrechita cuando me acomode entre sus piernas me agarro la pija y con un movimiento de sus caderas intento que le entre y se puso saliva con la mano y volvio a intentar que le entrara la verga y le entro la punta y yo ise fuerza para que le entrara toda entera mientras teníamos sexo hacia una cara que no aguantaba mi pene y se agarraba fuerte de mi cintura y me dice que no le acabe adentro y que le coja mas rápido y al sentir mi verga que iba a acabar se la saque de la concha y le acabe toda mi leche en la pierna

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*